Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

El portavoz del Grupo Parlamentario Socialista en la Asamblea de Madrid, Ángel Gabilondo, cree que "hay datos muy confusos" en cuanto a los muertos con coronavirus en la región, y ha apuntado que, aunque no le atribuía la causa al Gobierno, sí sería conveniente "que se aclare con celeridad" si hay "más fallecidos de los señalados".

En una entrevista en Los Desayunos de TVE, Gabilondo ha apuntado este miércoles que "hay distintos modos de medir no los fallecidos, que eso debería ser exacto, sino las causas del fallecimiento", lo que ha producido "cierta confusión" respecto a una cifra de óbitos que, en cualquier caso, resulta "extraordinaria".

Gabilondo ha subrayado que a la oposición en Madrid "le falta mucha información" y por ello, estima necesario recuperar "la normalidad parlamentaria", no solo para controlar al Ejecutivo madrileño sino para "promover, proponer e impulsar la acción del Gobierno".

Por otro lado, ha recalcado que "es un error la estrategia de la confrontación" o "entrar a descalificar". De hecho, ha subrayado que "no es momento para plantear alternativas al Gobierno", tal y como ha planteado Vox, "sino de ayudar al Ejecutivo a que lo haga bien". En este sentido, ha criticado que la oposición utilice la estrategia de la confrontación para desgastar al Gobierno. "Ahora todos sabíamos lo que iba a pasar, pero en los primeros días de marzo, hay datos que no veían con claridad lo que iba a venir", ha advertido.

La Comunidad de Madrid interviene 13 residencias de mayores en la comunidad por brotes de coronavirus. En los últimos días de marzo han muerto 1.200 ancianos. La presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso, señala que es imposible saber el número exacto de fallecidos. Los trabajadores denuncian que falta personal y material y piden ayuda. Los familiares de la residencia Amavir en Arganzuela denuncian en RNE la poca atención a los ancianos del centro por las numerosas bajas entre la plantilla, que el servicio de emergencias 112 está desbordado y cuando requieren ayuda, no obtienen soluciones.

Con un cambio de formulación pasan de fabricar lubricante de competición a producir gel hidroalcohólico. En el laboratorio de experimentación de Repsol en Móstoles es donde su director, Tomás Malango, y todo el equipo fabrican este producto dadas las circunstancias actuales frente a la covid-19.

En 24 horas de RNE te cuenta la aportación de Repsol en este contexto.

Las miradas siguen puestas en las Unidades de Cuidados Intersivos, especialmente de comunidades autónomas como Madrid, una de las más afectadas por la COVID-19. La situación en el Hospital Severo Ochoa de Leganés es una de las más complicadas: la UCI está llena. En 14 horas de RNE hablamos con el doctor Luis Díaz Izquierdo, médico de Urgencias de este centro. "Las urgencias están mucho mejor que la semana pasada, pero no solamente hoy" explica el doctor Izquierdo. "Si no que a lo largo de toda esta semana estamos viendo una tendencia a una disminución en el número de casos nuevos. A estas alturas la semana pasada tendríamos una ocupación en Urgencias de unos 350 pacientes y ahora mismo estamos alrededor de los 100", cuenta."No tenemos la más mínima duda que las medidas de confinamiento están surtiendo efecto". A pesar de ello, aclara que las UCIs del Hospital Severo Ochoa están llenas. Respecto al acceso a equipos de protección individual (EPI) por parte del personal sanitario del centro hospitalario, el doctor Izquierdo asegura que ha "mejorado mucho" a lo largo de la semana. Achaca el avance de la enfermedad a su elevada transmisibilidad y que Leganés es una de las poblaciones más longevas de la Unión Europea, estadísticamente. El ánimo entre los equipos de urgencias ha mejorado mucha y gracias a la reducción de presión asistencial, pueden dedicar más tiempo no solo a los pacientes, también a informar a las familias. "Como no pueden venir a visitar a sus familiares al hospital, están sufriendo muchísimo. Se ha puesto en marcha un sistema de videollamadas, para que pudieran verles y hablar con ellos. Eso antes no podíamos hacerlo, porque estaba la urgencia saturada".