Enlaces accesibilidad

arriba Ir arriba

El cardenal Konrad Krajeswski, responsable de caridad del Vaticano, ha desprecintado los contadores de la luz para devolver la electricidad a un edificio ocupado por unas 450 personas. Nombrado limosnero apostólico en 2013, Krajeswski gestiona la caridad del Vaticano y desde entonces los sin techo le llaman Don Corrado cuando les trae cenas y mantas. La compañía cortó la electricidad hace ocho dias porque los okupas deben unos 300.000 euros, aunque no está claro si es solo por su consumo o ya arrastraban deuda de cuando el edificio fue sede de un ente público.

Este viernes hablamos "En voz alta" de los okupas. Imaginen que han entrado unos inquilinos no deseados en su hogar. La policía no podrá desalojarlos sin una orden judicial y, mientras, ustedes seguirán pagando la hipoteca y los gastos que generen. Abordamos esta ocupación llevada a cabo por mafias que falsean un contrato de arrendamiento para quedarse en estos pisos, aprovechando los vacíos legales. Para ahondar en los pasos que hay que dar en caso de que haya ocurrido esta situación, contamos con Silvia González, miembro de la Junta Directiva de la Federación Regional de Asociaciones de Vecinos de la Comunidad de Madrid; Miguel Fernández, vocal de la Junta de Gobierno del Colegio de Administradores de Fincas de Madrid; Charo Mancilla, abogada, y Jacobo Lasaosa, cosocio de la empresa de desalojos Desokkupa.

El Ayuntamiento de Barcelona ha descartado la compra directa o avalar una compra colectiva del 'banco expropiado' de Gràcia, por el precio "desorbitado" del inmueble, que supera el medio millón de euros. El concejal del distrito de Gràcia, Eloi Badia, lo ha anunciado a los medios en una comparecencia para informar del desarrollo de las conversaciones para encontrar una vía de salida al conflicto, después de que la pasada semana los Mossos d'Esquadra desalojaran el inmueble. "Nunca hemos planteado una compra nuestra", sino "una compra a precio razonable asumible por el tejido asociativo", en que éste se "hiciera cargo del proyecto de colectivización", ha precisado el concejal de Gràcia, que ha explicado que la idea salió de las conversaciones entre el ayuntamiento y las entidades del distrito, aunque tras conocer la cuantía se ha descartado.
 

Fin de semana de protestas en el barrio barcelonés de Gràcia. Las manifestaciones no han acabado esta vez en destrozos, pero sí se han vivido momentos de enfrentamiento entre manifestantes y mossos d'esquadra. Sobre todo, cuando los agentes respondían al lanzamiento de botellas, agua y harina por parte de los concentrados. Cuando se retiraron los agentes, un grupo de manifestantes decidió acampar ante el 'banco desokupado' y han pasado allí esta noche.

Los disturbios en el barrio de Gràcia, en Barcelona, tras el desalojo del "banco expropiado" han tensado la relación del Govern con sus aliados de la CUP, han ensombrecido el primer aniversario de Ada Colau como alcaldesa de Barcelona y han puesto en el punto de mira a su antecesor Xavier Trias, que pagó el alquiler a los okupas. El exalcalde convergente defiende que la decisión fue legal.

Tras el desalojo el lunes, día 23, del "banco expropiado", una antigua oficina bancaria okupada en 2011, las callejuelas de Gràcia han sido escenario de disturbios durante tres noches consecutivas, en las que los alborotadores han quemado contenedores, destrozado entidades bancarias y volcado vehículos, mientras los Mossos d'Esquadra les repelían con cargas y disparando proyectiles de precisión.