Enlaces accesibilidad
Final Champions | Tottenham-Liverpool

Impacto millonario y reto organizativo para Madrid por la final de Champions

  • Se prevé un impacto económico directo superior a los 60 millones de euros con un 95% de ocupación hotelera
  • Los bares y restaurantes esperan ingresar cerca de 18 millones de euros y habrá récord de pasajeros en Barajas

Por
El Impacto económico de la final de Champions en Madrid

La final de la Liga de Campeones entre el Tottenham y el Liverpool de este sábado en el estadio Metropolitano ubica a Madrid como epicentro del fútbol europeo, una condición que generará un impacto económico millonario a la vez que un mayúsculo reto organizativo y de seguridad.

El espectáculo que definirá al campeón de la principal competición de clubes europea y la más relevante del panorama mundial tendrá un impacto económico directo superior a los 60 millones de euros en la capital española, que se duplica hasta más de 120 millones teniendo en cuenta el efecto indirecto.

Para la organización que agrupa a los empresarios madrileños, la Confederación Empresarial de Madrid (CEIM), esta final "beneficia prácticamente a todos los sectores económicos" de la ciudad, según declaró a EFE su vicepresidente, Francisco Aranda, que considera que Madrid transmitirá el sábado una imagen de "ciudad segura, moderna, acogedora y con unas magníficas infraestructuras".

Ocupación hotelera del 95% e incremento de tarifas

Entre 60.000 y 70.000 aficionados ingleses llegarán a Madrid para disfrutar del partido o vivir su atmósfera en la ciudad, según el coordinador de la Unión Empresarial por la Promoción Turística en Madrid, Vicente Pizcueta. Hasta 100.000 visitantes llegó a pronosticar Miguel Ángel Gil, consejero delegado y máximo accionista del club anfitrión, el Atlético de Madrid.

No obstante, muchos de ellos llegarán sin entrada, ya que a través de los dos clubes finalistas solo se han vendido 34.000 de las 63.500 localidades del Metropolitano, y los canales digitales de la UEFA vendieron unas 4.000. El resto son para el comité organizador, la propia UEFA, federaciones y socios comerciales.

La Asociación Empresarial Hostelera de Madrid (AEHM) prevé una ocupación media del 95 % en los hoteles, que han registrado un importante alza en sus tarifas, con precios de hasta 900 euros la noche en los hoteles más cercanos al estadio Metropolitano, aunque se han llegado a publicar habitaciones por más de 5.000 euros en algunos de los hoteles más exclusivos de la capital.

No serán los únicos alojamientos que hagan su agosto en junio gracias a la 'Champions', ya que las pensiones han multiplicado por cinco sus tarifas, de 50 euros a 250 euros según la Unión Empresarial por la Promoción Turística en Madrid, y los residentes ofrecen en alquiler viviendas, habitaciones e incluso colchones.

"Se alquila salón con colchón hinchable por 1.200 euros a 10 minutos andando del Wanda Metropolitano", es uno de los anuncios que se han podido leer a través de Internet, un botón dentro de un maremágnum de propuestas que incluyen habitaciones, apartamentos o incluso alquiler de locales para la noche posterior a la final.

18 millones de euros de ingresos para bares y restaurantes

Los empresarios de restauración también esperan recibir buena parte de los ingresos generados por la gran final, ya que se prevé que los aficionados gasten cerca de 18 millones de euros en bares y restaurantes, según indicó a EFE la Asociación Hostelería Madrid.

En declaraciones a Europa Press Televisión, el director general de Hostelería Madrid, Juanjo Blardony, ha señalado que son "muy optimistas" respecto a la llegada de aficionados ingleses. "Será un impacto de dos días y prevemos que gasten cerca de 18 millones de euros, una media de 300 euros por persona en ocio y gastronomía", ha explicado.

Además, desde el sector calculan que los seguidores beberán "cerca de un millón de litros de cerveza". "Espero que conozcan también nuestras tapas y nuestra ciudad, que les guste y que vuelvan a Madrid", ha señalado Blardony.

Récord de pasajeros en el Aeropuerto Adolfo Suárez Madrid Barajas

El reto que afronta Madrid comenzará en Barajas. Por el aeropuerto de la capital española pasarán entre el jueves 30 de mayo y el lunes 3 de junio 1.500 vuelos más que en un periodo normal, de los cuales 400 corresponden a vuelos comerciales y 1.100 a vuelos ejecutivos, un total de 55.000 asientos adicionales.

En total, serán 7.278 vuelos y 1,12 millones de pasajeros durante este periodo, incluyendo la operativa habitual y los vuelos especiales por la final de 'Champions', según el operador aeroportuario Aena y el gestor de navegación aérea Enaire.

Por ello, se ha puesto en marcha un operativo especial para atender a estos viajeros, que incluye un incremento del personal de seguridad, operaciones, mantenimiento, tecnologías de la información y comunicaciones, controladores, información a pasajeros y también de los empleados de los establecimientos, salas VIP y aparcamientos de Barajas.

Otro operativo de amplio calado será el de seguridad, con 4.700 efectivos, de los cuales 4.200 serán policías nacionales, junto con agentes de la Guardia Civil y Policía Municipal, así como personal de los servicios de emergencia como Samur-Protección Civil, Bomberos y Cruz Roja.

Entre ellos habrá dos equipos de agentes, los denominados 'Fan Information Team', que estarán en las zonas de aficionados -la plaza de Colón para los hinchas del Tottenham, la plaza de Felipe II para los del Liverpool- acompañados por representantes de los seguidores de cada conjunto para dar información útil a los hinchas.

La recomendación principal para ellos será que se acerquen al estadio a partir de las 17.00 horas, preferiblemente utilizando el transporte público, para superar los tres anillos de seguridad con tiempo suficiente. A las 18.00 horas, tres antes del partido, abrirá sus puertas el estadio rojiblanco y cerrarán las 'fan zones'.

Para ello tendrán una dificultad inesperada: la huelga de los maquinistas del Metro de Madrid, que pararán el sábado entre las 15.30 y las 16.00 horas, con servicios mínimos del 67 %, en varias líneas, entre ellas la 5 (verde) que deberían usar los aficionados del Tottenham desde su 'fan zone', y la 7 (naranja) de la que forma parte la parada del Estadio Metropolitano.


 

Deportes

anterior siguiente