Enlaces accesibilidad

Human Rights Watch denuncia que Israel viola los derechos de los palestinos al limitar sus movimientos

  • Una mujer palestina murió tras llegar tarde al hospital por el bloqueo israelí
  • Un palestino muerto y otro herido tras acuchillar a un israelí
  • John Kerry se reúne con Netanyahu en Berlín

Por
Una mujer palestina pasa junto a uno de los muros de cemento erigidos por la Policía israelí en el barrio de Yabal Mukaber, en Jerusalén Este. En el muro, en hebreo, se puede leer: "Barrera policial de separación temporal"
Una mujer palestina pasa junto a uno de los muros de cemento erigidos por la Policía israelí en el barrio de Yabal Mukaber, en Jerusalén Este. En el muro, en hebreo, se puede leer: "Barrera policial de separación temporal" AFP

La organización de defensa de los derechos humanos Human Rights Watch (HRW), con sede en EE.UU., ha denunciado este jueves que la limitación de movimientos impuesta por las autoridades israelíes a los palestinos para intentar acabar con la ola de violencia que vive la región pone en peligro el derecho a la salud y constituye una medida discriminatoria. 

El Gobierno israelí ha multiplicado los controles y ha colocado muros en algunas zonas de Jerusalén Este para cerrar los barrios palestinos, como medida para evitar los ataques.

Según el comunicado de HRW [EN], estos controles provocaron la muerte el pasado domingo de Hoda Darwish, una palestina de 65 años que padecía problemas respiratorios y que sufrió la inhalación de gas lacrimógeno lanzado por las fuerzas israelíes cerca de su casa.

Darwish falleció mientras era trasladada al hospital desde su barrio, Isawiya, cuyos accesos habían sido bloqueados por la Policía.

Darwish "murió después de que el cierre de las carreteras que llevan al hospital por parte de la Policía y las demoras en los puntos de control en Jerusalén Este retrasaran su acceso a la atención médica", dice la organización en un comunicado. Lo que habría sido un viaje normal de 6 minutos se convirtió en 45.

Según HRW, los hijos de la fallecida se encontraron con el cierre de tres de los cuatro accesos al barrio y fueron sometidos a inspección en un puesto de control. Al llegar al centro médico, el personal declaró su muerte por "fibrilación ventricular prolongada" y "muerte súbita cardiaca" casi una hora y media después de que la familia abandonara su vivienda.

"Las decisiones discriminatorias dirigidas a comunidades enteras deben ser evitadas. Israel necesita asegurar que cualquier restricción de movimiento no viola sus derechos, incluido el acceso a servicios médicos", ha exigido HRW.

A raíz de este caso, la red de hospitales palestinos en Jerusalén Este también ha denunciado que las medidas de seguridad impuestas por Israel ante la oleada de violencia y ataques de las últimas semanas impide el libre acceso de pacientes y facultativos a la atención médica.

Judíos ultraortodoxos en el lugar en el que supuestamente dos palestinos han apuñalado a un israelí en la localidad de Bet Shemesh, al oeste de Jerusalén. AFP PHOTO / GIL COHEN-MAGEN

Judíos ultraortodoxos en el lugar en el que supuestamente dos palestinos han apuñalado a un israelí en la localidad de Bet Shemesh, al oeste de Jerusalén. AFP PHOTO / GIL COHEN-MAGEN AFP

Un palestino muerto, otro herido y un israelí acuchillado

Mientras tanto, la escalada de violencia continúa este jueves. Un palestino ha muerto y otro ha resultado herido por disparos de las fuerzas de seguridad tras acuchillar, presuntamente, a un israelí en una céntrica calle de la localidad de Bet Shemesh, a 30 kilómetros de Jerusalén.

Según la versión oficial, los dos hombres han intentado subir a un autobús en las inmediaciones de una sinagoga en la calle del profeta Ezequiel, en el barrio ortodoxo de Ramat Bet Shemesh, pero los pasajeros y el conductor lo han impedido. Posteriormente, los sospechosos han apuñalado a un hombre de 25 años antes de que la Policía les abatiese.

Nueva jornada de tensión entre israelíes y palestinos

Las mismas fuentes han indentificado a los atacantes como dos palestinos procedentes de la localidad de Surif, dentro de Cisjordania y próxima a Hebrón.

En un segundo incidente, un palestino ha intentado acuchillar a un soldado israelí en Tel Rumeida, en la región cisjordana de Hebrón y cerca de una colonia judía, según el Ejército. El ha huido y no se han producido heridos.

El número de muertos en esta escalada de violencia supera los 60, incluidos más de 50 palestinos y nueve israelíes.

Kerry pide parar la violencia

El secretario de Estado norteamericano, John Kerry, se ha reunido este jueves en Berlín con el primer ministro israelí, Benjamín Netanyahu. Netanyahu retrasó su visita la semana pasada debido al agravamiento de la situación de seguridad.

"Es crucial parar las provocaciones y parar la violencia", ha manifestado Kerry antes de la reunión.

Kerry ha subrayado la necesidad de dar pasos para superar las acusaciones mutuas y se ha mostrado confiado en que ambas partes estén dispuestas a rebajar las tensiones.

Por su parte, la jefa de la diplomacia europea, Federica Mogherini, ha anunciado que el Cuarteto para Oriente Medio -compuesto por la ONU, EEUU, Rusia y la UE- se reunirá este viernes en Viena para abordar la situación.

Noticias

anterior siguiente