Enlaces accesibilidad

Informe Reporteros Sin Fronteras

Reporteros Sin Fronteras alerta de una fuerte regresión de la libertad de prensa en Europa

  • La organización presenta su informe anual del estado de la profesión
  • La represión en Turquía y las últimas legislaciones están detrás del retroceso en Europa
  • Siria continúa siendo el país en conflicto más inseguro para los periodistas
  • 75 informadores fueron asesinados en 2016 en el ejercicio de su profesión

Por
 Protestas frente a la sede del diario turco Cumhuriyet.
Protestas frente a la sede del diario turco Cumhuriyet. AFP PHOTO

La libertad de expresión e información en Europa ha experimentado un fuerte deterioro durante 2016. Es una de las conclusiones extraidas del informe anual de Reporteros Sin Fronteras (RSF) sobre libertad de prensa que ha publicado la organización este miércoles.

Según ha explicado durante la presentación del informe la presidenta de la ONG en España, Malén Aznárez, detrás de ésta situación está la caza de brujas que siguió al golpe de Estado fallido en Turquía y la aprobación de diversas legislaciones para luchar contra el terrorismo

Unas legislaciones que, a consideración de Aznárez, "ponen en riesgo el periodismo de investigación, la confidencialidad de las fuentes y la privacidad de las comunicaciones". Para ilustrar la situación, la presidenta de la organización ha citado como ejemplos la Ley Mordaza española o la conocida como "Carta de los fisgones" en Reino Unido, la ley de vigilancia más extrema aprobada por el Parlamento británico en toda su historia que incluso discrimina a los periodistas según su nacionalidad. 

Vigilancia a periodistas

Sin embargo, países como Alemania o Francia no se han quedado atrás. El Gobierno de Merkel adoptó en 2016 la ley que permitía el espionaje a periodistas extranjeros mientras que Francia mantiene desde los atentados de París el estado de excepción, de modo que las fuerzas de seguridad puede entrar en los periódicos y vigilar a los periodistas.

Destaca también la situación de los países del este del continente. En Hungría, el cierre del principal diario de la oposición, ha supuesto un duro golpe para el pluralismo mediático y en Rusia, según ha indicado Aznárez, "no han cesado los intentos de regular los contenidos informativos especialmente los de internet, hasta el punto de que una nueva legislación permite la retirada de contenidos de internet en 24 horas y hace responsable a los portales de noticias de más con un millón de visitantes de todos los contenidos que se publiquen".
 

Aznárez: "Turquía es la primera cárcel para periodistas del mundo"

Pero el principal responsable del retroceso de la libertad de información en Europa es Turquía, a la que Aznárez ha denominado "la primera cárcel para periodistas por delante de países como China, Siria, Egipto e Irán". En el acto también han participado el periodista turco Yavuz Baydar, exiliado tras el intento de golpe de Estado de julio en Turquía que ha explicado a RTVE la agonía de los medios en su país

El informe igualmente pone de manifiesto el panorama de la prensa en Latinomérica, donde el crimen organizado y la corrupción generalizada "han conseguido que los periodistas se autocensuren". Aznárez ha señalado que "aunque normalmente hablamos de México porque es el país más letal para los periodistas, Honduras va a la zaga, en los últimos cinco años han sido asesinados 60 periodistas, unos crímenes que generalmente quedan impunes".

Robles: En Honduras sólo un 5% de los periodistas pueden ejercer de forma independiente

El periodista hondureño Milthon Robles, refugiado en España tras sufrir un secuestro, ha puesto voz al drama del periodismo en su país. Robles ha resaltado que en Honduras "solo un 5% de los periodistas pueden ejercer de forma independiente" y ha denunciado que "el Colegio de Periodistas solo es un órgano disuasor para defender los intereses de las empresas". 

Robles también ha lamentado que unícamente se conoce algo de la situación cuando se producen muertes pero los Gobiernos europeos sólo ven el aspecto positivo de unos informes manipulados.

El pasado año, 75 profesionales de la información fueron asesinados y fueron encarcelados 179 periodistas, 157 internautas y 12 colaboradores. Una reducción en el número de muertos que según ha apuntado Aznárez se ha producido porque en los países en guerra "los periodistas prácticamente ya no están sobre el terreno".

Noticias

anterior siguiente