Enlaces accesibilidad
Israel

El presidente de Israel entrega al centrista Yair Lapid la tarea de formar Gobierno tras el fracaso de Netanyahu

Por
Yair Lapid intentará formar gobierno en Israel tras el fracaso de Netanyahu

El presidente de Israel, Reuvén Rivlin, ha encargado al líder centrista Yair Lapid la tarea de formar Gobierno, después del fracaso del primer ministro en funciones, Benjamín Netanyahu, quien se quedó sin plazo para ensamblar un Ejecutivo, tras su victoria en las elecciones del 23 de marzo.

Lapid, del partido Yesh Atid, cuenta ahora con 28 días para obtener el apoyo de 61 de los 120 escaños del Parlamento, necesarios para formar un Gobierno que saque al país de un largo bloqueo político y evitar unas quintas elecciones en dos años y medio. 

"Acabo de hablar con el miembro del Knéset (Parlamento) Yair Lapid y le comuniqué que le doy el mandato de formar Gobierno", ha anunciado el presidente israelí en una rueda de prensa, añadiendo que Lapid ha sido el candidato con más recomendaciones de diputados.

Lapid recibe el respaldo de 56 miembros

El presidente israelí ha mantenido este miércoles reuniones con Lapid y el líder del partido Yamnia, Naftali Bennet, en la residencia presidencial, en el marco de una ronda de contactos para emitir un segundo mandato para formar Gobierno.

El resto de líderes de partidos políticos le han enviado a Rivlin sus recomendaciones y Lapid ha recibido el respaldo de 56 miembros del Parlamento, mientras que a Bennett le han apoyado los siente parlamentarios con los que cuenta su partido. Tras los apoyos en su favor Rivlin ha asegurado que "queda claro" que Lapid "tiene la posibilidad de formar un Gobierno que se gane la confianza del Parlamento" y ha señalado que "en la situación actual, devolver el mandato" a la Cámara "habría sido contrario a la ley".

Lapid tiene hasta el próximo 2 de junio para ensamblar una coalición gubernamental y ya ha avanzado su intención de formar un Gobierno con el líder del partido Yamina, que se intercambiaría con él el rol de primer ministro. El centrista era el principal favorito, especialmente tras recibir el apoyo de Nueva Esperanza, el partido liderado por Gideon Saar, y de la Lista Conjunta, que aglutina a formaciones de mayoría árabe.

El fracaso de Netanyahu

Rivlin le encomendó a Netanyahu la tarea de ensamblar un Ejecutivo después de su victoria en las elecciones del 23 de marzo. Contaba con 28 días para realizar la misión, mientras pasaba por un proceso judicial tras ser acusado de corrupción

Netanyahu, el primer ministro más longevo que ha tenido Israel, ha responsabilizado al líder de Yamina de no haber logrado "formar un Gobierno con la derecha". "Debido a la negativa de Bennet a comprometerse con un Gobierno de derecha, una medida que definitivamente habría llevado al establecimiento de un Gobierno con la incorporación de diputados adicionales, el primer ministro Benjamín Netanyahu devolvió el mandato al presidente", ha indicado el Likud poco antes de que venciera el plazo.

La creación de una coalición requeriría el apoyo de al menos un partido árabe junto a uno a dos formaciones de extrema derecha sionista, algo sin precedentes en Israel. En caso de que Lapid no logre formar Gobierno, los ciudadanos israelíes podrían tener que dirigirse de nuevo a las urnas, por quinta vez en dos años y medio.

Noticias

anterior siguiente