Anterior El drama, protagonista de la próxima semana Siguiente Por qué no te puedes perder el estreno de OT. Te damos 10 razones Arriba Ir arriba
Documentos TV - Las caras de la maternidad

Documentos TV. "Las caras de la maternidad"

|

FICHA TÉCNICA

Producción: TVE
Guión: Yolanda Villaluenga
Realización: Aurora Llorente Sanz
Imagen:
      Elena Guerrero Guerra
      Félix Martín García
      Aimar Planas
Sonido:
      Jesús Navarro
      Enrique Bravo
      Tania Arrillaga
      Iñaki Zarte
Montaje: Eulalia Morcillo
Postproducción: Chema Giné
Grafismo: Javier Briz Megía
Ambientación musical: J. L. Ayuso Pacha
Documentalista: Tamara Vázquez
Ayudantes de producción:
       Enrique Ballesteros
       Rosalía Ávila
       Mayte Rodríguez
Productor: Santiago Muñoz

Con el nacimiento de un hijo, aumenta ocho veces la posibilidad de conflicto entre los padres y el 67% de las parejas experimenta un descenso de la satisfacción conyugal. La llegada de un hijo es la prueba de fuego de una pareja. Tras la imagen idílica de la maternidad, se oculta un universo de claroscuros.

Las caras de la maternidad indaga en historias íntimas, entre las que se encuentra una pareja gay que acaba de adoptar a un niño y una mujer cuyo reloj biológico le llevó a someterse a un proceso de inseminación artificial. Experiencias que formulan preguntas: ¿es la maternidad esa fuente de plenitud sin resquicios que nos han contado?, ¿cómo afecta a la relación de pareja?, ¿y a la relación con el trabajo?, ¿por qué se sienten angustiadas y culpables muchas madres? Y los padres, ¿cómo lo viven?

“La maternidad empieza en la imaginación” 

Tal vez, Balzac tenga razón y la maternidad empieza en la imaginación o tal vez, tengan razón los antropólogos y sociólogos que plantean que la maternidad es una construcción socio-política que depende de cada sociedad y de cada época (hasta el siglo XVIII, en Francia, estaba mal visto que una madre amamantara a su hijo y lo que era socialmente valorado era que el bebé fuera entregado a una nodriza).

Tal vez, también tengan razón las corrientes más naturalistas y la maternidad es una cuestión de instinto que presiona para que continúe la especie o los más románticos, para los que el hijo es una consecuencia del amor entre dos personas.

Tal vez, todos tengan una parte de razón y desde luego, es formativo conocer la opinión de los expertos que analizan las claves de la maternidad y contextualizarla, desculpabiliza, pero para asumir esa experiencia; para asumir lo que cada mujer siente -esa emoción que no suele corresponder con lo que te dicen que debes sentir-, no es suficiente conocer ensayos de científicos y estudiosos.

Una experiencia única para cada mujer

La experiencia de la maternidad es única para cada mujer y para su pareja (en el caso de que la haya) y como en las situaciones esenciales de la vida: la realidad de la maternidad nos confronta con el sueño y la ideología.

Los verdaderos expertos son las madres y los padres que afrontan el día a día con las claves que cada uno tiene

Como nos cuenta la psicoanalista Emilce Dío, “el hecho físico de ser madre es universal pero la transformación interior que se produce en una mujer al ser madre es absolutamente único y depende de muchos factores: de su trayectoria profesional y personal, de su entorno, de la cultura en la que se ha criado, de su propia genética y de la experiencia que ha tenido con su propia madre”.

Entrevistamos a Emilce Dío y, al finalizar la grabación, cuando guardábamos el equipo para marcharnos, nos pidió, que volviéramos a colocar la cámara porque necesitaba sincerarse: ella, que lleva años ayudando en terapia a madres y padres, quería contarnos que tampoco tenía grandes certezas y su aprendizaje había sido el aceptar sus propios errores y compartirlo con humildad con sus propios hijos.

Por tanto, después de valorar incluir en el documental, opiniones de expertos, decidimos dejarlo en una expresión mínima porque los verdaderos expertos son las madres y los padres que deben afrontar su día a día con las claves personales que cada uno tiene.

(Trabajo)2

También nos planteamos incorporar datos de las legislaciones europeas en materia de trabajo y conciliación familiar. Pensamos hablar del modelo islandés que obliga a disfrutar de la baja por maternidad: tres meses a la madre, tres meses al padre y tres meses al progenitor que lo solicite. Con la idea subyacente de que el padre creará un vínculo más estrecho con su hijo, si no está la madre. Era una iniciativa interesante y lo apuntamos en una lista.

Otro aspecto que nos resultaba significativo era contar cómo se había culpabilizado a la mujer, en España, vinculando la bajada de la natalidad a su incorporación al trabajo fuera de casa; cuando la realidad era que en España, como en otros países del sur europeo, el paro femenino es muy alto, mientras que en el norte, donde la mujer sí alcanza cuotas más altas de inserción laboral, tiene más hijos.

 En el norte europeo el niño o la niña son considerados un derecho y un deber de la comunidad

¿Qué había detrás de esas subidas de la natalidad en los países nórdicos? Políticas gubernamentales de apoyo a la familia o a la mujer. En el norte europeo, el niño o la niña son considerados un derecho y un deber de la comunidad, mientras que en España, es un bien social -que pagará las pensiones y mantendrá la cultura del país- y un deber exclusivamente de la familia.

Estos datos nos permitían demostrar que la política de los gobiernos no es neutra y su implicación en la natalidad influye, de una forma determinante, en la decisión de tener o no hijos.

Pensamos buscar datos y más datos, pero los fuimos apartando poco a poco porque caímos en la cuenta de que los datos están ahí. Los escuchamos en los informativos, en informes…pero lo que realmente nos resultaba novedoso era lo más sencillo y a la vez más complejo: sentarnos con las madres y sus parejas, en el salón de su casa, frente a ese sofá en el que suceden las grandes y pequeñas conversaciones familiares y desgranar con paciencia los claroscuros de la maternidad, la transformación profunda que genera la llegada de un hijo en la vida de sus padres.