Anterior Llega el primer grupo de 20 refugiados desde Grecia e irán a Cataluña, Aragón y Andalucía Siguiente Albert Rivera habla por teléfono con Leopoldo López pero le prohíben visitar a Ledezma Arriba Ir arriba
Logotipo de Apple en una de sus tiendas
Logotipo de Apple en una de sus tiendas. REUTERS

El Gobierno de EE.UU. solicita a la justicia que fuerce a Apple a desbloquear el móvil de San Bernardino

  • Una jueza federal ordenó a la empresa que ayudase a desencriptar el teléfono

  • Apple se ha negado, por lo que ahora el Gobierno reclama que se le obligue

  • La compañía tiene hasta el 26 de febrero para presentar una respuesta formal

|

El Departamento de Justicia de Estados Unidos ha presentado una moción para obligar a la empresa tecnológica Apple a cumplir la orden judicial que le insta a ayudar al FBI a desbloquear el teléfono iPhone usado por uno de los autores del tiroteo de San Bernardino, en el que murieron 14 personas.

Apple ha respondido repudiando la orden de un tribunal federal

"En lugar de ayudar a los esfuerzos para que se pueda investigar plenamente un atentado terrorista mortal […], Apple ha respondido repudiando la orden" de un tribunal federal, señala el Departamento de Justicia en una solicitud formal presentada este viernes.

Apple se negó esta semana a cumplir con la orden de una jueza federal de crear una nueva versión del sistema operativo del iPhone que esquive funciones de seguridad importantes y se instale en el teléfono del autor del tiroteo de San Bernardino, cuya acción investiga la Policía como una acción terrorista.

Apple se niega a desbloquear el móvil del terrorista de San Bernardino

El Ejecutivo estadounidense sostiene en su escrito que la negativa de la empresa tecnológica a desbloquear el teléfono "parece estar basada en su preocupación por su modelo de negocios y la estrategia de márketing de su marca".

La rebelión de Apple contra la justicia

El teléfono en cuestión fue hallado por los agentes de la Oficina Federal de Investigación (FBI) en el vehículo en el que Syed Rizwan Farook, de nacionalidad estadounidense, y su esposa, Tashfeen Malik, pakistaní, presuntos seguidores de la organización Estado Islámico, huían de la Policía cuando fueron abatidos, tras el ataque que perpetraron en la ciudad californiana.

Sin embargo, los investigadores han sido incapaces de acceder a su contenido, tal como reconoció el director del FBI, James Comey, en una comparecencia ante el Senado, en la que subrayó las dificultades que se encuentran en la resolución de todo tipo de casos por la negativa de las empresas tecnológicas a proporcionar la denominada puerta trasera (back door), siempre bajo petición judicial.

Por ello, la jueza Sheri Pym había ordenado a Apple que ayudará al FBI a desbloquear y acceder al móvil usado por Farook. Sin embargo, el consejero delegado de Apple, Tim Cook, se ha negado a ejecutar la orden judicial y la ha calificado como "un paso sin precedentes" que "amenaza", ha recalcado, la seguridad de los clientes de la compañía.

Un teléfono móvil iPhone de Apple Un teléfono móvil iPhone de Apple

La empresa tiene de plazo hasta el 26 de febrero

"Nos oponemos a esa orden, que tiene implicaciones más allá del caso legal en cuestión", subrayaba Cook en una carta enviada a los clientes de la empresa, al tiempò que rechazaba la sugerencia del Gobierno estadounidense de que la herramienta creada para desbloquear el iPhone se utilizaría solo una vez.

"Una vez creada, la técnica podría utilizarse una y otra vez en muchos dispositivos", advertía Cook, que añadía que sería el equivalente a "una llave maestra capaz de abrir cientos de millones de cerraduras, desde restaurantes y tiendas a casas".

Apple tiene hasta el 26 de febrero para responder formalmente a la magistrada Sheri Pym y se espera que el gigante tecnológico aduzca en su respuesta formal a los tribunales que la solicitud del Departamento de Justicia va más allá de las facultades legales del Gobierno.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente