Enlaces accesibilidad

Sentencia del 'procés'

El Tribunal Supremo condenará a los líderes del 'procés' por sedición

  • Los siete magistrados de la Sala Segunda descartan el delito de rebelión, según fuentes conocedoras de la sentencia
  • El fallo definitivo aún no ha sido firmado, aunque está previsto que sea notificado a las partes este próximo lunes

Por
El Tribunal Supremo condenará a los líderes del 1-O por sedición

El Tribunal Supremo ha decidido condenar a los principales líderes del 'procés' soberanista en Cataluña por sedición y no por rebelión, descartando así el uso de una violencia suficiente para quebrar el orden constitucional para conseguir la independencia, según ha podido saber RTVE de fuentes conocedoras de la sentencia, que estaría cerrada desde el miércoles y está previsto que se firme y notifique este lunes.

La Sala Segunda, que entre febrero y junio evaluó los acontecimientos de septiembre y octubre de 2017 que culminaron con la declaración unilateral de independencia del Parlament de Cataluña y la suspensión de la autonomía a través de la aplicación del artículo 155, privilegia así la interpretación de la Abogacía del Estado, que, si bien creía que hubo violencia, no consideraba que respondiera a un plan estructurado por los soberanistas, frente a la de la Fiscalía y la acusación popular, encarnada por Vox, que defendían la rebelión, de decir, que la violencia era un instrumento de los independentistas para lograr la secesión.

La sentencia, en cualquier caso, aún no ha sido firmada, aunque los siete magistrados del juicio del 'procés' tienen previsto notificarla a las partes el próximo lunes, justo antes de que se cumplan los dos años de prisión preventiva de los dos primeros encarcelados, el expresidente de la ANC Jordi Sánchez y el presidente de Òmnium Cultural, Jordi Cuixart​.

El Tribunal Supremo, de hecho, ha expresado este sábado a RTVE su "malestar" por las filtraciones a numerosos medios de comunicación en torno a la sentencia. El propio juez Manuel Marchena, presidente de la Sala Segunda, ha lamentado este sábado esas filtraciones, en la recepción de los reyes tras el desfile de la Fiesta Nacional, al tiempo que avisaba de que "todo está abierto" y de que "una sentencia no está terminada hasta que la firma el último magistrado".

Las mañanas de RNE con Íñigo Alfonso - La gran pregunta del juicio del 'procés': ¿hubo violencia?

Rebelión o sedición, el matiz clave de la sentencia

La distinción entre rebelión y sedición es la clave fundamental que debe dirimir la Sala Segunda, que preside el juez Manuel Marchena, a partir de las peticiones de las diferentes acusaciones. En este sentido, la rebelión requeriría un intento deliberado de los responsables del 'procés' de utilizar la violencia, de manera suficiente, para romper el orden constitucional con el fin de alcanzar la independencia de Cataluña.

Es lo que ha defendido la Fiscalía, que pedía por ello penas de prisión de entre 16 y 25 años para los nueve principales acusados, que se encuentran en prisión preventiva: el exvicepresidente Oriol Junqueras, la expresidenta del Parlament Carme Forcadell, los exconsellers Joaquim Forn, Jordi Turull, Josep Rull, Raül Romeva y Dolors Bassa, y los citados Jordi Sànchez y Jordi Cuixart.

Por su parte, la Abogacía del Estado, aunque reconocía la existencia de violencia en las actuaciones del movimiento independentista, no lo creía un elemento nuclear del plan de los líderes soberanistas, por lo que reclamaba para ellos penas de entre ocho u doce años de prisión por sedición, un delito que no atenta contra el orden constitucional, sino contra el orden público.

Además, de entre el resto de delitos, los siete magistrados deben establecer si los entonces miembros del Govern imputados incurrieron en malversación de fondos públicos en la organización del referéndum ilegal de independencia del 1-O, una acusación que, además de sobre Junqueras, Turull, Forn, Rull, Romeva y Bassa, pesa sobre otros tres exconsellers: Carles Mundó, Meritxell Borrás y Santi Vila.

Quiénes son los doce líderes independendistas que se sientan en el banquillo del Supremo

La petición de penas para cada uno de los doce acusados

A falta de conocer el fallo exacto y qué delitos se consideran probados para cada uno de los acusado, las mayores peticiones de penas son para el exvicepresidente de la Generalitat Oriol Junqueras, la expresidenta del Parlament y de la Assemblea Nacional Catalana, Carme Forcadell, el sucesor de esta última al frente de la ANC, Jordi Sánchez, y el actual presidente de Òmnium Cultural, Jordi Cuixart, como "principales promotores" de la estrategia.

  • La Fiscalía pide 25 años de prisión por rebelión con distracción de caudales públicos para Junqueras y 17 por rebelión para Forcadell, Sánchez y Cuixart. La Abogacía pide 12 para el exvicepresidente por sedición y malversación; y 10 para Forcadell y 8 para Sánchez y Cuixart por sedición. Vox reclama 74 para Junqueras por dos delitos de rebelión, organización criminal y malversación y 62 para los otros tres. Los cuatro están en prisión preventiva.
  • Los cinco exconsellers que también están en la cárcel -Jordi Turull, Joaquim Forn, Josep Rull, Raül Romeva y Dolors Bassa- forman un segundo grupo de acusados. La Fiscalía pide para ellos 16 años de cárcel por rebelión con distracción ilegal de fondos públicos; la Abogacía, 11 años por sedición y malversación; y Vox 74 años por dos delitos de rebelión, malversación y organización criminal.
  • Por último, se sientan en el banquillo otros tres exconsellers -Carles Mundó, Meritxell Borrás y Santi Vila- para los que la Fiscalía y la Abogacía piden 7 años y multa de 30.000 euros por malversación y desobediencia grave. Vox elevó la petición a 24 años al añadir el delito de organización criminal, aunque finalmente retiró este último para Santi Vila.

Noticias

anterior siguiente