Anterior La exfiscal venezolana Luisa Ortega, huida a Brasil, afirma tener pruebas de corrupción contra Maduro Siguiente La célula de Alcanar: claves de su radicalización Arriba Ir arriba
Imagen del presidente colombiano, Juan Manuel Santos, durante su alocución este jueves 13 de octubre.
Imagen del presidente colombiano, Juan Manuel Santos, durante su alocución este jueves 13 de octubre. PRESIDENCIA DE COLOMBIA/EFE JUAN DAVID TENA

Santos prorroga hasta el 31 de diciembre el alto el fuego con las FARC

  • El acuerdo de paz quedó en el aire tras la victoria del 'no' en el referéndum

  • El alto el fuego bilateral y definitivo está vigente desde el pasado 29 de agosto

  • Uribe, opositor a los acuerdos de La Habana, celebra el mantenimiento de la paz

|

El presidente colombiano, Juan Manuel Santos, ha anunciado este jueves su decisión de prorrogar hasta el próximo 31 de diciembre el alto al fuego bilateral con las FARC, en vigor desde el pasado 29 de agosto como parte de los textos negociados en La Habana. Pero el acuerdo quedó en el aire el pasado 2 de octubre tras el rechazo en referéndum, por lo que han sido necesarias varias medidas que aseguren el mantenimiento de la paz.

"He tomado la decisión de prorrogar el cese al fuego bilateral hasta el 31 de diciembre", ha indicado el mandatario en una alocución al país en cadena nacional, en la que ha explicado que ha tomado la decisión tras reunirse con un grupo de estudiantes, que le transmitieron su deseo de "no tener que volver a disparar".

Además, el presidente ha expuesto durante su discurso el balance del diálogo que ha mantenido con diferentes sectores políticos y sociales del país para destrabar el proceso de paz con la guerrilla: "Que quede claro: esto no es un ultimátum ni fecha límite, pero espero que todo este proceso para tener un nuevo acuerdo se termine mucho antes porque como me dijo una estudiante, 'el tiempo conspira contra la paz y la vida'".

La paz en el aire desde el 2 de octubre

El alto el fuego y de hostilidades bilateral y definitivo entre el Gobierno y las FARC comenzó el 29 de agosto, y con ese fin el Ministerio de Defensa emitió entonces una resolución reglamentando esta medida, que estuvo vigente hasta el pasado 2 de octubre, día en que se celebró un plebiscito que dejó en el aire la aplicación del acuerdo de paz.

Como los colombianos rechazaron el acuerdo, aunque por un estrecho porcentaje de votos, el 4 de octubre Santos decidió prorrogar hasta el día 31 de este mes la resolución del alto el fuego para evitar cualquier incidente armado entre las partes.

Esa prórroga fue interpretada en algunos sectores como una advertencia sobre reanudación de las hostilidades, pero el Ministerio de Defensa aclaró que lo que buscaba el Gobierno era justamente lo contrario, evitar incidentes armados mientras se resuelve lo que pasará con el acuerdo de paz firmado el pasado 26 de septiembre en Cartagena.

"Vamos a lograrlo. Vamos a lograr terminar para siempre con la violencia, el retorno de los desplazados a sus hogares, la oportunidad de que, como lo reconocen todos, con un país en paz el progreso, el desarrollo, el empleo lleguen a todos los colombianos. No podemos perder esa oportunidad", ha sentenciado el presidente.

Uribe celebra el mantenimiento del alto el fuego

El expresidente colombiano Álvaro Uribe, uno de los principales opositores al acuerdo de paz entre el Gobierno de Santos y la guerrilla, ha celebrado la prórroga poco después de conocer la noticia. "Resaltamos la circunstancia positiva para el país de que ese estatus de no violencia con las FARC", ha apuntado el senador.

"Eso nos parece bueno, porque siquiera no se le suma esa preocupación a un país que tiene que tener una inmensa preocupación con la criminalidad que gira alrededor de 200.000 hectáreas de coca", ha explicado Uribe, que desde hace unas semanas está participando en los diálogos de paz junto al Gobierno para intentar salvar el proceso.

Sobre los cambios que su partido Centro Democrático ha propuesto con respecto a los textos de La Habana, el expresidente ha destacado como uno de los principales que los acuerdos no "vulneren los valores democráticos".

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente