Enlaces accesibilidad

Aminatu Haidar denuncia que ha sido agredida por la Policía marroquí en El Aaiún

  • Asegura que la Policía ha reprimido una protesta de independentistas saharauis
  • Antes, se reunía con el Enviado Especial de la ONU para el Sáhara Occidental

Por
HAIDAR ABANDONARÁ EL HOSPITAL DE LANZAROTE PARA REGRESAR A EL AAIÚN
Fotografía de Aminatu Haidar atendiendo a la prensa en diciembre de 2009. EFE EFE/Martínez de Cripán

La activista pro derechos humanos saharaui Aminatu Haidar ha denunciado la agresión que ha sufrido por efectivos marroquíes en El Aaiún, coincidiendo con la visita del Enviado Especial del Secretario General de la ONU para el Sáhara Occidental, Christopher Ross.

En una conversación telefónica con Efe, Haidar ha explicado que este jueves por la tarde se trasladó en su coche hasta la Avenida Smara, donde independentistas saharauis habían convocado una manifestación, tras escuchar que "la Policía marroquí estaba reprimiendo la protesta pacífica".

Según Haidar, "cuando llegué al lugar y comencé a dialogar con la Policía, a la que recriminé por la manera en la que estaba tratando a los manifestantes, recibí una llamada en la que se me informaba que la Policía y las fuerzas auxiliares estaban apedreando mi casa".

Me pegaron con una porra en la espalda y en el estómago

"Cuando llegué al domicilio y me bajé del coche, me pegaron con una porra en la espalda y en el estómago", ha explicado la activista, quien ha agregado que fue "amenazada con un cuchillo y mi coche ha quedado destrozado".

Haidar ha añadido que fue rescatada por dos miembros del Colectivo de los Defensores Saharauis de Derechos Humanos (CODESA), asociación que preside la activista saharaui. Sin embargo, esta información no ha podido ser corroborada por fuentes oficiales marroquíes que contactadas varias veces por Efe no han respondido al teléfono.

Encuentro con el enviado de la ONU

Haidar y otros miembros del colectivo CODESA se reunieron este jueves por la mañana con Ross, a quien le transmitieron sus inquietudes por la situación de los derechos humanos en el Sáhara Occidental y reclamaron el derecho a la autodeterminación del pueblo saharaui a través de un referéndum.

Ross, que visita por primera vez el territorio saharaui desde que en 2009 fue nombrado representante para el Sáhara Occidental, canceló en mayo una visita que tenía prevista a la antigua colonia española, después de que Marruecos le retirase su confianza como mediador al considerar que no ha conseguido "ningún avance verdadero" en el proceso de negociaciones.

En agosto, la ONU anunció que Ross permanecía en su cargo, lo que fue interpretado como una derrota de la postura de Rabat.

Marruecos, que ocupó el Sahara Occidental en 1975, tras la salida de España, sostiene que la autonomía dentro de la integridad del Estado es la única salida viable para el conflicto, mientras que el movimiento independentista Frente Polisario apuesta por la celebración de un referéndum de autodeterminación en el que la independencia sea una de las opciones.

Noticias

anterior siguiente