Enlaces accesibilidad

El funeral de Mandela reunirá en Sudáfrica a un centenar de líderes y a miles de ciudadanos

  • Obama y Raúl Castro, dos de los líderes internacionales que intervendrán
  • Miles de ciudadanos participarán en la ceremonia del Soccer City de Soweto
  • Será el primer gran acto de despedida tras la muerte del líder sudafricano
  • Especial: Muere Nelson Mandela

Por
El Soccer City acogerá el multitudinario funeral por Mandela

Tras varios días de homenajes espontáneos, el mundo despedirá este martes a Nelson Mandela en uno de los funerales más multitudinarios de la historia, que contará con la presencia de casi un centenar de jefes de Estado y de Gobierno que acuden a Sudáfrica al oficio religioso en memoria del expresidente, en el que también participarán miles de ciudadanos.

La ceremonia oficial por la muerte de Nelson Mandela se celebra en el estadio de fútbol de Soweto, en Johannesburgo, donde Mandela pronunció un histórico discurso en 1990, poco después de salir de la cárcel tras 27 años de cautiverio, y que también fue el escenario de su última aparición pública, la final del Mundial de Fútbol en 2010, que ganó España.

"Tenemos hasta ahora a 91 jefes de Estado y de Gobierno confirmados, más otros 10 antiguos jefes de Estado", ha anunciado en su cuenta de la red social Twitter el portavoz del Ministerio de Asuntos Exteriores sudafricano, Clayson Monyela. "El mundo entero viene a Sudáfrica", ha declarado, al tiempo que ha minimizado las preocupaciones por la seguridad.

En el estadio Soccer City de Soweto, con capacidad para 95.000 espectadores, propiciara, entre otros encuentros, el del presidente de Estados Unidos, Barack Obama, con el de Cuba, Raúl Castro. Ambos intervendrán en la ceremonia y se convertirán en el mejor ejemplo de como Mandela contiúa, incluso después de muerto, propiciando la reconciliación a través del diálogo, tal como él mismo logró en su país, fracturado por régimen racista del apartheid.

También estarán el presidentes francés, François Hollande, y el español, Mariano Rajoy. Al primer ministro británico, David Cameron, le acompañarán algunos de sus predecesores en el cargo: John Major, Tony Blair y Gordon Brown. El actual presidente de Sudáfrica, Jacob Zuma, será el encargado de pronunciar el discurso principal.

La mayor reunión de líderes internacionales

También asistirán a la cita cinco gobernantes latinoamericanos, entre ellos los presidentes de Brasil, Dilma Rousseff; Cuba, Raúl Castro; Venezuela, Nicolás Maduro; México, Enrique Peña Prieto; además del vicepresidente de Argentina, Amado Boudou.

Quienes no estarán serán el Dalai Lama, líder espiritual del Tíbet, y el presidente y el primer ministro de Israel, Simón Peres y Benjamín Netanyahu respectivamente. Los medios de comunicación israelí han achacado la ausencia a motivos de ahorro presupuestario

Israel achaca al presupuesto la ausencia de sus dirigentes del funeral de Nelson Mandela

Sin embargo, si viajará a Sudáfrica el presidente de la Autoridad Nacional Palestina, Mahmud Abbas. Mandela apoyó durante toda su vida la causa palestina, mientras que Israel mantuvo hasta el último momento los intercambios militares y comerciales con el régimen del apartheid.

Asimismo, más de 34 de países africanos han confirmado la presencia de sus jefes de Estado, entre ellos los más veteranos del continente, Teodoro Obiang Nguema, de Guinea Ecuatorial, y Robert Mugabe, de Zimbabue.

Realeza y artistas

Entre los jefes de Estado miembros de la realeza estarán el rey de Bélgica, Felipe y el gran Duque de Luxemburgo, Enrique I. Las casas reales que estarán representadas por sus herederos enviarán al acto al príncipe de Asturias, Felipe de Borbón; y a Carlos de Inglaterra, príncipe de Gales, entre otros. También asistirán cantantes, como Peter Gabriel o el cantante Bono de U2, y representantes del mundo del deporte

La presencia de gobernantes, miembros de realiza y personalidades destacadas del arte y el deporte impondrá un significativo despliegue de seguridad: las autoridades sudafricanas ya han anunciado el cierre de las avenidas adyacentes al recinto que acogerá el servicio religioso.

Los ciudadanos solo podrán acudir al acto a pie o en transporte público, mientras los periodistas -al menos 1.500 acreditados- ya han llegado en autobuses especiales fletados desde cinco horas antes del inicio de la ceremonia, previsto a las 10.00 horas de la mañana, hora peninsular española.

Asimismo, las puertas del campo ya se han abierto al público, cuando todavía faltan cinco horas  para el comienzo del evento, con la intención de aligerar las previsibles aglomeraciones.

Pantallas de televisión gigantes y hoteles desbordados

Ante la imposibilidad de dar acceso a todos los interesados, el Gobierno ha puesto a la disposición de los habitantes de Johannesburgo tres estadios más para seguir en directo la ceremonia. Los estadios de Dobsonville y Orlando en Soweto, donde Mandela vivió más de 15 años, y el de Ellis Park, en el centro de Johannesburgo y donde la selección sudafricana ganó el emblemático Mundial de 1995, han sido los escenarios elegidos para ello.

Además, serán habilitadas 90 pantallas gigantes en parques y espacios públicos de todo el país, para que el servicio religioso por Mandela, que murió el pasado jueves a los 95 años, llegue a todos los rincones de Sudáfrica.

Líderes de todo el mundo han comenzado a llegar este lunes a Johannesburgo, en cuyas calles se palpa el incremento de la presencia policial y de las medidas de seguridad.

Entretanto, los millares de periodistas llegados de todo el mundo que quieran asistir a los actos oficiales de despedida a Mandela tienen este martes la última oportunidad de acreditarse en el centro de conferencias contiguo al estadio FNB, que se vio ayer desbordado por la masiva afluencia de peticiones y la caótica organización.

Una semana de actos por la muerte de Madiba

Los sudafricanos tendrán el próximo miércoles una nueva oportunidad de decir adiós a su líder en las calles de Pretoria, por las que desfilará, hasta el 13 de diciembre, el féretro del antiguo activista contra el régimen racista del apartheid.

También en Pretoria se instalará durante ese período la capilla ardiente de Madiba, como se conoce a Mandela en su país, antes de que sus restos viajen el sábado a la pequeño localidad de Qunu, en el sureste, donde el expresidente creció y pidió ser enterrado.

En esa aldea y sus alrededores, donde se oficiará el domingo el funeral de Estado por Mandela, los hoteles y pensiones hacen su agosto, con precios por noche que se acercan a los 200 euros, según ha podido constatar Efe. Prácticamente todos los hoteles están completos, como lo está también el vuelo diario entre Johannesburgo y Mthatha, capital de la región donde se encuentra Qunu.

Mientras tanto, el de este martes está llamado a ser el funeral más multitudinario de la historia, superando al del papa Juan Pablo II, al que asistieron en 2005 cerca de 70 jefes de Estado y de Gobierno. El último adiós del mundo a Nelson Mandela, el hombre que doblegó al apartheid.

Noticias

anterior siguiente