Enlaces accesibilidad

Masterchef

Sonsoles: "Quería dar visibilidad desde el hacer, no desde la telemendicidad"

  • Entrevista a Sonsoles, la concursante que ha jugado en Masterchef en silla de ruedas
  • "El programa busca ventajas envenenadas para generar conflicto"
  • Sobre los momentos más tensos de Saray: "Lo pasé muy mal"
  • Las mejores noticias de Masterchef están en Corazón y tendencias

Por
Corazón y tendencias - Sonsoles: "No he sido muy consciente de haber sido un icono de la discapacidad""

Sonsoles es la concursante de la sonrisa constante en la cara. Casi nada se la ha quitado durante su paso por Masterchef. Sólo los momentos más desafortunados de Saray han conseguido perturbar su  paz y positivismo. La aspirante más valiente nos cuenta qué piensa ahora que ha sido ejemplo para todos. Muy humilde nos confiesa que no lo esperaba: "No he sido muy consciente de haber sido un icono de la discapacidad."

Dice que en su día a día se siente totalmente integrada. Que no tiene ningún tipo de problema. Y esa normalidad de su vida la ha querido llevar hasta la televisión. Quizás ese haya sido el éxito de su mensaje: "Yo lo que quería mostrar es que es mejor mostrar una visibilidad desde el hacer, que desde una historia de pena o superación o telemendicidadDar un poco de pena o algo así. Y para nada es mi caso."

Que yo me desplace en una silla de ruedas no quiere decir que no pueda disfrutar de todo lo que la vida me da

Sonsoles, que presume de una rica vida interior, tiene clara su actitud en la vida. Alegría. Paz: "Nace del interior. Es que me siento feliz. Creo que una sonrisa ilumina y creo que la comunicación es mucho más fácil desde la sonrisa que desde la bronca y el mal rollo."

Malos rollos entre los concursantes de Masterchef

Mal rollo este año hay mucho, muchísimo, en Masterchef. A Sonsoles la hemos visto quebrarse en los momentos más tensos del programa. Tuvo la mala fortuna de estar siempre al lado de Saray cuando se enojó y perdió los papeles en el programa de su expulsión. "Lo pasé mal. No me gustan las broncas, no me gustan las discusiones y yo veía que eso se iba enredando cada vez más y que iba subiendo el tono. La primera fue un poco más inesperada, pero la segunda discusión, cuando yo salí en defensa de Teresa, es porque la discusión venía de antes. Venía de la noche anterior. Venía de fuera de cámaras y es que yo creo que se pueden decir las cosas sin insultar y sin faltar al respeto. En aquel momento pensaba en mis sobrinos que son pequeños y yo decía: Dios mío yo no quiero que vean esto en la televisión."

En aquel momento pensaba en mis sobrinos que son pequeños y yo decía: Dios mío yo no quiero que vean esto en la televisión

Comentamos con ella que, como espectadores, sentimos que estamos ante la edición más conflictiva que ha habido hasta ahora de Masterchef. Ella, que ha estado a los dos lados, como fan y participante, nos invita a verlo desde otro punto de vista: "El programa busca esos conflictos o esas ventajas envenedas para generar un poco de discusión o de contenido. Que no va mucho conmigo, pero si hago una reflexión más profunda, al final es lo que la audiencia demanda. Entonces, ¿en qué sociedad vivimos, que lo que las personas, cuando se sientan a ver la televisión, piden es una bronca o una discusión? A mí no me gusta mucho. Pero entiendo que el programa lo está haciendo muy bien porque está haciendo unos datos de audiencia muy buenos."

Se queda con lo positivo. Reconociendo que convivir con tanta gente no es fácil: "Sí que es cierto que somos todos muy diferentes...Pero me encanta descubrir cosas en las personas que me encuentro por el camino. Todos tienen algo que aportarme. De todos he aprendido algo."

Los nuevos retos de Sonsoles

Ahora se encuentra confinada en casa sin poder trabajar en su parafarmacia. Tuvo que cerrar al encontrarse dentro del Hospital Universitario de Burgos y clausurar éste todo lo que no fuera imprescindible en la lucha contra el coronavirus. No se aburre. No para. Ya piensa en sus próximos retos. El primero sigue estando en las cocinas: "¡Me queda la repesca! Voy a ir con mogollón de ganas y de ilusión, con mucha fuerza. Y además tendría ahí, ases en la manga".

Porque Sonsoles ha aprendido mucho. Ahora desde su sofá, cuando ve el programa ve sus fallos y capta las mejoras: "Sería más osada. Trabajaría más las especias y arriesgaría más. Pero te prometo que, como todo en la vida, cuando lo ves a posteriori digo: con lo fácil que hubiese sido poner el fuego más fuerte o añadir esto, pero... forma parte de la dinámica de Masterchef. En mi casa cocino mejor."

Su segundo sueño ya funciona en su cabeza y le encantaría que llegase hasta algún directivo de TVE para que cogiese forma: "Me encantaría encontrar un pequeño hueco en la televisión para poder aunar el legunaje positivo, los viajes y la cocina.Ver que no hay límites. Que los límites los pone cada uno y que el hecho de que yo me desplace en una silla de ruedas no quiere decir que no pueda disfrutar de todo lo que la vida me da."

Televisión

anterior siguiente