Enlaces accesibilidad

Guerra en Siria

El Consejo de Seguridad de la ONU aprueba por unanimidad pedir una tregua de 30 días en Siria

  • Rusia ha respaldado el texto a favor del alto el fuego en el país
  • La ONU exige enviar ayuda humanitaria y sanitaria "a cualquier territorio"
  • Demanda también que se permita la evacuación de heridos y enfermos

Por
El Consejo de Seguridad de la ONU aprueba por unanimidad pedir una tregua de 30 días en Siria

El Consejo de Seguridad de la ONU ha aprobado este sábado por unanimidad una resolución que demanda una tregua de 30 días "sin retraso" en todo el territorio de Siria con el fin de facilitar el suministro de ayuda humanitaria y las evacuaciones de heridos y enfermos.

En una sesión que ha comenzado con un retraso de dos horas y tras varias jornadas de intensas negociaciones, finalmente, Rusia, aliada del Gobierno sirio y que vetó la petición el viernes, ha respaldado un texto de compromiso impulsado por Suecia y Kuwait, que ha salido adelante con el apoyo unánime de los 15 Estados miembros.

La tregua ha sido aplaudida por las dos facciones de rebeldes de Guta, aunque el texto autorizará que continúen las operaciones militares contra los grupos considerados terroristas por la ONU, incluidos el Estado Islámico o el Frente al Nusra. El Consejo de Seguridad ordena que, una vez sea efectivo el cese, todas las partes permitan el acceso seguro de convoyes humanitarios de Naciones Unidas y sus socios a cualquier punto necesitado de ayuda.

Minutos después del acuerdo, el Observatorio sirio de Derechos Humanos ha denunciado que varios aviones de guerra han bombardeado zonas del feudo opositor de Guta Oriental, donde solo en los últimos días han muerto más de 500 personas

La ofensiva contra Guta Oriental deja más de 500 muertos en una semana

Envío de personal sanitario y evacuación de enfermos

La resolución exige también que se facilite la entrada de personal sanitario, que escasea en Guta, y que se autoricen las evacuaciones médicas cuando sea necesario.

La resolución ha sido negociada durante cerca de dos semanas por los miembros del Consejo, entre crecientes llamamientos internacionales a actuar ante los intensos ataques gubernamentales contra Guta Oriental, a las afueras de Damasco. 

La masacre sobre Guta, en la que el Observatorio sirio ha contabilizado 2.300 heridos en la última semana, ha sido calificada por la ONU como el "infierno sobre la Tierra". 

El baño de sangre en Guta Oriental deja ya más de 400 muertos

Cruce de acusaciones entre Estados Unidos y Rusia

Estados Unidos ha criticado con dureza a Rusia por "retrasar" durante días la adopción de la resolución: "Cada minuto que el Consejo esperó por Rusia, el sufrimiento humano aumentó", ha dicho la embajadora estadounidense ante la ONU, Nikki Haley, que ha reprochado a Moscú que el texto que sí que ha aprobado Rusia apenas cambia en "unas palabras y unas comas".

Por su parte, Rusia ha instado a EE.UU. a abandonar las zonas de Siria arrebatadas al EI por la coalición que lidera Washington en el país árabe y a poner fin a esa "ocupación". "La lucha contra el terrorismo no debe ser un escudo para objetivos geopolíticos de dudosa legitimidad. Eso es lo que EE.UU. está haciendo ahora en Siria", ha declarado el embajador ruso ante la ONU, Vasili Nebenzia, durante la reunión del Consejo de Seguridad. 

La tensión entre los dos países por la situación en Siria se reavivó a principios de febrero, cuando fuerzas de la coalición estadounidense mataron a decenas de combatientes rusos aliados de Damasco en respuesta a un supuesto ataque en la provincia de Deir al Zur. 

Rusia tiene fuerzas en Siria bajo invitación del Gobierno de Damasco, y denuncia que las fuerzas estadounidenses y de otros países están en Siria de manera ilegal, al no tener permiso del régimen de Bachar al Asad. 

Noticias

anterior siguiente