Enlaces accesibilidad

La Conferencia pide a ETA el "cese definitivo" de la violencia y a España y Francia que negocien

  • Hace una alusión velada a tratar el tema de los presos etarras
  • En su comunicado, llama a "reconocer y compensar a todas las víctimas"
  • Sugiere que las partes discutan "cuestiones políticas" y haya consulta popular
  • Los cinco puntos han sido leídos por el primer ministro irlandés Aern
  • Texto íntegro del comunicado de la Conferencia de Paz

Por

La Conferencia de Paz pide a ETA el cese de la violencia

Los participantes en la Conferencia Internacional sobre el final del terrorismo han llamado a ETA a hacer una declaración pública de "cese definitivo de la actividad armada" y solicitar el diálogo con los Gobiernos de España y Francia para "tratar exclusivamente las consecuencias del conflicto", según el comunicado leído por el ex primer ministro de Irlanda, Berthie Ahern.

El comunicado con las conclusiones de la Conferencia, de cinco puntos, también insta en su segundo punto a los Gobiernos español y francés, si ETA hace esa declaración, a "darle la bienvenida" y a iniciar conversaciones con la banda para tratar "exclusivamente de las consecuencias del conflicto", una mención que podría hacer referencia a los presos etarras.

El tercer punto llama a que se den "pasos profundos para avanzar en la reconciliación" y también a "reconocer, compensar y asistir a todas las víctimas" y a reconocer "el dolor causado" y ayudar a "sanar las heridas personales y sociales".

Los participantes en la Conferencia, en base, han dicho, a la experiencia de resolver otros conflictos, han sugerido también que se traten otras cuestiones "que pueden ayudar a alcanzar una paz duradera". En este punto, han recomendado que "los actores no violentos y los representantes políticos" se reúnan y discutan "cuestiones políticas, así como otras relacionadas con el respeto, con consulta a la ciudadanía", lo que creen que podría "contribuir a una nueva era sin conflicto".

Han añadido, en ese cuarto punto, que la presencia de "terceras partes observadoras" ayudan al diálogo, por lo que han apuntado que, si las partes involucradas están de acuerdo, esas conversaciones podrían ser "asistidas por facilitadores internacionales"

Por último, en su quinto punto, los participanttes se han ofrecido a organizar un comité de seguimiento de estas recomendaciones

Aprovechar la "oportunidad" de la paz

Antes de llegar a los cinco puntos de conclusiones, el comunicado leído por Berthie Aern contiene una introducción en la que los medidadores internacionales de la Conferencia indican que, según su experiencia, cuando se presenta una "verdadera oportunidad" para la paz "debe ser aprovechada". A juicio de los mediadores, esa "oportunidad" en el caso de ETA se ha creado por "la creciente exigencia de la ciudadanía de este país y sus  representantes políticos para superar el conflicto mediante el diálogo, la democracia y la completa no violencia".

Los participantes en la Conferencia, que aclaran que no quieren "imponer" ni "dictar" qué se debe hacer, afirman haber venido al País Vasco porque creen que "ha llegado la hora y la posibilidad de finalizar la última confrontación armada en Europa", objetivo que consideran que se puede alcanzar "ahora" con "el apoyo de toda la ciudadanía, de sus representantes políticos y con el de Europa y de la comunidad internacional".

Los mediadores, que defienden su "buena fe" y su experiencia en la resolución de "largos conflictos", advierten de que alcanzar "una paz duradera" no "fácil" y requiere de "valentía, voluntad de tomar riesgos, compromisos profundos y generosidad y visión de hombre de Estado".

"La paz viene cuando el poder de la reconciliación pesa más que los hábitos del odio, cuando la posibilidad del presente y del futuro es infinitamente mejor que la amargura del pasado", se afirma en el comunicado.

Según fuentes de la Conferencia citadas por Europa Press, la declaración ha sido elaborada exclusivamente por la delegación internacional invitada a la cumbre, tras escuchar a los representantes políticos, sociales y económicos congregados y ni partidos ni agentes sociales vascos han colaborado en la confección del texto, redactado exclusivamente por los seis mediadores. 

Peticiones en la Conferencia

En la reunión de la Conferencia, el presidente del PSE, Jesús Eguiguren, había pedido en su intervención que se reclamara a ETA el abandono de la violencia "sin contrapartidas" y había abogado por un "progresivo acercamiento" de los presos. Por su parte, el PNV ha pedido a la banda su "fin definitivo" y EA que se constituyera una mesa política y otra técnica entre la banda y los Gobiernos. 

Al finalizar la misma, se han producido reacciones de partidos políticos, sindicatos y asociaciones. El Gobierno ha dicho que no va a valorar una conferencia en la que no ha participado, mientras que el PP la cree una "pantomima".

El exsecretario general de la ONU Kofi Annan, uno de los mediadores de la Conferencia de Paz, ha mostrado su compromiso con el fin del "último conflicto armado de Europa", un objetivo que, según su experiencia, exige una "valentía extraordinaria" a todas las partes y sustituir la violencia por "el diálogo y la política".

La Conferencia Internacional de Paz se ha celebrado este lunes en San Sebastián en el Palacio de Aiete, donde se han reunido durante poco más de tres horas -desde las 14.00 horas a alrededor de las 17.05 horas, cuando se ha leído la declaración- los mediadores internacionales y fuerzas políticas y sindicales del País Vasco, aunque no han asistido ni representantes del Gobierno central ni del vasco ni del PP ni de UPyD. 

El encuentro estaba organizado por Lokarri, el Grupo Internacional de Contacto (GIC), auspiciado por el abogado sudafricano Brian Currin, y otras cuatro entidades especialistas en resolución de conflictos: Berghof Foundation, Conciliation Resources, The Desmond and Leah Tutu Legacy Foundation y Noref.

En la misma han participado seis mediadores internacionales: el ex secretario general de la ONU Kofi Annan, la exministra noruega Gro Harlem Brundtland, el exprimer ministro irlandés Berthie Aern, el exministro francés, Pierre Joxe, el líder del Sinn Fein, Gerry Adams, y el exjefe de Gabinete de Tony Blair, Jonathan Powell.

Entre los asistentes están la representante de Geroa Bai, Uxue Barcos, Ainhoa Etxaide (LAB), Unai Sordo (CC.OO.), Aldofo 'Txiki' Muñoz (ELA), Jesús Eguiguren y Carlos Totorika (PSE), Iñigo Urkullu (PNV), Pello Urizar (EA), Oskar Matute (Alternatiba), Rebeka Ubera (Aralar)  han acudido al evento pasadas las doce y media del mediodía, al igual  que el líder de Ezker Anitza, Mikel Arana.

Noticias

anterior siguiente