Enlaces accesibilidad
MasterChef Celebrity

Verónica Forqué: ¿Qué le pasa y por qué abandona MasterChef?

  Noticia  Masterchef Celebrity  

Por
¡La auténtica despedida de Verónica Forqué!

Ya lo ha dicho Miki al conocer la noticia: esta edición de MasterChef Celebrity va a ser recordada por todos como la edición de Verónica Forqué. Vero ha decidido retirarse definitivamente de las cocinas y quedarse a las puertas de la final: está muy cansada y ha llegado el momento de priorizar su salud mental. Aunque volverá para apoyar a sus compañeros en el último programa, será sólo en calidad de amiga. Su recorrido en el concurso termina aquí.

Tras ausentarse la semana pasada de la prueba eliminatoria, el retorno de Vero a la cocina parecía anunciar su reincorporación al programa, pero sólo quería transmitir sus despedidas en persona y explicar las razones que le han llevado a abandonar. "La verdad, estoy regular. Necesito descansar. En la última prueba de cocina por equipos me agoté. Yo no soy de tirar la toalla, Pepe Chef. Pero esta vez hay que ser humilde y decir 'no puedo más', tiro un poco el delantal pero un rato".

"Porque yo luego durante la final cuando estemos allí aplaudiendo no me lo tendré que poner. Sí Pepe, es que no puedo más. Te quiero mucho. Hay que ser coherente y procuro serlo. Y humilde. Y sino puedo mas, no puedo más. Mi cuerpo y el universo me estaban diciendo' tú tienes que parar'".

Así, devolviendo el delantal "doblado estilo Marie Kondo" y afirmando que ella cree que la ganadora de esta edición será Belén, Vero abandona las cocinas que ha alimentado con su espectáculo y donde, ahora, da una lección de humildad y de responsabilidad para consigo misma: en el año de establecer límites en los entornos competitivos (y con estrellas como Simone Biles en la avanzadilla de priorizar la salud mental por encima de premios o reconocimientos), Vero ha dicho "basta" y se ha marchado a casa con el sabor agridulce de su tiempo en el concurso. 

El momento más delicado de Verónica Forqué

Los últimos años no han sido fáciles para Vero. La actriz llegaba al programa dispuesta a eliminar del imaginario público a "Verónica Forqué, chica Almodóvar y ganadora de cuatro Goyas" y presentar, en su lugar, a Vero: una mujer espiritual y optimista que, no obstante, brega con problemas de salud mental tras varios años de golpes y de pérdidas. La actriz dijo adiós a su amiga, Rosa María Sardà, fallecida en junio de 2020, la última de una lista de pilares que se desmoronaban a su alrededor dejándola más sola que nunca. 

"A mí se me ha ido desde el 2014 mi hermano Álvaro, que era mi vida, con 61, demasiado joven", decía en una entrevista Vero, que ha querido recordarle en numerosas ocasiones durante su paso por el programa. "Mi madre, aunque que era ley de vida. Mi ex, se me fue porque yo lo eché pero ya no lo tengo, y quieras que no es una pérdida. Una amiga de la infancia, también nos hemos separado forever y no nos hablamos desde noviembre. Y mi tata Begoña que ha estado conmigo desde hace años ella también se fue, por una incompatibilidad de horarios. Los que se mueren no se van, pero los que están aquí si se van".

Con su hija ya mayor y viviendo de manera independiente, Verónica Forqué ha tenido que aprender a vivir sola y encontrar su nuevo lugar en el mundo: participa en cortometrajes para ayudar a jóvenes estudiantes, practica el yoga y otros métodos de cuidado físico y espiritual, organiza viajes en solitario y trata de no acomodarse ni desaparecer por completo de la vida pública. Para eso entraba en MasterChef Celebrity: para demostrarle al mundo que sigue siendo una luchadora, algo que ha conseguido con creces y que sólo amplifica el hecho de que haya tenido, también, la valentía de elegir cuándo marcharse. 

¿Por qué abandona Verónica Forqué?

Parece que a la actriz le ha pasado factura tanta tensión, cocinar con tanto estrés no es tarea fácil. Aunque las discusiones y los encontronazos que ha tenido con varios de sus compañeros también le han quitado la energía con la que entró el primer día en MasterChef Celebrity. "Pepe, soy Verónica. No tengo buenas noticias. No me encuento bien, estoy agotada. He luchado diez semanas, la experiencia de las mejores de mi vida. Usted sabe que yo soy muy luchadora y de usted estoy aprendiendo mucho. ¡Dios mío! Qué bien lo estoy pasando y qué lástima siento de no poder estar a la altura, pero es que no puedo, el cuerpo no puede. No puedo con mi alma. Volveré cuando esté buena", aseguraba una abatida Verónica Forqué en el último programa, donde su retirada de la prueba de eliminación servía como advertencia de lo que iba a suceder a continuación.

Sus compañeros no daban crédito a lo que escuchaban. "Te esperamos aquí la semana que viene, recupérate", le decía Pepe Rodríguez, pero lo cierto es que no todos estaban deseando que vuelva. Juanma Castaño no se cortó un pelo en decir lo que realmente pensaba. "Tranquilidad, Vero. No te apresures. Ya vendrás a MasterChef Celebrity 7, que van a estar encantados de cocinar contigo", bromeaba el periodista deportivo. Aunque todos han apurado las bromas hasta el último momento, los apuros de Verónica han terminado por precipitar su abandono del concurso. Las cocinas se quedan vacías sin Verónica, que visibiliza en el programa una difícil realidad.

Sus enfrentamientos, los protagonistas de la edición

Su paso por el programa nos ha regalado auténticos momentazos y también grandes platos, como su receta de patatas guisadas con pollo y sepia, gracias a ella se hizo con el ansiado delantal dorado. Pero si por algo será recordada en estas cocinas es por sus discusiones. Fue en el segundo programa de MasterChef Celebrity 6 cuando nos dimos cuenta de que Verónica Forqué iba a dar mucho que hablar en esta edición. La actriz tuvo que defender su capitanía y lo hizo sin compasión. Eduardo Navarrete fue quien más lo sufrió, de hecho, no dudó ni un instante en encasquetarle al diseñador el delantal negro. A pesar de todo, esto no afectó a su relación y se llevan de maravilla. 

 Verónica Forqué junto a sus compañeros de 'MasterChef'

Verónica Forqué junto a sus compañeros de 'MasterChef'

Pero Navarrete solo fue el primero de sus múltiples víctimas, y eso que ella misma reconoció en programas anteriores que ni le gustaba ni se le daba bien mandar. Esto no le impidió a Verónica Forqué ponerse a dar órdenes a diestro y siniestro. Ha tenido bronca con la mayoría de sus compañeros, excepto Iván Sánchez, su querido 'marido'. Belén López se ha armado de paciencia cada vez que le tocaba trabajar codo con codo con la veterana actriz, muy amiga de tirar las elaboraciones ajenas a la basura sin el permiso de sus compañeros. A Carmina Barrios la hizo llorar en el noveno programa precisamente por ese motivo. 

El momento más tenso de su último programa se materializó en un duro encontronazo con Belén López, que no pudo reprimir sus gritos al ver que Verónica Forqué intentaba abrir una olla a presión que se encontraba en el fuego en pleno cocinado. "A uno en esos momentos le entran ganas de desligarse de todo esto. Alego cansancio psicológico, estrés emocional", reconocía ante las cámaras del programa Juanma Castaño.

Juanma Castaño también ha sido otro de los grandes damnificados. El periodista asturiano prefiere no trabajar con la actriz, que consigue sacarle de quicio cada vez que comparten equipo. Hubo un programa en el que vimos a una Verónica Forqué mucho más calmada y centrada en el cocinado, ayudando a sus compañeros y trabajando en equipo, pero aquello duró nada y menos. Su actitud sorprendió tanto al jurado como a los celebrities, lástima que solo fuera un espejismo. Después de todo, entendemos que la actriz necesite tomarse un descanso. ¡Ánimo Verónica, recupérate pronto!