Anterior Bruselas propone devolver a Grecia a los refugiados que entren a partir de marzo de 2017 Siguiente El BCE amplía el programa de compra de deuda, pero rebaja su cuantía a 60.000 millones al mes desde abril Arriba Ir arriba
El Tribunal Supremo declara que el hotel Algarrobico se construyó sobre suelo no urbanizable

El Tribunal Supremo falla que el hotel Algarrobico se construyó sobre terreno no urbanizable

  • Ha aceptado los recursos de Greenpeace y de la Junta de Andalucía

  • Anula así una sentencia del TSJ de Andalucía que avaló la construcción

  • La Junta cree que "hoy sí comienza la cuenta atrás" para su demolición

  • La promotora, que reclama 70 millones de euros, espera ser indemnizada

|

El hotel Algarrobico, construido en el Cabo de Gata, en Carboneras (Almería), se edificó sobre terreno no urbanizable, según ha sentenciado este jueves el Tribunal Supremo. El alto tribunal anula de esta forma la sentencia del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía (TSJA) que en marzo de 2014 falló a favor de la constructora Azata del Sol y que fue recurrida en su momento por Greenpeace y la Junta de Andalucía.

La Sala de lo Contencioso del Tribunal Supremo señala que esta sentencia del TSJA contradijo de manera "inexplicable" lo que había fallado en 2012 el propio tribunal andaluz en una primera resolución que restableció el paraje del Algarrobico como espacio protegido no urbanizable.

La decisión de ahora del Supremo determinará probablemente la demolición del hotel, aunque también quedan por dirimir otros asuntos, como si corresponderá una indemnización a la promotora Azata del Sol. En las sentencias divulgadas este jueves el alto tribunal no se pronuncia sobre las eventuales responsabilidades patrimoniales.

El hotel, de 20 plantas y 411 habitaciones, se comenzó a construir en 2003 pero en 2006 un juzgado ordinario de Almería ordena la paralización de las obras tras la demanda de la asociación Salvemos Mojácar.

El TSJA declaró no urbanizable el terreno en 2012

Tras años de litigios, el Tribunal Superior de Justicia de Andalucía dictó en 2012 una sentencia firmada por su Sección Primera, que dejó cerrado el asunto al determinar que el terreno sobre el que se edificó el hotel no es urbanizable.

Aquel fallo no fue recurrido en casación ante el Tribunal Supremo, por lo que según fuentes del alto tribunal, era firme cuando se volvió a pronunciar sobre el tema la Sección Tercera del TSJ de Andalucía.

Es decir, cuando en 2014 la Sección Tercera del TSJA falló en sentido contrario al decidido por la sección Primera, llegó tarde, porque el asunto estaba ya cerrado.

El Supremo señala que la zonificación correcta para el paraje donde se levanta el hotel, según el Plan de Ordenación de Recursos Naturales del parque natural de Cabo de Gata-Níjar (PORN), es la correspondiente a C1, es decir, la de área ambientalmente protegida, tal y como había señalado el TJSA en 2012. El alto tribunal rechaza incluir el espacio en zonificación D2, que es la designada para las áreas urbanizables carentes de interés ambiental protegido.

La Junta: "Hoy sí comienza la cuenta atrás para la demolición"

El consejero andaluz de Medio Ambiente, José Fiscal, ha considerado que tras la sentencia del Tribunal Supremo "hoy sí comienza la cuenta atrás para la demolición del hotel del Algarrobico".

Fiscal ha señalado en rueda de prensa su "valoración preliminar" del fallo del Supremo, sobre el que ha expresado su "más absoluta satisfacción" porque, en su opinión, pone fin a "un galimatías de sentencias y de autos" sobre este controvertido proyecto.

El consejero ha destacado que la Junta de Andalucía considera vigente el convenio suscrito en 2011 con el Gobierno central, representado entonces por la ministra de Medio Ambiente, Rosa Aguilar, por el que la administración central asumió la demolición del polémico hotel y la Junta de Andalucía, la restauración ambiental de la zona del Parque Natural de Cabo de Gata-Níjar, donde se construyó.

Greenpeace celebra la sentencia del Tribunal Supremo

Las principales ONG ecologistas consideran que el fallo del Tribunal Supremo (TS) marca el camino para su demolición y confían en que servirá de ejemplo para evitar otras obras en zonas de costa protegidas.

Desde Greenpeace, su portavoz de Campañas de Costas, Pilar Marcos, ha expresado la satisfacción de la ONG por el fallo que les da la razón "tras once años de lucha para hacer ver que ese suelo no era urbanizable y que vulnera la Ley de Costas. Por fin se han puesto de acuerdo en su demolición".

En un comunicado, el director Ejecutivo de Greenpeace España, Mario Rodríguez, ha subrayado que se trata de "un día histórico" para la lucha conservacionista y ha enfatizado que "no caben excusas para demoler inmediatamente el hotel".

Salvemos Mojácar ha aplaudido este jueves la sentencia del Tribunal Supremo (TS) que declara no urbanizable la zona y ha confiado en que las sentencias futuras no den lugar a que las instituciones deben pagar indemnizaciones a la promotora.

La promotora del hotel espera ser indemnizada

El subdirector de Azata, José Rodríguez, ha manifestado este jueves su "máximo respeto" a la sentencia del Tribunal Supremo sobre el hotel Algarrobico y ha defendido que la empresa ha actuado de forma "correcta en todo momento".

Rodríguez, en declaraciones a Europa Press y Efe, ha expresado su confianza en que la empresa sea indemnizada económicamente. Aunque el Supremo no ha entrado en este aspecto, el asunto está pendiente de que pronunciamiento de la Audiencia Nacional y del Tribunal Superior de Justicia de Andalucía.

Azata Sol tiene tres demandas por responsabilidad patrimonial elevadas contra el Estado, la Junta de Andalucía y el Ayuntamiento por 70 millones de euros por daños y perjuicios.

Por último, el alcalde de Carboneras, el independiente Salvador Hernández, ha lamentado la decisión adoptada por el Tribunal Supremo porque "cercena el futuro esperanzado de la comarca" aunque "respeta" la decisión de la justicia.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente