Enlaces accesibilidad

Libia decreta el estado de alarma en Bengasi por los enfrentamietos con grupos islamistas

  • Hay al menos nueve muertos y medio centenar de heridos, según el Gobierno
  • El enfrentamiento del Ejército se ha producido con el grupo Ansar al Sharia

Por
A member of the Libyan army shoots towards members of Islamist militant group Ansar al-Sharia during clashes between the group and a Libyan army special forces unit in Ras Obeida
MIembros del Ejército libio durante los combates mantenidos en Bengasi con milicianos salafistas del grupo Ansar al Sharía REUTERS REUTERS/Esam Omran Al-Fetori

Los enfrentamientos ocurridos durante la madrugada de este lunes en Bengasi, Libia, entre el Ejército y milicianos armados del grupo salafí Ansar al Sharia han causado la menos nueve muertos y 49 heridos, según ha anunciado este lunes fuentes del Gobierno libio. Fuentes médicas, sin embargo, han elevado el balance de muertos a al menos 12.

El ministro de Interior en funciones, Sedik Abdelkarim, que no ha dado detalles sobre la identidad de las víctimas, ha calificado lo ocurrido de "agresión" contra el Ejército y ha agregado que las Fuerzas Armadas constituyen una "línea roja", informa Efe.

"Los últimos acontecimientos demuestran la necesidad urgente de aplicar la Ley 53 para disolver a los grupos armados. El ejército y todas las fuerzas están llevando a cabo sus deberes legales", ha informado Abdel Karim.

Sin embargo, según han informado a Efe fuentes de seguridad y médicas, el número de víctimas mortales se eleva a doce, entre ellas un civil, cuatro soldados y siete milicianos de Ansar al Sharia.

Estado de alerta en Bengasi

El Ejército ha decretado el estado de alerta en Bengasi como consecuencia de lo ocurrido, que tiene lugar nueve días después de que decenas de personas murieran en Trípoli a causa de los disparos de milicianos de la ciudad de Misrata contra una marcha pacífica, que pedía la salida de los grupos armados de la capital.

Al menos trece personas han muerto y más de 100 han resultado heridas por disparos efectuados por milicianos contra más de un millar de personas que se manifestaba por la presencia de milicias en el casco urbano de Trípoli.

Según la televisión estatal, autoridades locales y notables de la ciudad, la segunda más importante del país, se han reunido con representantes de Ansar al Sharia para poner fin a los enfrentamientos, que comenzaron con una discusión entre un vecino de Bengasi y varios hombres armados del grupo extremista.

El grupo Ansar al Islam es un movimiento de ideología salafista que tomó parte en las revueltas contra el dictador Muamar Gadafi y cuyo objetivo es instaurar un Estado islámico en Libia.

Al borde del abismo

La situación en Libia cada vez es más delicada. Junto a los graves problemas de seguridad, la situación de los derechos humanos ha sido repetidamente denunciada por varias ONG's y la propia ONU en los últimos meses.

La revuelta contra la dictadura de Gadafi fue muy diferente a las de Túnez o Egipto, produciéndose desde el primer momento una militarización que desembocó en una cruenta guerra civil. Estas milicias, con la ayuda militar de la OTAN autorizada por la resolución 1973 de la ONU que permitía la intervención militar aérea, consiguieron destronar al dictador, aunque después se convirtieron en uno grandes obstáculos para la reconstrucción.

En el último año, los atentados y asesinatos han aumentado especialmente en Bengasi y al menos 70 personas han muerto, muchos de ellos oficiales de cuerpos de seguridad, según recuentos no oficiales. Uno de los ejemplos más representativos de esa falta de seguridad en el país se vivió durante el ataque de milicias armadas libias contra la embajada de EE.UU. en Bengasi, el 11 de septiembre del pasado 2012, en el que murió el embajador estadounidense, Christofer Stevens.

Noticias

anterior siguiente