arriba Ir arriba
  • El presidente asegura que el Gobierno aplicará la ley "igual para todos"
  • Zoido: "Si ETA no se ha desarmado antes es porque pretendía algo a cambio"
  • El Ejecutivo recibe con "cautela" la filtración sobre el anuncio del desarme
  • Hernando (PSOE) pide prudencia y dice que la noticia llega tarde
  • Iglesias: "Una buena noticia para la paz y la convivencia"
  • Ciudadanos exige la completa disolución de la banda

Seis años después del anuncio del cese definitivo de la violencia, ETA va a anunciar en breve un plan de desarme. Será en abril, aunque este viernes, a través de medios de comunicación internacionales, va a comunicar su voluntad de hacerlo. La idea es dar a conocer el listado de zulos que siguen activos y su intención de destruir las armas que aún tienen en su poder.

El lehendakari Iñigo Urkullu ha valorado positivamente el anuncio sobre la posibilidad del desarme final de ETA, que podría producierse el 8 de abril, y ha asegurado que "el gobierno vasco hará todo lo que esté en su mano para que llegue a buen puerto" el proceso. Asimismo, ha solicitado a las instituciones implicadas, "especialmente a los gobiernos español y francés, altura de miras" y canales de comunicación directos alejados de la expectación mediática.

La Audiencia Nacional ha citado a declarar a los seis miembros de la llamada "Comisión Internacional de Verificación" que se han reunido con etarras en los últimos meses. El juez Ismael Moreno les va a preguntar por la identidad de estos miembros de ETA. La medida fue solicitada por el Colectivo de Víctimas del Terrorismo del País Vasco, COVITE, y cuenta con el apoyo de la fiscalía. La Ertzaintza, de momento, sólo ha podido notificar esa citación a uno de los llamados verificadores porque los otros cinco ya han abandonado Bilbao.