Enlaces accesibilidad

'Brexit'

Boris Johnson se resigna a una prórroga del 'Brexit': "Tenemos que ver qué decide la Unión Europea"

  • El primer ministro británico culpa en el Parlamento a la oposición de retrasar la salida pese al acuerdo con Bruselas
  • "Debemos abandonar la UE el 31 de octubre y podemos hacerlo si los diputados de la oposición consienten", afirma

Por
El primer ministro británico, Boris Johnson
El primer ministro británico, Boris Johnson. REUTERS

Boris Johnson, el primer ministro británico que había asegurado que preferiría estar "muerto en una zanja" antes que volver a retrasar el Brexitparece resignado a tener que aplazar la salida de Reino Unido de la Unión Europea más allá del 31 de octubre, una vez que el Parlamento ha tumbado su propuesta para tramitar de urgencia el acuerdo que cerró la semana pasada con Bruselas. Este miércoles, en cualquier caso, ha querido dejar claro que la prórroga no es una decisión suya, al tiempo que culpaba a la oposición de hacerle incumplir su promesa.

Me temo que tenemos que esperar a ver lo que los amigos de la UE deciden por nosotros y eso es el resultado de la decisión que [Jeremy Corbyn] tomó anoche

"Me temo que tenemos que esperar a ver lo que los amigos de la UE deciden por nosotros y eso es el resultado de la decisión que él tomó anoche", ha espetado, señalando directamente al líder laborista, Jeremy Corbyn, en la sesión de control celebrada en la Cámara de los Comunes, donde el martes logró que los diputados apoyaran en primera lectura la legislación para el Brexit, un punto al que hasta ahora no se había logrado avanzar, pero fracasó al intentar que se tramitará de urgencia para que fuera efectiva en apenas ocho días.

"Nuestra política no ha cambiado: debemos abandonar la UE el 31 de octubre, al final del mes, y podemos hacerlo si los honorables miembros de la oposición consienten. Y eso es lo que trasladaré a los líderes europeos", ha explicado el primer ministro, que también ha reprochado a los partidos de la oposición que no den luz verde a unas elecciones generales que renueven el Parlamento de Westminster con el fin de desbloquear la situación.

Último intento de pacto con Corbyn

Antes de la sesión parlamentaria, Johnson llevó a cabo una última intentona, al reunirse con Corbyn para tratar de negociar un acuerdo que permitiera aprobar la legislación necesaria en los próximos ocho días, antes de que caduque el plazo de la actual prórroga. Sin embargo, la reunión ha sido corta e infructuosa, según han informado los medios británicos.

El Parlamento rechaza los plazos de Johnson para tramitar la ley del 'Brexit'

Fuentes del Partido Laborista citadas por Reuters han indicado que Corbyn le ha reiterado a Johnson su oferta de pactar un "calendario razonable" para la tramitación de la legislación, así como que accedería a una convocatoria de elecciones -Johnson necesita el respaldo de dos tercios de los comunes para adelantar los comicios- cuando esté completamente descartado un Brexit duro, puesto que, por el momento, el 31 de octubre sigue siendo la fecha límite sin que haya ningún acuerdo ni una prórroga aprobados.

Del otro bando, una fuente del Partido Conservador ha asegurado que el líder laborista le habría reconocido a Johnson que "no tiene ninguna política excepto más retrasos y pasar 2020 con reférendums", una acusación que casa con los intentos de Johnson por hacer ver que la prórroga, una posibilidad que él se ha esforzado en negar en repetidas veces, será responsabilidad de los laboristas.

Ataques a la oposición

Y esa ha sido la postura del primer ministro durante todas sus intervenciones de este miércoles en Westminster: "No podemos saber lo que la UE hará en respuesta a la petición del Parlamento -yo deje claro que no era mi petición- de un aplazamiento. Estamos esperando su respuesta", ha deslizado en una de sus respuestas a las preguntas de los diputados.

"Aún creo que sería del mayor interés para este país y la democracia lograr el Brexit el 31 de octubre", ha subrayado Johnson, a pesar de que su Ejecutivo puso en suspenso la tramitación de la legislación para el acuerdo de retirada tras la derrota en la votación del calendario. "Esperaré a ver qué dicen los amigos y socios de la UE en respuesta a la petición del Parlamento, y también a la insistencia del Parlamento en que quiere un aplazamiento", ha señalado. 

La Unión Europea recibe la solicitud de prórroga del 'Brexit' sin firmar por Johnson

No creo que la gente de este país quiera una prórroga, yo no quiero una prórroga. Yo quiero avanzar rápidamente, pero me temo que tenemos que esperar

"No creo que la gente de este país quiera una prórroga, yo no quiero una prórroga. Yo quiero avanzar rápidamente, pero me temo que tenemos que esperar a ver qué dicen los amigos de la UE deciden por nosotros, y eso es el resultado de la decisión que él [Jeremy Corbyn] tomó anoche", ha recalcado Johnson, quien, en cualquier caso, no ha podido negar que la decisión está ahora en manos de Bruselas: "Tenemos que ver qué decide la UE y estudiaré como proceder".

La amenaza del no acuerdo y la perspectiva de elecciones

La postura de los Veintisete, en ese sentido, parece ser la de aceptar la prórroga, aunque sea a regañadientes, hastiados como están de tener que volver una y otra vez sobre un asunto que solo lastra a la Unión Europea. El presidente del Consejo Europeo, Donald Tusk, ya señaló este martes, tras la votación en Westminster, que recomendará a los líderes europeos que, "para evitar un Brexit sin acuerdo [...] acepten la solicitud de extensión del Reino Unido"se habla de un aplazamiento de tres meses, hasta el 31 de enero de 2020, aunque flexible, para que Londres le ponga fin cuando los trámites estén listos.

En este sentido, el país más reticente sigue siendo Francia, que exige algún cambio en la situación política británica, como nuevas elecciones o un segundo referéndum, para seguir aplazando la resolución del problema. Con todo, Alemania está a favor de la prórroga -el portavoz del Gobierno de Angela Merkel, Steffen Seibert ha dicho este miércoles que Berlín "no se opondrá a una extensión"- y no parece probable que los Veintisiete, por más que les ofusque la situación, quieran abocarse al abismo del Brexit duro.

El Gobierno de Johnson, sin embargo, no deja de agitar ese fantasma: el portavoz de Downing Street ha explicado, poco después de la sesión en Westminster, que Johnson había hablado con Tusk y le había trasladado que se opone a la prórroga, porque prefiere salir el 31 de octubre. "La decisión de ayer [por el martes] hace más probable un no acuerdo", ha señalado, aunque también ha deslizado que "si la UE ofrece una extensión hasta enero, sabemos que el Parlamento siempre vota por un retraso; tendría que haber unas elecciones".

Noticias

anterior siguiente