Enlaces accesibilidad

'Brexit'

La ministra de Exteriores, sobre el divorcio con Reino Unido: "No va a ser una negociación entre amigos"

  • Arancha González Laya subraya en RNE que "estar fuera de la Unión Europea no es lo mismo que estar dentro"
  • Bruselas y Londres deben negociar su relación futura hasta el 31 de diciembre, cuando acaba la transición del Brexit

Por
Las mañanas de RNE con Íñigo Alfonso - González Laya insta a los españoles a regularizar su situación: "Está blindada hasta finales de 2020"

A pocas horas de que Reino Unido abandone la Unión Europea, la ministra de Asuntos Exteriores, Arancha González Laya, ha advertido este viernes en Las mañanas de RNE que las conversaciones entre Londres y Bruselas para acordar su relación futura una vez termine el período transitorio del Brexit "no va a ser una negociación entre amigos" pese a los vínculos que arrastran ambas partes tras 47 años de convivencia: "En negociaciones comerciales no hay amigos, hay intereses que defender", ha recalcado.

Aunque la salida británica del club comunitario tiene lugar esta medianoche, el acuerdo de retirada suscrito por el el Gobierno británico y la Comisión Europea establece un período de transición, con escasos cambios en las actuales relaciones, hasta el 31 de diciembre de este año, por lo que ambas partes disponen de unos pocos meses -Boris Johnson ha insistido que no quiere prorrogar la transición- para llegar a un acuerdo sobre la relación futura, especialmente en aspectos clave como el comercio de bienes, la seguridad y la pesca. 

"Queremos que sea lo más cercana posible, pero teniendo en cuenta que estar dentro de la Unión Europea no es lo mismo que estar fuera. Quien está fuera, está fuera", ha subrayado la titular de Exteriores sobre esa relación futura. "No va a ser fácil", ha repetido en varias ocasiones sobre una negociación que estará en manos de Michel Barnier, el mismo negociador que ha representado a los Veintisiete en las negociaciones para el acuerdo de salida, que este jueves aseguraba en RTVE que, tras el Brexit, ahora toca "reconstruirlo todo".

Laya, que acumula experiencia como negociadora comercial y que hasta su nombramiento como ministra dirigía una agencia conjunta entre Naciones Unidas y la Organización Mundial del Comercio, ha destacado, en ese sentido, que los europeos cuentan con una baza significativa: "No olvidemos que más del 50 % del comercio de Reino Unido es con la Unión Europea, y eso pesa mucho en una negociación comercial".

Asimismo, la titular de exteriores ha restado importancia a que Reino Unido esté ya negociando acuerdos comerciales con otros países, como Estados Unidos -"El acuerdo de retirada estipula que no puede firmar acuerdos con terceros durante la transición", ha recordado-, pero sí ha advertido contra los intentos de Reino Unido de forzar las conversaciones, por ejemplo, amenazando con la fecha límite: "Va a depender de cuál es el nivel de ambición y qué tipo de cooperación va a haber. Si uno juega a entorpecer la negociación para obtener ventaja, va a ser mucho más complicado".

La ministra recomienda a los españoles en Reino Unido regularizar su situación

Pese a todo, González Laya se ha querido mostrar optimista en cuanto a los vínculos forjados a ambos lados del Canal de La Mancha: "Tenemos que celebrar dos cosas, que se termina la relación actual, pero también que hoy comienza la reconquista de los corazones británicos que aún no creían en la Unión Europea, de los ciudadanos británicos que sí quieren seguir formando parte no solo de Europa, sino también de la UE. Y podemos hacerlo funcionar".

La ministra de Exteriores ha recalcado que el acuerdo de salida aporta "tranquilidad" y, en concreto, que blinda los derechos de los ciudadanos comunitarios que viven en territorio británico hasta el 31 de diciembre de este año. Con todo, ha recomendado a los españoles que residen en Reino Unido que aprovechen el período de transición para arreglar su situación legal: "Trabajadores, estudiantes, científicos, empresarios... es importante que todos estos colectivos vayan acercándose a las autoridades británicas para regularizar su situación".

En este sentido, González Laya ha destacado que la embajada de España en Londres ha habilitado "una ventanilla para informar y acompañar a los ciudadanos españoles que deseen hacerlo". Según los últimos datos del Ministerio de Interior británico, correspondientes a diciembre de 2019171.300 españoles han solicitado el estatus de asentado, para lo que se requiere acreditar cinco años de estancia en el país antes de que acabe el plazo -si es inferior, el de preasentado-, en junio de 2021; Londres, en cualquier caso, ha asegurado que no deportará automáticamente a aquellos ciudadanos comunitarios que no se hayan registrado a tiempo, siempre que demuestren que no pudieron hacerlo en tiempo y forma.

En cuanto a Gibraltar, la ministra de Exteriores ha defendido que el Gobierno ha hecho un “esfuerzo particular” para apuntalar su posición -España ha impuesto su derecho a vetar la aplicación del acuerdo sobre la relación futura en la colonia británica-, pero ha colocado en un segundo término la reivindicación de la cosoberanía del peñón.

Así, ha reiterado que lo importante es crear "una zona de prosperidad compartida entre Gibraltar y el Campo de Gibraltar, dando respuesta a los problemas cotidianos. Hablar de grandes principios, si no se solucionan sus problemas, es hacer un flaco favor" a los ciudadanos de la región.

Noticias

anterior siguiente