Enlaces accesibilidad

Coronavirus

La Comunidad de Madrid atiende ya a un centenar de pacientes en Ifema, el 'hospital' más grande de España

Por
Ifema acoge a los primeros pacientes de coronavirus

El recinto ferial de Ifema, reconvertido en el 'hospital' más grande de España en la lucha contra el coronavirus, acoge ya a un centenar de pacientes de la Comunidad de Madrid, la región más afectada por la pandemia con más de un millar de fallecidos y cerca de los 10.000 contagios.

Los pacientes, todos de carácter leve, han sido ubicados en el pabellón número 5 del recinto, donde se han instalado provisionalmente 200 camas convencionales, aunque se espera llegar a las 300 en las próximas horas.

A través de Twitter, la Administración madrileña ha señalado que necesita personal sanitario para cubrir las necesidades del hospital instalado en Ifema para atender a pacientes afectados por coronavirus.

"Además de los equipos de profesionales del Servicio Madrileño de Salud (SERMAS) que trabajarán en Ifema, necesitamos más recursos. Si eres médico, enfermera o técnico en cuidados auxiliares de enfermería (TCAE) puedes enviar tu Currículum Vitae" a ifema.covid@salud.madrid.org, ha precisado en la red social 

En total, 106 personas han llegado a lo largo de las últimas horas derivadas de distintos centros hospitalarios y trasladadas hasta Ifema en ambulancias, la mayoría del Summa. 

Se espera que a lo largo de la tarde lleguen alrededor de otros 45 contagiados, hasta los 150, para poder ser atendidos en estas instalaciones, que cuando estén listas, supondrán el mayor hospital de España, ha indicado en una nota de prensa el Gobierno madrileño.

Inspirado en las Arcas de Noé de Wuhan

En este pabellón provisional colabora también Emergencias Madrid. El servicio de emergencias de la capital ha mostrado en un vídeo las instalaciones, que cuentan con una zona de triaje en la que se distribuye a los pacientes y túneles de entrada a la zona de asistencia y de salida, para efectuar la desinfección y espacio de descanso para los médicos.

Este centro se ha puesto en marcha después de que el pasado viernes la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, y la ministra de Defensa, Margarita Roblesacordaran nuevas medidas ante la evolución del coronavirus.

Inspirado en las Arcas de Noé de la ciudad china de Wuhan, epicentro de la pandemia, la Comunidad de Madrid, en colaboración con el Ministerio de Sanidad y la Unidad Militar de Emergencias (UME), están transformando radicalmente el complejo.

El plan logístico llevado a cabo ha consistido en habilitar varios pabellones: los más completos son el 7 y el 9, con un total de 1.396 camas, de las que 1.300 son convencionales y 96 se utilizarán como puestos UCI.

Concretamente, el pabellón 9 tiene ya listos 15 módulos de 50 puestos convencionales cada uno (750 camas) y cuatro módulos UCI, con 16 camas en cada uno de ellos (64 en total), además de los específicos para control de enfermería, trabajo médico y descanso.

Tamaño similar al de dos hospitales

"La separación entre las camas convencionales es de tres metros, una distancia con bastante holgura para que, si fuera preciso, poder ampliar de 50 camas en cada módulo a 82; una medida que no podría aplicarse en el caso de las de UCI, que deben guardar esa distancia implantada como medida de máxima seguridad", asegura José Pérez Blanco, coordinador de construcción de este centro sanitario temporal, cuyo tamaño es comparable al de dos hospitales juntos.

Los módulos, construidos idénticos unos de otros de forma que la misma formación recibida en uno servirá para el resto, están separados por mamparas para poder habilitar también varios pasillos para el adecuado tránsito de personal sanitario.

En el centro del pabellón se instalarán contenedores de baños y duchas portátiles, cuyo trabajo está siendo realizado por la UME. En el pabellón 7 el trabajo está siendo similar, con la única diferencia que en éste se han creado once módulos con 50 camas de hospitalización convencional cada uno (550 en total), y dos módulos para UCI con 32 camas en total (16 por módulo).

También se ha comenzado la instalación de depósitos de oxígeno líquido y las tuberías de distribución bajo los dos pabellones, un trabajo vital para dar asistencia respiratoria a todos los afectados por el virus.

El plan prevé llegar a las 3.000 camas, que podría ser hasta 5.500 si fuera necesario

En el caso de que la situación llegara al desbordamiento, el plan prevé disponer de dos pabellones más (1 y 3) para ampliar los espacios sanitarios e incrementar el número de camas a 3.000 en un primer escenario, y, si la situación lo requiriese, poder llegar hasta las 5.500 en total.

El objetivo marcado por la Consejería de Sanidad del gobierno regional es que las obras concluyan en su totalidad este martes, que será cuando este nuevo hospital empiece a trabajar a pleno pulmón.

Finalmente, y en paralelo a este gran centro hospitalario, y en colaboración con la Cruz Roja, se ha puesto en marcha en el pabellón 14 un albergue con 150 camas ampliables a 600 para acoger a personas sin hogar, separados por edad, con el fin de que puedan cumplir con el confinamiento que requiere el estado de alarma decretado para contener al virus.

Noticias

anterior siguiente