Enlaces accesibilidad

Rusia no enviará tropas de paz a Kirguizistán para resolver el conflicto étnico

       
  • El Gobierno interino ha reconocido la incapacidad de afrontar el conflicto
  •    
  • Rusia envió soldados a su base para salvaguardar a ciudadanos rusos

Por
AL MENOS 17 MUERTOS EN DISTURBIOS EN LA PROVINCIA KIRGUÍS DE OSH
Tras dos días de disturbios étnicos más de sesenta personas han muerto y otros 800 han resultado heridos. EFE EFE

Poco  después de haberse hecho pública la petición de ayuda de Kirguizintán a Rusia, fuentes militares rusas indicaron que los efectivos que se encuentran en la base aérea rusa de Kant en este país, en las afueras de Biskek, no participarán en una eventual operación de paz en Osh.

El Gobierno provisional de Kirguizistán pidió este sábado a Rusia el envío de fuerzas de paz para controlar la situación en la ciudad kirguís de Osh, donde los últimos dos días los choques étnicos han causado al menos 62 muertos y más de 800 heridos.

El anuncio fue hecho por la presidenta interina de Kirguizistán, Rosa Otunbáyeva, ha informado desde Biskek, la agencia oficial rusa Itar-Tass.

"Necesitamos el envío de fuerzas militares de otros países. Hemos solicitado ayuda a Rusia. Ya he firmado una carta en ese sentido dirigida al presidente de la Federación Rusa, Dmitri Medvédev", ha dicho Utunbáyeva.

"Ahora estamos esperando la respuesta de Rusia", ha añadido Otunbáyeva quien ha expresado su esperanza de que las autoridades rusas accderán a la petición de Kirguizistán.

Los agentes de seguridad están cansados

"Los efectivos de la policía, de los ministerios del Interior y Defensa que fueron enviados el sur (del país) para el estabilizar la situación están cansados", ha declarado el vicepresidente del Ejecutivo kirguís, Azimbek Beknazárov, citado por la agencia rusa Interfax.

Según Beknazárov, la situación en Osh, donde fue implantado el estado de excepción y el toque de queda es "muy compleja y tensa".

"En un par de días las fuerzas no darán abasto si no llega ayuda adicional, porque físicamente es imposible", ha añadido el número dos del Gobierno provisional.

En la madrugada, sin esperar el llamamiento del Gobierno, llegó a Osh un destacamento de 300 voluntarios integrado por veteranos de los cuerpos policiales y de la guerra de Afganistán.

Por su parte, el primer ministro kirguís Félix Kúlov ha opinado que el Gobierno provisional debe solicitar con urgencia, ya sea a la ONU o a la postsoviética Organización del Tratado de Seguridad Colectiva (OTSC), el envío de tropas de pacificación.

No importa quién envíe las tropas de pacificaciòn, es un asunto urgente

"No importa quién envíe las tropas de pacificación, la ONU o la OTSC. Es un asunto urgente. Mientras se estudia este asunto en Osh muere gente", ha dicho Kúlov a un grupo de periodistas en Biskek, la capital kirguís, según Interfax.

Según el Ministerio del Interior kirguís, que anunció el viernes la detención de cinco sospechosos de instigar los desórdenes, los participante en los disturbios quemaron varios vehículos y comercios en el centro de Osh.

"Todas las unidades de Ministerio del Interior han sido puestas en estado de alerta máxima", dijo el portavoz de esa cartera, Rajmatil Ajmédov, en declaraciones a la televisión local.

El conflicto comenzó el jueves

Residentes de Osh citados por Interfax aseguraron el viernes que, por la mañana todavía se oían disparos en las afueras de la ciudad, que ha amanecido con el comercio cerrado y prácticamente sin transporte público.

Los altercados ocurren en un país que celebrará un referéndum el próximo día 27 para aprobar una nueva constitución.

En Kant 150 paracaidistas protegen a las familias de los militares rusos

El pasado 8 de abril, tras el derrocamiento del presidente kirguís, Kurmanbek Bakíev, actualmente refugiado en Bielorrusia, el Estado Mayor de las Fuerzas Armadas de Rusia anunció que había enviado a Kant un total de 150 paracaidistas para proteger a las familias de los militares rusos allí emplazados.

La presidenta interina, Rosa Otunbáyeva, ha denunciado que los enfrentamientos entre kirguises y miembros de la minoría uzbeka han sido provocados precisamente por los partidarios de Bakíev.

"El número de víctimas es superior al que conocemos por los partes médicos", dijo la presidenta interina, que destacó que la situación en Osh se agrava por la falta de alimentos.

Noticias

anterior siguiente