Enlaces accesibilidad

Brasil 2014 | Alemania 1 - Argentina 0

Alemania, tetracampeona del mundo en Maracaná

  • Un gol de Götze en la prórroga hace campeona a la Alemania de Löw (1-0)
  • La competitiva Argentina de Messi y Mascherano cae con honores
  • Así te hemos contado el Alemania 1 - Argentina 0por Óscar López

Por
Alemania celebra el gol que le ha dado el Mundial.
Alemania celebra el gol que le ha dado el Mundial. AFP AFP

Ficha técnica:

1. Alemania: Manuel Neuer; Philipp Lahm, Jerome Boateng, Mats Hümmels, Benedikt Höwedes; Cristoph Kramer (Andre Schurrle, m.32), Bastian Schweinsteiger; Thomas Müller, Toni Kroos, Mesut Özil (Per Mertesacker, m.120); Miroslav Klose (Mario Gotze, m.88).
Seleccionador: Joachim Löw.

0. Argentina: Mariano Romero; Pablo Zabaleta, Ezequiel Garay, Martín Demichelis, Marcos Rojo; Ezequiel Lavezzi (Sergio Agüero,. m.46), Lucas Biglia, Javier Mascherano, Enzo Pérez (Fernando Gago, m.86); Lionel Messi, Gonzalo Higuaín (Rodrigo Palacio, m.77). Seleccionador: Alejandro Sabella.

Gol: 1-0: m.113: Mario Gotze.

Árbitro: Nicola Rizzoli (Italia). Amonestó a los alemanes Schweinsteiger y Höwedes y a los argentinos Mascherano y Agüero.

Incidencias: Final de la vigésima Copa del Mundo de fútbol disputada en el estadio Maracaná de Río de Janeiro, ante 74.738 espectadores. Veintitrés grados centígrados y 65 por ciento de humedad al comienzo del partido.

Minuto 113 de partido. Alemania, agotada, controla el partido ante una competitiva Argentina que apela a la dureza para agotar sus posibilidades. Balón a la banda izquierda. Recibe Schürrle, aguanta la presión de tres defensas, cambia de ritmo y mete el balón al primer palo, donde Götze la baja con el pecho y sin dejarla caer hace tetracampeona del mundo a Alemania. [Así te hemos contado el Alemania 1 - Argentina 0por Óscar López]

Así ha terminado el Mundial de Brasil 2014, así se ha decidido una disputada final que ha premiado el buen juego de Alemania durante el torneo. Seguramete la mejor selección del Mundial ha conseguido levantar la deseada Copa del Mundo, a pesar de no haber disputado su mejor partido en Maracaná, donde Argentina se lo puso muy complicado.

Los de Löw, un tanto desorientados por la baja de última hora de Khedira y la posterior lesión de su sustituto, Krammer, se vieron sorprendidos por una Argentina hambrienta que llegó con más claridad a la portería de Neuer. Pero los de Sabella no definieron y vieron como Messi se fue apagando con el paso de los minutos y Alemania recuperando el peso de un encuentro que se llevó con un gol del hasta entonces desdibujado Götze.

El del Bayern salió del banquillo pero apenas había aportado nada en la final, cuando recibió el pase de Schürrle, también de refresco, y acabó con la resistencia de la albiceleste. Como Iniesta hace cuatro años, Götze pasará a la historia de Alemania como el héroe de un país que llevaba 24 años esperando este momento.

Héroe inesperado, pese a todo, de un equipo que se ha proclamado campeón sin una estrella clara pero sí con un equipo plagado de varios de los mejores jugadores del torneo, como Kross, Müller, Neuer o incluso Boateng, uno de los más destacados de la final. A pesar de ello, el Balón de Oro del Mundial fue, sorprendentemente, para Messi. El guante de Oro, eso sí, fue para el portero alemán y la Bota, finalmente, para el colombiano James Rodríguez.

Argentina no define

La subcampeona del mundo, Argentina, tuvo en sus manos haberse llevado el trofeo, pero no acertó en sus ocasiones. Y las tuvo. La selección de Sabella empezó como un tiro, con un disparo de Higuaín a los tres minutos, una carrera de Messi y una llegada por la izquierda de Zabaleta que pusieron a la albiceleste en el disparadero.

Alemania, todavía desorientada, intentaba mantener a raya a Argentina pero no conseguía avanzar con claridad hacia el área de Romero. A los veinte minutos, Higuaín se quedó solo ante Neuer tras un error garrafal de Alemania pero el 'Pipita' lo desaprovechó con un mal disparo. Y, diez minutos después, Higuaín se volvió loco al mandar el balón a la red, pero en una jugada en la que estaba en claro fuera de juego, tanto él como Enzo Pérez.

Alemania, con la llegada del descanso, despertó su ataque con un disparo de Schurrle, que ya había sustituido al lesionado Krammer, que repelió Romero y, sobre todo, con un remate al palo de Höwedes.

La igualdad se rompe en la prórroga

Argentina respondió en el segundo tiempo con un inicio esperanzador cimentado en una buena jugada de Messi. Alemania, bien defendida por un infranqueable Boateng, vio como se libraba de un penalti claro de Neuer sobre Higuaín que hubiera cambiado el partido por completo. Sin embargo, Rizzoli dejó seguir y Argentina empezó a desinflarse.

Sabella metió a Gago y Palacio en el terreno de juego buscando más posesión y velocidad en ataque, pero Alemania se mantenía firme. Solo un agotado Hummels cojeaba en el equipo de Löw, que se fue a la prórroga con una nueva ocasión de Schurrle a bocajarro. El partido podía caer para cualquiera de los dos y Palacio tuvo el Mundial en sus botas con una vaselina que se marchó desviada.

Pero la final, que se tornó dura por las entradas de Mascherano a Schweinsteiger, acabó del lado alemán gracias al gol de Götze en el minuto 113. Un gol que, junto a la imagen de Lahm levantando la Copa del Mundo, suceden a las de Iniesta y Casillas, dejando para la historia un nuevo campeón del mundo y la cuarta estrella para el pecho alemán. La regularidad germana por fin encontró su premio y se convierten en la primera selección europea en ganar un Mundial en América.

Deportes

anterior siguiente