Enlaces accesibilidad

Defensa comprará aviones no tripulados para luchar contra la piratería en el índico

  • El presupuesto destinado es de ocho millones de euros
  • España ya utiliza esos aviones en Afganistán

Por

El Ministerio de Defensa desplegará aviones no tripulados este año en el marco de la misión Atalanta de la UE contra la piratería con el fin de mejorar la protección de los pesqueros españoles que faenan en las aguas de Somalia, han informado fuentes de la Armada.

Se trata de la primera ocasión en que España empleará aviones por control remoto en esta misión, donde tiene desplegados en la actualidad un avión de patrulla marítima P-3 Orion y cerca de 300 marineros a bordo de la fragata "Victoria" -con dos helicópteros- y la patrullera "Vencedora".

España comenzó a utilizar los aviones no tripulados (UAV, en sus siglas en inglés) en Afganistán en abril de 2008. El uso de estos aparatos espía reduce el número de patrullas de los helicópteros, tiene un menor coste y mejora la captación de información por su discreción.

También se adaptan a las nuevas tareas que la misión "Atalanta" ha comenzado a desempeñar en las últimas semanas, como es el control de los principales puertos que sirven de base a los piratas somalíes y de sus barcos nodriza.

Son idóneos además para llevar a cabo la vigilancia sobre un barco que pudiera estar secuestrado.

Modelo y presupuesto

Todavía no se ha concretado el modelo de avión y el número de unidades que se adquirirán, puesto que aún no se ha cerrado la fase de contratación, han añadido las fuentes.

El presupuesto destinado para la adquisición de estos aviones es de ocho millones de euros.

Defensa ha optado por la fórmula de arrendamiento financiero con opción de compra ("leasing"), la cual podría ejecutarse a comienzos del próximo año, una vez que la Armada complete el adiestramiento del personal encargado de la operatividad de los aviones.

El arrendamiento previo a la compra es algo más caro, pero en caso de accidente, la compañía fabricante es la que se hace cargo del siniestro. Los aviones que operan en Afganistán son del modelo israelí Searcher MK II-J, que cuenta con una de las tecnologías más avanzadas en este tipo de materiales, con un alcance de 300 kilómetros y doce horas de autonomía de vuelo.

La compra de los cuatro primeros UAV tuvo un coste de 17 millones de euros, cuya fabricación se adjudicó a la Unión Temporal de Empresas (UTE) integrada por las españolas Indra Sistemas y EADS-CASA, así como la israelí IAI.

Armas para los atuneros

El pasado día 9 de abril, el Consejo de Ministros aprobó un acuerdo por el que se solicita la participación de militares españoles en la Misión de la Unión Europea de Adiestramiento de Fuerzas de Seguridad somalíes en Uganda (EUTM-Somalia), que incluye el envío de 38 efectivos.

Esta decisión se enmarca dentro de la segunda fase de la misión Atalanta, la operación aeronaval de la Unión Europea dirigida a asegurar el tráfico marítimo en el Golfo de Aden y de los buques del Programa Mundial de Alimentos para Somalia, y que ha sido prorrogada hasta finales de 2010.

Por otra parte, un avión de las Fuerzas Aéreas Españolas aterrizó en las Islas Seychelles con 19 ametralladoras y dos fusiles de asalto que Defensa entregará a los atuneros españoles que faenan en aguas del Índico.

Noticias

anterior siguiente