Enlaces accesibilidad

Presupuestos 2019

El Congreso devuelve los presupuestos al Gobierno por segunda vez en la historia

  • En 1995, los nacionalistas catalanes de CiU retiraron su apoyo al Ejecutivo de Felipe González, que adelantó las elecciones
  • El PP ganó los comicios de 1996, que llevaron a José María Aznar al poder gracias al apoyo de CiU, PNV y CC

Por
Felipe González y Jordi Pujol en 1994 cuando eran presidente del Gobierno y de la Generalitat, respectivamente, en una rueda de prensa
Felipe González y Jordi Pujol en 1994 cuando eran presidente del Gobierno y de la Generalitat, respectivamente, en una rueda de prensa. EFE/Óscar Moreno/jgb

El Congreso de los Diputados ha devuelto al Gobierno de Pedro Sánchez el proyecto de Presupuestos Generales del Estado para 2019. Esta es la segunda ocasión que ocurre en Democracia. Solo había acontecido una vez, en 1995, cuando los nacionalistas catalanes de Convergencia i Unió (CiU) retiraron su apoyo al Ejecutivo del PSOE. Rechazaron junto a Partido Popular (PP), Izquierda Unida (IU) y otras formaciones las cuentas de 1996, lo que llevó al entonces presidente Felipe González a adelantar las elecciones generales.

En 1993, tras 11 años gobernando con mayoría absoluta, González cerró un pacto estable con la CiU de Jordi Pujol para seguir en el poder. Entre ambos grupos sumaban justo los 176 diputados necesarios para ello (159 los socialistas y 17 los convergentes). Pero dos años después, en septiembre de 1995, los nacionalistas anunciaban una enmienda a la totalidad a las cuentas públicas con el objetivo de empujar al presidente a convocar elecciones anticipadas.

Antes del debate parlamentario en el que se debería tomar en consideración los Presupuestos de 1996, González anunciaba la decisión de celebrar elecciones en el mes de marzo. Así lo señaló el entonces ministro de Economía y Hacienda Pedro Solbes en el Congreso, donde pidió que se apoyaran sus cuentas para tomar las medidas de corrección necesaria y evitar que 1996 no fuese un año perdido, tal y como recoge el diario de sesiones.

CiU logró hacer caer al Gobierno de González

Pero eso no convenció a los nacionalistas catalanes de CiU, que sumaron sus votos a PP, IU, Coalición Canaria, Unió Valenciana, Partido Aragonés Regionalista (PAR) y ERC para tumbar las cuentas públicas. El 25 de octubre de 1995 el Congreso rechazó los Presupuestos de 1996 por 183 votos a favor, 158 votos a favor y una abstención. Los socialistas se quedaron solos a la hora de apoyar las cuentas públicas.

La ruptura de CiU -que anunció la enmienda a la totalidad antes incluso de conocer el contenido del Presupuesto- fue calificada entonces como una moción de censura por los propios nacionalistas catalanes.

CiU logró su objetivo y el Ejecutivo cayó. El rechazo al proyecto de Presupuestos terminó provocando que el 9 de enero de 1996 se disolvieran las Cortes y se convocasen unas elecciones que, de haber terminado la legislatura, se habrían celebrado en 1997, ya que la legislatura se había iniciado en junio de 1993.

Finalmente, las elecciones, celebradas el 3 de marzo de 1996, dieron el triunfo al Partido Popular, y el 4 de mayo José María Aznar fue investido como nuevo presidente del Gobierno gracias al apoyo de los nacionalistas catalanes, vascos y canarios ya que obtuvo el apoyo de los 16 diputados de CiU, los cinco de PNV y los cuatro de Coalición Canaria.

Noticias

anterior siguiente