Enlaces accesibilidad

De Guindos admite que la inflación baja plantea "algunas dificultades" a España

  • Está convencido de que el BCE actuará para mitigar tendencias deflacionistas
  • El ministro asegura que la recuperación se fortaleció en el primer trimestre
  • Avanza que el crecimiento en 2014 estará "en el entorno del 1%"

Por
De Guindos admite que la inflación baja plantea "algunas dificultades" a España

El ministro de Economía, Luis de Guindos, ha admitido este martes que la inflación baja plantea "dificultades" a España por su alto nivel de endeudamiento y se ha mostrado convencido de que el Banco Central Europeo (BCE) actuará para mitigar la actual tendencia deflacionista de la eurozona. Aún así, ha insistido en que la recuperación de la economía española se ha fortalecido durante el primer trimestre que acaba de terminar y que el crecimiento anual se situará "en el entorno del 1%" y se creará empleo.

"Estoy convencido de que el Banco Central Europeo va a actuar", ha dicho De Guindos a su llegada a la reunión informal del Eurogrupo que tiene lugar este martes en Atenas. "Yo no veo un problema de deflación en Europa, yo veo un problema de una inflación muy muy reducida, claramente por debajo del 2%", ha explicado. De hecho, en marzo la inflación en la eurozona se situó en el 0,5% y en España se registró una tasa negativa del 0,2%.

A su juicio, una inflación tan baja "para España tiene algunas ventajas, como que permite que con una evolución salarial muy moderada haya ganancias de capacidad adquisitiva y de renta real por parte de los asalariados españoles". "Pero también plantea algunas dificultades. España es un país muy endeudado y ahí una inflación excesivamente baja tiene un impacto que no es siempre positivo", ha agregado.

Dado que España tiene que hacer ajustes para ganar competitividad, una inflación muy baja lo hace más difícil, han explicado a Efe fuentes del Gobierno, que también pidieron vigilar el tipo de cambio del euro.

El presidente del BCE, Mario Draghi, ha eludido pronunciarse sobre las medidas que podría adoptar la autoridad monetaria en la próxima reunión del Consejo de Gobierno y ha citado a la prensa el jueves en Fráncfort (Alemania), algo que también ha hecho Vítor Constancio. El vicepresidente ha admitido que la tasa de inflación registrada en España en marzo es preocupante, pero se ha mostrado convencido de que se trata de un dato puntual y ha dicho que los precios volverán a subir gracias a la recuperación. Y ha vuelto a descartar un escenario de deflación en España y en la eurozona.

"El primer trimestre ha sido un buen trimestre"

El ministro de Economía ha resaltado que todos los indicadores adelantados apuntan a que la recuperación se está consolidando. "El primer trimestre va a ser un buen trimestre, creo que va a continuar la recuperación, que incluso se puede fortalecer la recuperación que vimos en el tercer y cuarto trimestre del año pasado", cuando la economía española creció un 0,1% y un 0,2%, respectivamente.

Para el conjunto del año, el Gobierno revisará sus previsiones económicas a finales de abril y el ministro no ha querido adelantar la nueva cifra. "España este año va a tener un crecimiento que, por primera vez desde el inicio de la crisis, va a ser un crecimiento relativamente importante, en el entorno del 1%, y después se va a crear empleo", ha subrayado. El Banco de España ha elevado su previsión de crecimiento hasta el 1,2% y fuentes del Gobierno estiman que la cifra final podría estar más cerca del 1,5%.

Para el ministro de Economía, el año 2014 representa "un antes y un después", un "cambio cualitativo y cuantitativo fundamental". "De lo que se trata es de fortalecer y de asentar esta recuperación para que continúe en el año 2015 y una crisis que ha sido tremenda, que ha sido durísima, empecemos a corregirla", ha apuntado.

Más reducción del déficit y seguir con las reformas

"Eso se tiene que hacer a través de una reconducción, reducir adicionalmente el déficit público, continuar con las reformas económicas, aprovechar todos los efectos de las reformas ya realizadas, como la reforma laboral o una situación completamente distinta del sistema bancario español", ha insistido De Guindos. "Hay que empezar a reducir nuestra tasa de desempleo que es inaceptablemente alta", ha señalado.

El titular de Economía ha afirmado que la situación de España no tiene "absolutamente nada que ver" con la de Grecia. No obstante, ha insistido en que el Gobierno de Atenas ha hecho "un esfuerzo importante" en materia de ajustes y reformas, y que después de muchos retrasos, el programa de rescate "va según el curso que se había determinado anteriormente".

Noticias

anterior siguiente