Enlaces accesibilidad

Obama y McCain debatirán dos veces más, pero antes lo harán Palin y Biden

  • La próxima cita es el debate de aspirantes a vicepresidentes, Sarah Palin y Joe Biden
  • Luego Obama y McCain debatirán otras dos veces. Todos, en directo en TVE y RTVE.es
  • En el siguiente cara a cara, los líderes responderán a preguntas de los ciudadanos
  • El formato es más abierto que en el 2004 y por primera vez habrá participación por internet

Por
Tras el debate de esta noche, Obama y McCain todavía tienen pendientes otros dos cara a cara. Pero antes, sus compañeros de candidatura, Sarah Palin y Joe Biden, se medirán el próximo 2 de octubre (madrugada del viernes 3 en España). Todas las citas, decisivas para la carrera a la Casa Blanca, serán retransmitidas en directo por TVE y RTVE.es.

En concreto, los aspirantes a la vicepresidencia debatirán en St. Louis, Misuri, a las 03.00 hora peninsular española como en resto de ocasiones (21.00 horas en la costa este de Estados Unidos; ningún debate se celebrará en el oeste). Los candidatos hablarán de política nacional y exterior y serán moderados por la periodista Gwen Ifill, de la televisión pública PBS.

Paso a los ciudadanos e internet

El siguiente moderador, Tom Brokaw (de la NBC) debería tener un papel aún más secundario, ya que el martes 7, el líder demócrata Obama y el republicano McCain responderán a las preguntas del público. La cita será en la Universidad de Belmont, en Nashville (Estado de Tennessee, sureste), ciudad donde el instituto Gallup ha seleccionado a indecisos para que se dirijan a ambos candidatos, quienes tendrán dos minutos para responder y uno más para rebatir la respuesta del rival. También se plantearán cuestiones enviadas a través de internet.

La organización se planteó esa posibilidad tras la exitosa participación de los internautas en las primarias demócratas y republicanas, una iniciativa que también se abrió camino en las elecciones españolas de la mano de YouTube y RTVE.es.

El último debate, el 15 de octubre, girará en torno a la política interna y la economía y tendrá lugar en la Universidad Hofstra, en Nueva York. Lo dirigirá Bob Schieffer (NBC). La peculiaridad vendrá al final de los 90 minutos (duración de todos los debates), cuando cada candidato tendrá un minuto y medio para decir lo que quiera.

Un ritual muy cuidado

La organización de estos debates, como siempre desde 1988, corre a cargo de una organización sin ánimo de lucro, la Comisión para los Debates Presidenciales que fijó hace ya casi un año las características principales de los debates de esta campaña. Incluso las sedes alternativas ante alguna eventualidad.

Como explica la corresponsal de TVE Anna Bosh, luego los delegados de los candidatos negociaron los detalles técnicos, que en esta ocasión han permitido debates más flexibles que hace cuatro años, cuando los republicanos no permitieron planos de Bush mientras hablaba su contrincante, para no sacarle haciendo muecas.

Además de la incorporación de las preguntas por internet en el segundo debate de números uno, la otra novedad en el resto de encuentros, que ya se ha probado esta pasada madrugada, es el formato del enfrentamiento dialéctico. Son nueve bloques de nueve minutos en los que se permiten las interrupciones tras una introducción de dos minutos por cada contendiente.

Por cierto, si alguno de los otros candidatos en liza tuviera más del 15% de los votos en las encuestas, sería aceptado en los debates.

Noticias

anterior siguiente