Enlaces accesibilidad

Tour de Francia | Historia

La caída de Ocaña, cuarenta años después

  • Ocaña se cayó en el descenso del Mente el 12 de julio de 1971
  • Su retirada, de amarillo, dejó el Tour en bandeja a Eddie Merkcx
  • El español conquistó el Tour dos años después, con el belga ausente
  • Repasa lo mejor de la historia del Tour de Francia en vídeo

Por
La caída de Ocaña en 1971

Doce de julio de 2011, el Tour de Francia enfila su ruta hacia los Pirineos, rumbo a su primera cita con la alta montaña. Justo cuarenta años antes, el 12 de julio del 1971, la ronda gala, ya en plena cordillera, registró una de sus fechas más tristes. Luis Ocaña se fue al suelo en el col du Mente y tuvo que abandonar un Tour que dominaba por delante del gran Eddie Merckx.

El español había puesto contra las cuerdas al mejor ciclista de todos los tiempos, favorito absoluto tras haber ganado en 1969 y 1970. Enfundado en el maillot amarillo, el de Cuenca se cayó en el descenso del puerto de Mente, cuyo peligro se había multiplicado por un temporal de lluvia. Tendido en el suelo, Ocaña fue embestido por otro corredor y sufrió unas lesiones que obligaron su retirada.

Sin su máximo rival, Merckx se alzó con el tercero de sus cinco Tour de Francia y solo volvió a sufrir al mejor Ocaña en la Vuelta de 1973, en la que el belga se impuso al español en la clasificación final, compartiendo podio por primera y última vez en sus carreras.

El desquite de 1973

Aquella caída brutal acabó con las opciones del único ciclista que luchó por vivir más allá de la sombra del genial corredor belga. El propio Merckx lamentó el infortunio del español, una persona singular y testaruda que acabó triunfando en Francia dos años después, pero entonces su gran rival no participó, al centrarse en conquistar Giro y Vuelta.

Aunque no pudo reafirmarse ante Merckx, fue el gran triunfo de Ocaña. El Tour de 1973 consagró la enorme valía del español criado en Francia. El ciclista español más francés (o viceversa), como Poulidor, Bugno y tantos otros, tuvo la mala suerte de compartir su carrera en el tiempo con un 'grande' del ciclismo. El 'Canibal', que apenas sí dejó migajas a sus rivales, solo encontró un rival cercano a su altura, Luis Ocaña.

El Tour del complejo Luis Ocaña (1973)

A pesar de la larga sombra del 'caníbal', su irregularidad y su escaso carisma, Luis Ocaña pasó a la historia como uno de los grandes ciclistas de la historia de España y siempre será recordado por ser el segundo ciclista nacional, tras Bahamontes, en conquistar el Tour de Francia.

Deportes

anterior siguiente