Enlaces accesibilidad

El voto exterior, la quinta provincia gallega

  • Casi 400.000 gallegos residentes en el extranjero tienen derecho a voto
  • Los datos auguran una baja participación debido al voto por correo
  • La mejor participación del voto extirior, data de 2005, con 105.852 votantes
  • Sigue el especial de elecciones gallegas 21-O

Por

El próximo 21 de octubre 2.696.513 ciudadanos están convocados a las elecciones autonómicas gallegas. De los cuales, 397.284 votantes corresponden a residentes en el extranjero.

De ese total, casi la mitad (141.680) son gallegos que viven en Argentina, un país que lleva acogiendo a emigrantes de esta región desde finales del siglo XIX. Galicia es, sin duda, la comunidad autónoma que más ciudadanos tiene residiendo fuera de las fronteras españolas.

Los casi 400.000 gallegos que viven en otros países, duplican a la siguiente comunidad en el ranking, Madrid, con casi 250.000, según datos del Instituto Nacional de Estadística (INE).

El voto exterior, en su totalidad, es superior a dos de las cuatro provincias gallegas. Solo A Coruña (950.487) y Pontevedra (778.803) tienen más ciudadanos con derecho a voto que el total de los residente en el extranjero.

Según datos del INE, la población residente en Galicia, representa el 5,9% del total de España, mientras que los gallegos que residen en otros países suponen el 24,5% de los ciudadanos españoles en el exterior.

Históricamente, Argentina ha sido considerada como la "quinta" provincia gallega. Sus casi 150.000 electores la sitúan como enclave electoral para los tres partidos que tradicionalmente se reparten los escaños del parlamento regional (PP, PSdeG y BNG).

"España es uno de los pocos países europeos que admiten el voto exterior para elecciones 'subestatales', como las autonómicas, pues lo normal es que los residentes en el extranjero solo voten en las elecciones generales", afirma Anxo Lugilde, Doctor en Historia Contemporánea por la Universidad de Santiago, con la tesis 'A participación política dos emigrantes gallegos'.

Un censo que ha crecido de manera desproporcionada

El primer censo electoral gallego del exterior, que data de 1985, recoge a un total de 60.322 votantes, que contrasta con los 397.284 gallegos que decidirán en las urnas el próximo 21-O.

El gran éxodo gallego hacia otros países se dio de finales del s.XIX hasta 1960. La explicación del gran aumento de gallegos con derecho a elegir a sus representantes en la cámara regional, se debe a las segundas y terceras generaciones, que a pesar de no haber nacido en Galicia, han adquirido la nacionalidad española y el derecho de sufragio correspondiente.

"La mayoría de los gallegos y también españoles residentes en el extranjero no nacieron en Galicia o España, sino en sus países de residencia; son descendientes de emigrantes españoles. Solo el 36% de los españoles en el extranjero nacieron aquí", resalta Anxo Lugilde.

La mayoría de los gallegos no nacieron en Galicia

Para este experto en voto exterior gallego, el incremento es seis veces del censo electoral se debe "a los esfuerzo de los partidos, las instituciones y el movimiento asociativo", además de que en 1995 se estableció la inscripción de oficio en el censo electoral exterior.

"Convierte en electores a todos los españoles inscritos en los consulados, estén vivos o muertos, porque esos registros consulares tienen graves problemas de actualización", asevera Lugilde.

Cambio en la LOREG

Este sistema de voto se cambió en 2011 con la reforma de la Ley Orgánica del Régimen Electoral General (LOREG), con la introducción del voto rogado, que exige más requisitos a la hora de ejercer el derecho al voto desde el exterior.

"Hasta la reforma de 2011, había un sistema de votación automático, pues se enviaba desde España la documentación electoral a todos los domicilios de los electores del extranjero, sin que hubiese garantías de que quienes los mandasen de vuelta fueran ellos", asegura.

"Había redes organizadas de captación de votos e incluso la intervención fraudulenta de autoridades extranjeras en el proceso electoral gallego", desvela Anxo Lugilde.

Había redes organizadas de captación de votos

Los sondeos realizados por diversos medios de comunicación predicen una alta abstención en los comicios gallegos del próximo 21-O, que rondaría entre el 44 y el 45%, casi diez puntos más que en las pasadas autonómicas en Galicia. No se espera mejores datos participación en el electorado residente en el extranjero.

Baja participación del voto exterior

"Sí, se espera una abstención brutal debido a la implantación del voto rogado. En las autonómicas de este año se espera, probablemente, que no se llegue ni a ese 4,2% de las generales de 2011", predice Lugilde.

En los que serán los novenos comicios autonómicos en Galicia, se puede asistir al peor dato participativo por parte del electorado exterior.

Desde que se tienen datos por separado de las autonómicas (1985), el mejor resultado de participación se dio en 2005, cuando 105.852 gallegos ejercieron su derecho al voto, esto supone un 34,7% del total; y el peor en 1985, con el 17,5%, según datos de la Xunta de Galicia.

Tradicionalmente, el voto de la diáspora ha estado muy repartido en las autonómicas. En los comicios de 1985, el PSOE sumó el 37,6% del voto exterior, frente al 32,6 del PP y el 2% del BNG.

En total, el PSOE se ha hecho con el voto exterior en 1895, 1989 y 2009. Mientras que el PP se lo ha llevado en cuatro ocasiones, con el resultado histórico de 1997 y 2001, cuando se hizo con el 70 y 68% de la diáspora, coincidiendo con los peores resultados de los socialistas, según datos de la Xunta.

Serán las primeras autonómicas en Galicia con voto rogado, por lo que el resultado del voto de los residentes fuera de España y su participación son toda una incógnita.

Noticias

anterior siguiente