Enlaces accesibilidad

España retira la candidatura de Calviño a dirigir el FMI para "promover el consenso" entre los países de la UE

  • Los ministros de Economía de la Unión Europea eligen este viernes al candidato europeo para suceder a Lagarde
  • La elección será entre Jeroen Dijsselbloem, expresidente holandés del Eurogrupo, y la búlgara Kristalina Georgieva, directora ejecutiva del Banco Mundial

Por
Calviño justifica la retirada de su candidatura al FMI para que "cuanto antes" la UE tenga un aspirante único

El Gobierno de España ha retirado la candidatura de la ministra de Economía en funciones, Nadia Calviño, del proceso para elegir una candidatura europea común a la dirección del Fondo Monetario Internacional (FMI), según ha anunciado la ministra portavoz en funciones Isabel Celaá, para "promover el consenso" entre los países de la Unión Europea (UE). 

Con esta decisión, el Ejecutivo español apuesta por lograr un acuerdo en la elección del candidato a suceder a Christine Lagarde "sin que la ministra de Economía Nadia Calviño participe en la siguiente fase" y seguirá trabajando para impulsar la gobernanza de los organismos internacionales, según han avanzado primero fuentes de Moncloa y ha confirmado después Celaá en rueda de prensa al término del Consejo de Ministros.

En cualquier caso, el Ejecutivo español en funciones considera "un honor" que cualquiera de sus integrantes pueda ser considerado, "ahora y en el futuro" como "una garantía al más alto nivel para su funcionamiento".

Nadia Calviño, que ha comparecido en la misma rueda de prensa junto a la ministra portavoz, ha coincidido en calificar como "un gran honor" haber sido propuesta en una lista junto a personas "de indudable valía" y ha señalado que la prioridad siempre ha sido que haya "un buen candidato, un excelente candidato europeo que siga ocupando la silla del FMI".

La titular de Economía ha explicado que de cinco candidatos iniciales se ha pasado a cuatro y que, después de la primera votación, el presidente del Gobierno en funciones, Pedro Sánchez, ha decidido retirar la candidatura de Calviño. "Hemos visto la situación y el presidente ha decidido que no participaré en la siguiente ronda con el objetivo de que cuanto antes tengamos un candidato único en la UE", ha explicado.

Por otro lado, la titular en funciones de Economía ha destacado que su participación en este proceso de selección prosigue la "senda" iniciada desde la llegada al Gobierno al PSOE, pues cree que a partir de entonces España "empieza a tener la representación que le corresponde", a tener "voz" en las instituciones y a "contribuir activamente y mejorar y reforzar la gobernanza multilateral".

Dos aspirantes europeos a dirigir el FMI

Los otros dos aspirantes europeos a suceder a Christine Lagarde al frente del FMI son el expresidente holandés del Eurogrupo Jeroen Dijsselbloem y la directora ejecutiva del Banco Mundial, la búlgara Kristalina Georgieva. 

Del proceso también se retiraba este jueves el ministro de Finanzas de Portugal y presidente del Eurogrupo, Mário Centeno, para ayudar al consenso dentro del bloque comunitario. El gobernador del banco central finlandés, Olli Rehn, tampoco ha llegado a la segunda votación.

La falta de acuerdo para elegir una candidatura común ha sido precisamente la que ha llevado a los países comunitarios a aceptar la elección del candidato por votación, con el objetivo de evitar que se prolongaran las discusiones.

La vacante en la dirección del FMI es consecuencia de la selección de la francesa Christine Lagarde para presidir el Banco Central Europeo (BCE) en sustitución del italiano Mario Draghi.

El Ministerio francés de Economía y Finanzas ha explicado que el ganador debe obtener una mayoría cualificada, lo que requiere el apoyo de un 55% de los Estados miembros (16 de los 28 actuales) que representen al menos el 65% de la población total de la UE.

Reino Unido expresa sus reservas ante la votación

Francia, que coordina los trabajos para que la UE presente un candidato, había dado este jueves a los británicos la posibilidad de presentar un aspirante al puesto ante el cambio de Gobierno en ese país, después de que el pasado 24 de julio el conservador Boris Johnson sustituyera a Theresa May como primer ministro.

Sin embargo, el Gobierno británico ha expresado sus reservas a la votación, ya que considera que aún hay tiempo para tomar una decisión, toda vez que el plazo para presentar candidaturas al puesto de director gerente del FMI no finalizará hasta el próximo 6 de septiembre.

De hecho, el Gobierno británico de Boris Johnson no había postulado a ningún candidato a última hora de este jueves pese a que los países acordaron extender el plazo de presentación de nominaciones, para dar una oportunidad a Londres a presentar uno.

El exministro de Finanzas de Reino Unido George Osborne, había mostrado su interés en el cargo, según la prensa británica, a pesar de que el gobernador del Banco de Inglaterra, Mark Carney, había sonado como candidato natural.

Noticias

anterior siguiente