Enlaces accesibilidad

Elecciones europeas

Los españoles, poco interesados en las elecciones europeas pese a ser conscientes de su trascendencia

  • Más de dos tercios de los encuestados en el sondeo preelectoral del CIS admiten que apenas les prestan interés
  • Pero más del 60% cree que las decisiones de la UE les afectan bastante o mucho | Especial: elecciones europeas

Por
Varios diputados votan a mano alzada en el Parlamento Europeo
Varios diputados votan a mano alzada en el Parlamento Europeo. REUTERS

La perspectiva que los españoles tienen de las elecciones europeas tiene algo de contradictorio: la mayoría admite que las decisiones que toma la Unión Europea les afectan bastante o mucho, pero, pese a ser conscientes de esa trascendencia de los asuntos europeos, más de dos tercios admiten que sigue las noticias en torno a los comicios para renovar el Parlamento Europeo con poco o nulo interés.

Así lo refleja el sondeo preelectoral del Centro de Investigaciones Sociológicas publicado este jueves [ver en pdf], en el que, además de las proyecciones sobre el reparto de los 54 escaños que España asigna y las estimaciones de las elecciones municipales y autonómicas, se incluyen diversas preguntas en torno a la visión de la Unión Europea.

En este sentido, un 36,5% de los encuestados por el CIS reconoce que las noticias sobre el club comunitario le interesan poco, mientras que otro 18,5% afirma que no le interesan nada. Del otro lado, solo el 34,2% dice estar bastante interesado, por un 10,4% que asegura que le interesan mucho.

Si el foco se concentra no en la Unión Europea en general, sino en las elecciones europeas del 26 de mayo, el desinterés aumenta: el 42,6% dice estar siguiendo las noticias sobre los comicios con poco interés y el 27%, con ninguno. A cambio, un 24,2% muestra bastante interés y apenas un 5,8% dice que le interesan mucho.

Decisiones que afectan

La cuestión es que los encuestados dicen ser conscientes de que lo que se decide en Bruselas tiene un impacto claro en su modo de vida. De hecho, al ser preguntados en qué medida creen que esas decisiones les afectan, un 45,6% dicen que bastante, y otro 26,3% van más allá y dicen que mucho.

Apenas un 5% cree que las medidas de las instituciones europeas no les afectan, mientras que otro 16,3% considera que les afectan poco. En otras palabras, apenas uno de cada cinco cree que no influyen significativamente sobre sus vidas.

Pese al relativo desinterés de los españoles, el sondeo preelectoral del CIS estima que la participación en las elecciones europeas alcanzará el 63%, la mejor cifra de los últimos 20 años, gracias al efecto arrastre de la coincidencia con las elecciones municipales y autonómicas.

El dato pierde lustre si se observa que es similar al de la última vez que coincidieron, en 1999, pero no deja de ser una buena noticia, si finalmente se cumple, ante del desapego que, no solo en España, detectan las instituciones europeas por parte de los ciudadanos.

Proyección de reparto de los 54 escaños de España en el Parlamento Europeo, según el CIS

Proyección de reparto de los 54 escaños de España en el Parlamento Europeo, según el CIS EFE

El voto, marcado por los asuntos nacionales

En cualquier caso, aunque tengan pensado ir a votar, el sentido del voto estará marcado por la política nacional más que por los asuntos europeos: el 61,4% afirma que los asuntos nacionales serán los que más le influyan, mientras que apenas un 12,1% promete que votará en función de los temas relaciones con la Unión Europea y el Parlamento Europeo. Y otro 16,5% los coloca en pie de igualdad.

En cuanto a los candidatos, el más valorado y el único que alcanza el aprobado un cinco raspado- es el socialista, Josep Borrell, aupado en su larga trayectoria como ministro en diferentes carteras y, quizás, en su labor europea: fue eurodiputado y presidió el Parlamento Europeo entre 2004 y 2007.

También es muy conocido el líder de Esquerra Republicana de Catalunya, Oriol Junqueras, quien permanece en prisión preventiva mientras es juzgado en Tribunal Supremo por el referéndum ilegal del 1-O y la declaración unilateral de independencia de Cataluña. Con todo, Junqueras apenas alcanza una valoración de 3,1 sobre diez.

El resto de los candidatos europeos son relativamente desconocidos para los encuestados: hasta un 42,7% dice no conocer a la aspirante del PP, la exministra Dolors Montserrat, mientras que el candidato de Vox, Jorge Buxadé, es desconocido para el 49,5%. Mucho menos aún les suenan las caras de Luis Garicano, de Ciudadanos, ni María Eugenia Rodríguez Palop, de Unidas Podemos, a quienes no identifican el 69,3% y el 71,3%, respectivamente.

Noticias

anterior siguiente