Enlaces accesibilidad

La justicia de Estados Unidos decreta libertad condicional para Maria José Carrascosa

  • Carrascosa ha estado presa en el estado de Nueva Jersey desde 2006
  • Tras salir de prisión, Carrascosa ha manifestado su emoción a TVE

Por
La justicia de Estados Unidos decreta libertad condicional para Maria José Carrascosa

Un tribunal estadounidense ha aceptado este viernes poner en libertad condicional a la española María José Carrascosa, presa en el estado de Nueva Jersey desde 2006 por un litigio ligado a la custodia de su hija, según han anunciado fuentes oficiales.

Inmediatamente después de conocerse la decisión del tribunal, presidido por la jueza Bonnie Mizdol, comenzaron a procesar los documentos para que Carrascosa pudiera salir de la cárcel.

Tras salir de prisión, Carrascosa ha reconocido a RTVE que está viviendo "demasiadas emociones a la vez". Pese a la decisión del tribunal, aún quedan trámites por resolver, "la Corte Federal tiene que decidir, hay algunas cuestiones pendientes que mejor no digo porque el Estado tiene que contestar" ha asegurado la abogada valenciana a la corresponsal de TVE en Nueva York, Almudena Ariza. 

Carrascosa quedó en 2006 acusada de desacato a la autoridad y secuestro por llevarse a España a su hija, en enero de 2005, mientras estaba en medio de un litigio con su exmarido, Peter Innes, sobre la custodia de la hija de ambos, y, desde entonces, se ha negado a devolver a EE.UU. a la niña, por lo que se ha visto envuelta en una compleja situación legal.

Un tribunal de Valencia (España) le concedió a Carrascosa la custodia de su hija en julio de 2005, pero un año después la madre regresó a Estados Unidos, y quedó detenida el 21 de noviembre de 2006.

Proceso largo y complejo

Como Carrascosa estaba esas fechas en Estados Unidos, el tribunal de Nueva Jersey le retiró el pasaporte y le prohibió abandonar el país, con lo que, ante la imposibilidad de regresar a España y entregar a su hija en el plazo establecido, María José se ocultó para tratar de evitar su encarcelamiento, hasta que fue detenida.

El proceso se inició cuando el 23 de agosto de 2006 la Corte Superior de Nueva Jersey decidió, a petición de Innes, que en el plazo de diez días la madre debía entregarle a la niña.

Carrascosa siempre ha defendido su decisión de viajar a España con su hija, porque quería huir de Innes, a quien acusó de maltratarla y de haberla intentado envenenar lentamente con el supuesto objetivo de quedarse con su patrimonio, según dijo ella durante el juicio.

Fue condenada a 14 años de prisión en un juicio que se cerró en diciembre de 2009, y en varias ocasiones en los últimos años ha pedido la libertad condicional.

Noticias

anterior siguiente