Anterior La Guardia Civil identifica a varios autores del escrache a Mónica Oltra en su domicilio Siguiente El Gobierno sigue adelante con el artículo 155 y el sábado aprobará las medidas que elevará al Senado Arriba Ir arriba
El terrorista suicida de Estambul habría pedido asilo en Turquía, tras llegar como refugiado
Atentado en Estambul

Turquía detiene a cinco personas por su posible relación con el atentado de Estambul

  • La prensa turca afirma que el supuesto terrorista era saudí y había pedido asilo

  • La Policía ha arrestado a 65 personas a las que relaciona con el Estado Islámico

  • Los diez muertos en el ataque eran alemanes; hay seis heridos en el hospital

|

La policía turca ha arrestado este miércoles a cinco personas sospechosas de estar directamente relacionadas con el atentado suicida perpetrado en el centro de Estambul, en el que muerieron diez ciudadanos alemanes, según ha informado el primer ministro, Ahmet Davutoglu.

"Hoy hemos realizado cuatro nuevas detenciones", ha anunciado Davutoglu a la prensa a la salida de una reunión con las autoridades municipales de Estambul. El martes, a última hora, fue arrestado un primer sospechoso, según había avanzado el ministro de Interior, Efkan Ala.

Había entrado en Turquía como un refugiado normal

Davutoglu ha informado de que que el autor del atentado, identificado por el Gobierno como un sirio de origen saudí, nacido en 1988, "había entrado en Turquía como un refugiado normal". Al mismo tiempo, ha recalcado que "ese individuo no estaba bajo control ni, por lo tanto, estaba siendo seguido".

El primer ministro parecía confirmar así los detalles publicados por la prensa local, que ha contado que el hombre, nacido en Arabia Saudí, entró en Turquía procedente de Siria y se presentó el 5 de enero en la oficina de inmigración de Zeytinburno, en Estambul, para solicitar asilo.

Según la agencia de noticias Dogan, el hombre se llamaba Nabil Fadli, acudió a la oficina de inmigración en compañía de otras cuatro personas y permaneció varios días en la dirección que le facilitaron las autoridades.

Tensión e inquietud en Turquía tras el atentado suicida perpetrado en Estambul

El suicida era de origen saudí

El titular de Interior ya había indicado que el terrorista suicida pudo ser identificado con facilidad porque se disponía de sus huellas dactilares. Efkan Ala también subrayaba, no obstante, que el supuesto terrorista no constaba en ningún registro de sospechosos de terrorismo ni local ni de otros países con los que Turquía intercambia información.

Una testigo presencial, la guía turística Sibel Satiroglu, herida durante el atentado en un pie, ha descrito al presunto terrorista en declaraciones al diario Hürriyet como un hombre joven vestido de forma moderna, afeitado pero con una barba de perilla.

Ha contado, además, que se hallaba junto a un grupo de una veintena de alemanes cuando escuchó un "clic" y observó que el hombre activaba un mecanismo, por lo que ella gritó en alemán "salid corriendo", evitando así una mayor masacre.

El mismo diario asegura que los servicios de inteligencia advirtieron a las autoridades ya a mediados de diciembre de que el grupo yihadista Estado Islámico (EI) estaba preparando ataques contra personas y sedes extranjeras, lugares turísticos y centros de la OTAN. El presidente del país, Recep Tayyip Erdogan, ha señalado al EI como posible instigador del atentado.

Policías turcos en Sultanahmet, centro turístico de Estambul, el 13 de enero de 2016. AFP / BULENT KILIC Policías turcos en Sultanahmet, centro turístico de Estambul

Ola de detenciones

Además de las detenciones directamente vinculadas con el atentado, las fuerzas de seguridad turcas han arrestado a otras 65 personas a las que se acusa de complicidad con el terrorismo yihadista.

Entre los detenidos hay tres ciudadanos rusos que han sido arrestados en Antalya, en la costa mediterránea. Las autoridades rusas han confirmado las detenciones pero desconocen aún de qué se les acusa.

También han sido arrestados en Ankara 15 sirios y un ciudadano turco, de los que se sospecha que estaban recogiendo información sobre edificios públicos en la capital.

El ministro alemán de Interior, Thomas de Maiziere, durante su rueda de prensa en Estambul (Turquía), el 13 de enero de 2016 El ministro alemán de Interior, Thomas de Maiziere, durante su rueda de prensa en Estambul (Turquía)

Los diez muertos son alemanes

Por otro lado, Alemania ha confirmado, a través del Ministerio de Exteriores, que las diez víctimas del atentado son alemanas. Anteriormente se había informado de que nueve de ellas tenían esa nacionalidad.

Davutoglu ha indicado que de los once heridos que se hallaban ingresados -nueve alemanes, un noruego y una peruana - cinco han sido dados de alta a lo alrgo del miércoles y seis siguen hospitalizados, dos de ellos en estado grave.

El suicida hizo estallar su carga explosiva junto a un grupo de 33 turistas alemanes que visitaban el obelisco de Teodosio, en la plaza de Sultanahmet, centro histórico de la ciudad.

A pesar de ello, el ministro alemán de Interior, Thomas de Maiziere, ha asegurado que no hay ninguna razón para pensar que el atentado iba dirigido expresamente contra los alemanes. De Maiziere ha visitado este miércoles Estambul y el lugar donde se produjo la explosión.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente