Enlaces accesibilidad

Mundial F1

Fernando Alonso, el subcampeón que peleó hasta el final

  • El piloto español ha plantado cara pero ha quedado a 3 puntos de Vettel
  • Las dos carreras en las que Alonso no puntuó han decantado la balanza
  • El de Ferrari, que la liderado durante 10 GP,  termina con 3 victorias (13 podios)

Por
El piloto español de Ferrari, Fernando Alonso.
El piloto español de Ferrari, Fernando Alonso. AFP AFP PHOTO/ORLANDO KISSNER

No pudo ser. El español Fernando Alonso (Oviedo, 29 de julio de 1981) no ha podido lograr su tercer Mundial de F1 pese a haberlo intentado hasta la última carrera. El asturiano se tiene que conformar con el subcampeonato después de que el alemán Sebastian Vettel se haya proclamado campeón del mundo por tercera vez consecutiva, con 281 puntos frente a los 278 logrados por Alonso.

Aunque el piloto de Ferrari ha liderado este campeonato durante 10 Grandes Premios, de los cuales ocho (112 días) de manera consecutiva, finalmente la mayor eficacia y regularidad de los Red Bull ha terminado decantando el Mundial del lado de Vettel, que se convierte en todo un coleccionista de títulos.

El Ferrari, menos competitivo que los Red Bull

Y eso que al inicio de la temporada la escudería del 'cavallino rampante' se las prometía muy felices. Cuando presentó el F2012 aseguró que se trataba de un monoplaza muy agresivo. "Un cambio de mentalidad para estar en lo más alto", afirmaron.

Sin embargo, en la primera carrera se pudo ver que el coche no era competitivo, tenía menos punta de velocidad y las modificaciones introducidas en el morro y los alerones no eran las esperadas. Alonso solo pudo ser quinto en esta primera carrera, pero muy lejos del dominio de los Red Bull y McLaren. 

La lluvia, que apareció en el circuito de Sepang, permitió a Fernando colocarse líder en la segunda cita del año. Un liderato fruto del gran pilotaje del español más que mérito de su coche. De hecho, en el siguiente Gran Premio, en China, Alonso solo pudo ser noveno y perdió su condición de líder.

Sin mejoras en su monoplaza, el de Ferrari fue séptimo en Baréim, donde Vettel se llevó su primera carrera del año y el primer puesto de la general.

Alonso, líder durante la mitad del campeonato

Aunque el piloto asturiano recuperó, momentáneamente, el mando de la general en Mónaco no fue hasta el GP de Europa cuando se sitúo firmemente en lo más alto. 

Remontando desde el undécimo puesto, Alonso logró una victoria antológica en Valencia que le aupó a lo más alto y no abandonó este primer puesto hasta el GP de Corea, ocho Grandes Premios después.

En ese período, pese a tener un monoplaza visiblemente más lento que sus rivales y sin que las mejoras prometidas terminaran de funcionar, el bicampeón español subió al podio en cinco ocasiones.

Pero la mala suerte se cebó con él y no pudo puntuar en dos carreras. Fue en el GP de Bélgica cuando quedó eliminado en la primera curva tras un grave accidente provocado por Grosjean, que dejó fuera a Alonso y Hamilton; y en el GP de Japón, al salirse en la primera curva tras un toque con Raikkonen.

Tras el accidente de Suzuka, el español volvió a subir al cajón en las siguientes cinco carreras. Pero la buena racha de Vettel, ganando tres de esos Grandes Premios y estando entre los tres mejores también en Abu Dhabi y EE.UU., han impedido que Fernando Alonso se haya llevado su tercer título mundial, pese a haberlo peleado hasta el final.

Podios y números de campeón

En total, esta temporada Fernando Alonso ha ganado tres carreras y ha estado en el podio otras 10 veces (13 en total). Unos números de campeón si los comparamos con los de Vettel, que se ha llevado seis carreras y otros cinco podios (11 en total), pero que no han sido suficientes frente a la eficacia del nuevo 'Kaiser' alemán.

Además, con su tercer puesto en el GP de Italia Alonso igualó a Ayrton Senna, sumando 80 veces en lo alto del cajón, y se colocó como el tercer piloto de la historia con más podios en la F1.

Con el Mundial finalizado el español acumula 86 podios, y su siguiente objetivo será superar a Alain Prost que estuvo 106 veces entre los tres mejores.

Un adelantado a su época

Aunque esos 106 podios aún quedan muy lejos no será difícil que Alonso los alcance ya que este piloto asturiano, que lleva tres décadas con un volante entre las manos, espera seguir activo muchos años más.

Con solo tres años se puso a los mandos de un kart que construyó su padre y, a los siete, se llevó el título de infantiles de Asturias haciendo un pleno de triunfos.

En los años siguientes repitió campeonatos en Asturias, Galicia y País Vasco mientras iba subiendo a la categoría cadete. La falta de financiación estuvo a punto de apartarle de las competiciones de karts pero Genis Marcó (un importador de karts) se fijó en él y se encargó de proporcionarle los medios para seguir en este mundillo.

Así, se proclamó Campeón de España en 1993 y tres años más tarde se llevó el titulo mundial junior en Gante. En el 97 ganó los campeonatos de España e Italia y en el 98 fue el mejor en el París Bercy y nuevamente, en España.

Con solo 17 años, el expiloto Adrián Campos le fichó como sustituto de Marc Gené para la Fórmula Nissan, donde deslumbró logrando 9 poles y 6 victorias. De ahí pasó a la Fórmula 3000 en el equipo Astromega, quedando subcampeón.

Su gran salto a la F1

Aunque en 2001 Ferrari ya se interesó por él, Flavio Briatore se adelantó y lo fichó para Renault aunque terminó cediéndole a Minardi. A los mandos de este monoplaza debutó en la F1, en el GP de Australia, el 4 de marzo de 2001, convirtiéndose en el tercer piloto más joven en debutar en esta categoría.

Su mejor puesto esta temporada fue el décimo lugar que obtuvo en el GP de Alemania, pero dejó detalles de su buen hacer como piloto en varias carreras.

En 2002 regresó a Renault como probador y un año más tarde se convirtió en piloto oficial tras la marcha de Jenson Button del equipo. A los 21 se convirtió en el piloto más joven en lograr una 'pole' y a los 22, al vencer en Hungría, en el más joven en ganar una carrera, récord que le arrebató Vettel en 2008.

Renault, su época dorada

Ya en 2005 logró su primer Mundial de F1, un título que peleó directamente con el heptacampeón Michael Schumacher. Por aquel entonces, era el piloto más joven en ganar el campeonato y lo hizo de forma brillante con siete victorias y 15 podios.

En 2006, y por segundo año consecutivo, Alonso logró en Interlagos su segundo campeonato del mundo. El asturiano terminó el Mundial con 134 puntos, siete victorias y 14 podios, que le sirvieron para coronarse como el bicampeón más joven de la historia. (Reconocimiento que nuevamente le arrebató Vettel el año pasado al ganar su segundo título mundial).

En paso por McLaren, en 2007, Alonso terminó tercero aunque lo más recordado de esta época son los roces con su compañero de escudería Lewis Hamilton. Estas malas relaciones le empujan a regresar a Renault un año más tarde pero el monoplaza no es competitivo y solo pudo ser quinto en el campeonato de 2008 y noveno en 2009.

Fichaje por Ferrari

En 2010, el bicampeón asturiano fichó por Ferrari. Aunque debutó con victoria en la primera carrera Alonso solo terminar como subcampeón del mundo, a solo 4 puntos de Vettel. 

Al igual que este año, el campeonato se resolvió en la última carrera y aunque en ese caso Alonso llegaba como líder ,un error en la estrategia de equipo le hizo perder el título.

El español llegó a esa cita con 8 puntos de ventaja sobre Webber y 15 sobre Vettel, que logró la 'pole' y la victoria final. Alonso debía ser 4º para ganar el título, sin embargo Ferrari no veía al alemán como rival y obligó a Alonso a marcar a Webber. El español pasó por boxes justo por detrás del australiano y al salir se vio atrapado en mitad del tráfico. No fue capaz de adelantar a Petrov por lo que terminó 7º y perdió el campeonato por solo 4 puntos de diferencia con Vettel.

En su segundo año en Ferrari las expectativas eran muy buenas pero tras las primeras carreras se apreció que su monoplaza no era todo lo competitivo que cabía esperar. Con solo una victoria y 10 podios Alonso acabó cuarto el mundial y no fue rival para Vettel que logró su segundo campeonato consecutivo.

Aunque en su tercera temporada con la escudería italiana el español ha pelado el título hasta la última batalla, al final ha sido imposible lograr su tercera corona mundial quedando a 3 puntos de Vettel.

Pese a esta nueva decepción,  Fernando Alonso, con contrato en Ferrari hasta 2016, tiene ganas de seguir plantando cara y se muestra optimista sobre el futuro.

"Tengo 31 años y siento que tendré más posibilidades en los próximos cuatro o cinco años. No tengo duda de que podré luchar por más mundiales", comentó el bicampeón español que sueña con, antes o después, lograr su tercer título Mundial de F1.

Deportes

anterior siguiente