Enlaces accesibilidad

Google Glass, fuente de inspiración para la creación de apps en una empresa española

  • Ya hay varias compañías españolas desarrollando aplicaciones
  • Zerintia propone una guía turística para recorrer Madrid
  • También trabajan en aplicaciones para deportistas y rescates en montaña

Por
 Las gafas inteligentes de Google, las Google Glass.
Las gafas inteligentes de Google, las Google Glass. Google Glass

La han bautizado como wearable technology -tecnología ponible-, y en el fondo es toda aquella tecnología que podemos llevar puesta encima. Forman parte de esta familia los relojes inteligentes, los brazaletes que nos miden las constantes vitales, los tejidos más sofisticados y cómo no, las gafas del futuro.

Google ha hecho de ellas la punta de lanza más vistosa de su innovación, pero los señores del mega buscador no son los únicos que han apostado por las lentes.

En unos meses desembarcarán en el mercado varios ejemplos de este tipo de gafas que mediante nuestro teléfono móvil, se conectarán a Internet y nos ofrecerán una 'visión' diferente de la realidad. Unas serán más potentes y útiles, otras tal vez se queden en la anécdota, pero en cualquier caso marcarán el siguiente paso de la moda tecnológica.

Pero la clave del éxito o del fracaso de estos nuevos dispositivos está en la utilidad que podamos darles la gente de la calle y por eso, muchos estudios de desarrollo trabajan ya para dotarlas de un buen abanico de aplicaciones. Uno de esos estudios de desarrollo en España lleva por nombre Zerintia Technologies y gracias a ellos, pude probar en primera persona estas gafas que tanta curiosidad han despertado entre los amantes de los cachivaches.

Con las gafas por ciudad

Lugar de reunión, Madrid, frente al Caixa Fòrum en pleno corazón de la milla de oro de los museos de la capital. El lugar está plagado de turistas así que es el mejor emplazamiento para meterse en el papel de forastero curioso.

Pedro Diezma, el fundador de la compañía me pasa las gafas que guarda como oro en paño porque son muy pocos los que las manejan fuera de EE. UU. y me las pongo. Yo llevo gafas, así que la experiencia no resulta muy traumática, pero sí un poco frustrante, porque sin mis gafas de vista, me pierdo gran parte de lo que Google quiere hacerme sentir, así que monto las gafas futuristas sobre las mías y a pasear.

La gente me mira raro, pero no importa, a fin de cuentas estoy ejerciendo de turista y como buen turista, sigo las indicaciones que aparecen proyectadas en el mapa que veo en la gafa. Es demasiado pequeño para mis necesidades, pero alguien con buena visión lo identifica sin problemas.

La guía turística que Diezma me muestra ofrece información con imágenes, una breve descripción en voz y la localización exacta. Y solo lo veo yo. Es como una audio guía de un museo, pero con todas las posibilidades del mundo.

Más aplicaciones para Google Glass

Zerintia, como me cuenta en la entrevista que grabamos para 3.0 de Radio 3 Extra, está trabajando ya en otros proyectos. Aplicaciones para un dispositivo que todavía no está en el mercado. Pero hay que ir posicionándose para que cuando Google Glass sean una realidad, ellos ya tengan un catálogo interesante de aplicaciones que ofrecer.

Pedro reconoce que es sencillo programar para este nuevo artilugio porque en esencia el lenguaje es muy parecido al del sistema operativo Android que llevan móviles y tabletas. Tal vez más simple porque el interfaz de las gafas es menor, pero él, les ve unas posibilidades increíbles.

Yo, que solo las he trasteado durante 10 minutos, creo que tienen potencial, pero muchos problemas que resolver como la duración de la batería o lo impracticables que son para alguien que como yo, no ve del todo bien.

En cualquier caso, como ocurre siempre con los dispositivos, será el uso y las aplicaciones las que lo harán triunfar o lo relegarán a algo testimonial. De momento, y ante las caras de asombro de la gente con que me cruzo, a todos les acabo diciendo que estén tranquilos que las gafas no les reconocen y no les desnudan para mis ojos. Al menos de momento.

Noticias

anterior siguiente