Anterior El Valencia castiga la mala puntería del Espanyol Siguiente Los restos mortales de José Manuel Maza serán repatriados previsiblemente este lunes Arriba Ir arriba
El bombardero de largo alcance B-52 Stratofortress, escoltado por dos cazas.
El bombardero de largo alcance B-52 Stratofortress, escoltado por dos cazas. EFE

EE.UU. despliega un bombardero estratégico sobre la península coreana en respuesta a Pyongyang

|

Corea del Sur y Estados Unidos han anunciado el despliegue de un bombardero estratégico de largo alcance estadounidense B-52 Stratofortress sobre la península coreana a raíz del test nuclear llevado a cabo el miércoles por el régimen de Pyongyang.

En un comunicado conjunto, las fuerzas combinadas explicaron que el B-52 despegó de la base estadounidense de Andersen, en la isla Guam, y alcanzó el entorno de la base aérea de Osan, situada unos 20 kilómetros al sur de Seúl, en torno al mediodía (03.00 GMT). El comunicado detalló que el bombardero sobrevoló Osan escoltado por dos cazas surcoreanos F-15K y dos cazas estadounidenses F-16.

Esta prueba de fuerza constituye la segunda respuesta adoptada tras el ensayo nuclear de Pyongyang por parte de Seúl después de que el viernes decidiera reactivar sus emisiones de propaganda en la frontera intercoreana. La última vez que las tropas surcoreanas encendieron estos altavoces que radian mensajes en contra del régimen de Kim Jong-un el pasado mes de agosto, las dos Coreas acabaron intercambiando fuego de artillería en la frontera.

Los dos países permanecen técnicamente en guerra, ya que el conflicto que los enfrentó entre 1950 y 1953 acabó con un alto el fuego en vez de un tratado de paz. En aquel conflicto, Estados Unidos lideró un contingente de la ONU que intervino para defender a Seúl, y desde entonces mantiene al sur del paralelo 38 un contingente de 28.500 hombres para defender a su aliado.

Bomba de hidrógeno

El miércoles, Pyongyang anunció que había realizado su cuarta prueba atómica subterránea y que por primera vez había hecho estallar bajo tierra una bomba de hidrógeno.

Este artefacto sería más poderoso que los detonados por Corea del Norte en sus ensayos de 2006, 2009 y 2013, aunque los expertos dudan de que el régimen Juché haya podido desarrollar una bomba H, basándose en la magintud que tuvo la explosión, y consideran que probablemente se trate de un arma de fisión potenciada.

En cualquier caso, la última maniobra de Pyongyang ha deparado la condena de buena parte de la comunidad internacional y motivado que el Consejo de Seguridad de la ONU estudie nuevas sanciones para el régimen de Kim Jong-un además de incrementar la tensión en la península coreana.

Medida de "autodefensa"

El líder norcoreano, Kim Jong-un, ha hablado públicamente por primera vez del ensayo nuclear llevado a cabo por el régimen de Pyongyang y lo ha valorado como un acto de "autodefensa", según recoge la agencia de noticias estatal KCNA.

Durante una visita realizada con motivo del año nuevo a la agencia que coordina y administra al Ejército Popular de Corea Kim defendió que la prueba atómica es "una medida justa que nadie debe criticar", según el texto remitido por KCNA.

"Es una medida de autodefensa para proteger de manera fiable la paz en la península coreana y la seguridad regional del peligro de una guerra nuclear provocada por el grupo imperialistas que lidera Estados Unidos", dijo durante la visita, cuya fecha exacta no se ha precisado.

Kim subrayó también en su discurso la importancia de que el ensayo atómico se haya realizado "en el arranque del año en que se celebrará el séptimo congreso del Partido de los Trabajadores de Corea". Corea del Norte ha convocado para mayo el primer congreso del partido en 36 años, una cita que podría marcar el futuro político del hermético régimen de Kim Jong-un, cuya última maniobra ha incrementado la tensión en la península coreana.

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente