Anterior Llega el primer grupo de 20 refugiados desde Grecia e irán a Cataluña, Aragón y Andalucía Siguiente Albert Rivera, desde Venezuela, afirma que el país vive una "crisis humanitaria sin precedentes" Arriba Ir arriba

foursquare, la red social de geolocalización basada en el 'pique'

  • Es una red social basada en decir a tus contactos dónde estás

  • El factor de juego entre usuarios es uno de sus puntos de enganche

  • En EE.UU. se han desarrollado una serie de ventajas comerciales

|

El check-in mentiroso

Algunos usuarios de forsquare, en su afán por conseguir más puntos o mantener el puesto de alcalde de un sitio, realizan 'malas prácticas' en la red social. En forsquare puedes marcar que estás sitios cerca de la zona donde te ubicas sin que realmente llegues a entrar en ellos. Los realmente válidos son aquellos que se hacen al entrar en un sitio a realizar una actividad.

Arturo J. Paniagua es periodista de RTVE y trabaja en el Pirulí (Torrespaña, en Madrid), y cada vez que pasa por allí se asegura de fichar en foursquare para que nadie le quite el puesto de alcalde (mayor) del lugar en el que trabaja en el mundo real.

Arturo es uno de los cerca de 1,3 millones de usuarios que tiene foursquare, un servicio basado en la ubicación geográfica de sus usuarios y a medio camino entre una red social en la que puedes averiguar por donde andan tus amigos e informar de por donde andas tú, una guía de sitios interesantes y recomendables de cada ciudad, y un juego.

De hecho, si hay una característica que diferencia a foursquare de otros sitios de recomendaciones como pueden ser 11870.com o similares es que según la actividad de cada uno en foursquare se van acumulando puntos e insignias que pueden servir para establecer una especie de competición con otros amigos o con el resto de usuarios.

La razón de utilizarlo es el gustillo que te da la competición

"No hay una razón lógica para utilizarlo", explica Arturo J. Paniagua, "es el gustillo que te da la vertiente del juego y la competición, la adicción de convertirte en alcalde de los sitios y el pique de puntos con los colegas".

Como cualquier otro servicio en Internet, foursquare tiene la utilidad que cada usuario quiera darle, y están desde los que hacen check-ins (marcar donde están con su móvil) compulsivos de cada sitio por el que pasan a aquellos que lo usan sólo ocasionalmente o sólo para indicar los locales por los que pasan cuando salen, indicando de paso alguna pista sobre las mejores especialidades de estos.

Además, foursquare permite compartir esa información también vía Twitter, lo que le da un alcance que de otra forma no tendría en función de su número de usuarios pero que a la vez sirve para poner nerviosos a algunos usuarios de Twitter, un poco hartos de los check-ins y anuncios de consecución de insignias de algunos de sus contactos.

"La verdad es que es un poco friki sacar el móvil cada vez que llegas a un sitio y decir "aquí estoy", reconoce Paniagua.

Pero curiosamente Twitter acaba de anunciar Twitter Places, una nueva función del servicio que permite identificar sitios y ver lo que otros usuarios tienen que decir acerca de ellos, función que además se integrará con la información disponible en los check-ins de foursquare.

El servicio también se vio envuelto no hace mucho en una cierta polémica cuando se puso en marcha el sitio Please Rob Me que a partir de la información que los usuarios dejan en Twitter y el propio foursquare indica cuando estos no están en casa y es entonces el momento ideal para ir a robar en ellas. O al menos lo sería suponiendo que no haya nadie más en casa, que no haya sistemas de alarma, etc.

Gracias a cosas como estas ha conseguido hacerse con una plaza entre los peores inventos de la historia, al menos según la revista Time, aunque quizá sea un título un poco prematuro.

foursquare fue lanzado el 11 de marzo de 2009, aunque al principio estaba disponible sólo en cien ciudades de todo el mundo, lo que limitaba su utilidad y atractivo fuera de estas.

Problemas de la base de datos de sitios

En enero de este año se abrió la posibilidad de dar de alta nuevos sitios, lo que también da puntos, por cierto, en cualquier lugar del mundo, lo que hizo despegar su base de usuarios.

Pero el que sean los propios usuarios los que den de alta los sitios tiene un problema, que tampoco es exclusivo de foursquare ni mucho menos, que es el que existen sitios duplicados y triplicados, como por ejemplo el aeropuerto de La Coruña, que aparece dado de alta de tres formas distintas.

Otro problema es que se dan de alta cosas sin sentido como atascos de ciertas carreteras, vuelos de aerolíneas, o concentraciones en favor de tal o cual causa.

Y un tercer problema es que en una ciudad como la ya citada se pueden dar de alta sitios que estén en La Coruña, A Coruña, y Coruña sin artículo por delante, y esto sin mencionar que se puedan dar de alta con el nombre de la ciudad en otros idiomas distintos, con lo que es posible conseguir puntos por viajero sin haberse movido de una calle de la ciudad.

Hay superusuarios que según el nivel que hayan alcanzado tienen privilegios para editar la información de los sitios, marcarlos como cerrados, informar de que están duplicados, e incluso fundir dos o más en uno solo, pero por ahora los superusuarios van claramente por detrás de los usuarios de a pie y de la exactitud de la información disponible.

En cualquier caso, estos son problemas menores frente al más acuciante que se presenta siempre en estos casos, que es el de crear un modelo de negocio que permita sobrevivir no sólo al servicio sino también a la empresa que hay detrás.

Ventajas comerciales por puntos

En este sentido, la empresa tiene acuerdos con distintas empresas que intentan fidelizar a los usuarios de ciertas franquicias con ofertas o programas de puntos cuando hacen chek-in en sus locales, o con las oficinas de turismo de ciudades como Chicago que ofrecen información a los visitantes de la ciudad a través del servicio.

Incluso en España están empezando a verse ofertas como la de un desayuno gratis en ciertos hoteles a los clientes que hacen check-in o un postre gratis con la compra de un entrante si eres el mayor del Museo del Vino.

foursquare acaba de anunciar también el lanzamiento de una tienda en línea en la que venderá merchandising como camisetas, pines y pegatinas, así como otros productos.

Y debe haber quien piense que hay negocio, pues se rumorea que Yahoo! podría estar interesada en comprar la empresa por 125 millones de dólares, aunque también queda la duda de si este y otros servicios basados en la geolocalización no son sólo una moda pasajera entre los usuarios más avanzados que se pasará en cuanto se aburran de andar compitiendo para ver quién consigue más puntos e insignias.

No deja de ser curioso, de todos modos, que en España exista desde hace años Ipoki, una empresa con una propuesta muy similar, de la que apenas nadie ha oído hablar y que no ha conseguido financiación a pesar de todos los esfuerzos de sus responsables. ¿Por qué esa tendencia a preferir siempre o que viene de fuera?

Más contenidos de Noticias

anterior siguiente