Enlaces accesibilidad
Elecciones en EE.UU

Ted Cruz y Bernie Sanders recuperan aliento en los caucus del "supersábado" frente a Trump y Clinton

  • Cinco estados han votado en caucus (asambleas populares) el sábado
  • Cruz vence en Kansas y Maine, y Trump se impone en Luisiana y Kentucky
  • Sanders arrebata Kansas y Nebraska a Clinton, que solo vence en Luisiana
  • Este domingo los republicanos tienen una cita en Puerto Rico

Por
Ted Cruz y Bernie Sanders recuperan aliento en los caucus del "supersábado" frente a Trump y Clinton

Los caucus (asambleas populares) celebrados este sábado en cinco de los Estados Unidos de América han reequilibrado las fuerzas en la carrera por la nominación republicana y demócrata. El aspirante republicano Ted Cruz se ha impuesto en Kansas y Maine, mientras su rival y líder en las encuestas, Donald Trump, prosigue ganando en Louisiana y Kentucky. Por el lado demócrata, Bernie Sanders ha logrado sobre Hillary Clinton sonadas victorias en Kansas (con un 67,7%) y Nebrasca, mientras la exsecretaria de estado ha vencido en Louisiana con un holgado 71%.

"Dios bendiga a Kansas", ha dicho Cruz poco después de conocerse los resultados. "Ese grito que oyen, el aullido que llega desde Washington, es un absoluto terror ante lo que nosotros, el pueblo, estamos haciendo juntos", ha afirmado el senador de origen cubano, alejado del aparato político del partido por su mensaje ultraconservador.

Tras conocerse los resultados, Cruz ha instado a los colistas Marco Rubio, senador por Florida y John Kasich, gobernador de Ohio, a abandonar la carrera, en los pasos del recién descolgado Ben Carson. Seguidamente ha hecho un llamamiento a los votantes de ambos a sumarse a su candidatura. "Lo que tiene que pasar ahora es que haya cada vez menos candidatos", ha agregado en una clara referencia a los otros dos republicanos que aspiran a convertirse en la alternativa a Trump.

Ted Cruz se convierte en la mejor alternativa para frenar a Donald Trump

Una vez anotados los resultados de este llamado "supersábado", los dos aspirantes demócratas, Hillary Clinton y Bernie Sanders, ponen el esfuerzo y la apuesta en el estado clave de Michigan, que vota el próximo martes y que ambos consideran necesario para reforzar sus respectivas campañas. De hecho, tanto Clinton como Sanders pasaron siguieron la jornada del sábado desde este estado que el próximo martes reparte 148 delegados, un jugoso premio para ambos.

Doce estados para Donald Trump

En Kansas, alrededor de un tercio de la población son cristianos evangélicos, lo que puede haber favorecido a Cruz, el más conservador de los candidatos en liza, que además suele verse favorecido por el formato de los caucus, que requiere más compromiso por parte de los votantes. Mientras, Donald Trump ha triunfado en los estados de Kentucky y Luisiana. 

Con estas dos nuevas victorias, el millonario neoyorquino ha ganado hasta la fecha en 12 estados, Cruz en 6 y el senador Marco Rubio en tan solo uno, Minesota. Tanto Cruz como Trump han pedido la renuncia de Marco Rubio.

"Marco Rubio ha tenido una noche muy, muy mala y, personalmente, yo le pediría que abandone la carrera. Creo que probablemente ha llegado la hora", ha asegurado Trump desde West Palm Beach (Florida). "Me encantaría enfrentarme a Ted (Cruz) en un cara a cara, sería divertido", ha agregado el magnate. "No puede ganar en Nueva York, ni en Nueva Jersey, ni en California. Quiero verle en un cara a cara".

Pese a los malos resultados, la campaña de Rubio mantiene el optimismo y confia en poder mejorar a partir del próximo 15 de marzo, cuando vota Florida, el estado al que representa en el Senado donde están en juego 99 delegados republicanos y donde por ahora Trump es el favorito en las encuestas.

Los republicanos votarán este domingo en las primarias de Puerto Rico, en las que tan solo hay en juego 23 delegados.

Aire para Bernie Sanders frente a una Clinton consistente

El candidato demócrata Bernie Sanders durante un discurso este sábado, 5 de marzo. Scott Olson/Getty Images/AFP

En las filas demócratas, Bernie Sanders se ha impuesto a  Hillary Clinton en Kansas y en Nebraska y esta última ha vencido en Luisiana. 

Gracias a esto el senador por Vermont suma siete estadps conquistados y obtiene 432 delegados frente a los 1.066 de Clinton, que cuenta con el apoyo abrumador de los "superdelegados" o funcionarios demócratas electos con derecho a voto en la convención de julio.

Ahora ambos candidatos fijan su mirada en Michigan, que el próximo martes reparte 148 delegados, un jugoso premio para ambos.

Noticias

anterior siguiente