Enlaces accesibilidad

La Corte Penal Internacional investigará posibles crímenes de guerra en Palestina

  • La Autoridad Palestina y Hamás celebran la decisión, mientras que Israel la tacha de "puro antisemitismo" 
  • La Corte, con sede en La Haya, determinará si se cometieron crímenes por ambas partes del conflicto en Cisjordania y Gaza

Por
 Manifestantes palestinos se enfrentan a soldados israelís en la franja de Gaza en 2018
Manifestantes palestinos se enfrentan a soldados israelís en la franja de Gaza en 2018 REUTERS/Archivo

La Fiscalía de la Corte Penal Internacional (CPI) ha dado luz verde este miércoles a una investigación en Palestina después de que los jueces confirmasen el pasado febrero que el tribunal tiene jurisdicción para juzgar supuestos crímenes de guerra presuntamente perpetrados por todas las partes en conflicto en los territorios ocupados por Israel.

“La investigación abarcará delitos de la competencia de la Corte que presuntamente se han cometido desde el 13 de junio de 2014”, ha dicho la fiscal general de la CPI, Fatou Bensouda, en un comunicado. El tribunal ha realizado una investigación preliminar durante cinco años para determinar que había motivos para investigar posibles acciones criminales.

Entre ellas están supuestos crímenes cometidos por Israel en la franja de Gaza en 2014, como un uso desproporcionado de la fuerza y ejecuciones premeditadas, así como las acciones del grupo islamista Hamás ese mismo año, que incluyen la tortura. También se investigará si con la ocupación israelí de territorios en Cisjordania y Gaza Tel Aviv ha cometido crímenes de guerra.

 En diciembre de 2019, Bensouda se mostró convencida de que se habían cometido "crímenes de guerra en Cisjordania (incluida Jerusalén Oriental) y la franja de Gaza".

Políticos y militares israelíes también podrían ser juzgados en el Tribunal Penal Internacional por sus acciones en los territorios palestinos

Palestina celebra la decisión 

La Autoridad Palestina, que gobierna Cisjordania, se ha mostrado favorable a que comience esta investigación. "Es un paso muy esperado que sirve a la búsqueda incansable por parte de Palestina de justicia y rendición de cuentas, pilares para la paz que el pueblo palestino busca y merece", ha asegurado en un comunicado el ministro de Exteriores de la AP.

También ve con buenos ojos la resolución Hamás, en el poder en Gaza, que ha defendido los actos cometidos por este grupo islamista como "legítima defensa".

El tribunal internacional decidió en febrero que tenía jurisdicción para juzgar los crímenes de guerra en Cisjordania, Jerusalén Oriental y la Franja de Gaza. Por dos votos a uno, determinó que Palestina se extiende hasta los territorios ocupados por Israel desde 1967, lo que incluye Cisjordania, Jerusalén Oriental y la Franja de Gaza.

Netanyahu califica la investigación de "puro antisemitismo"

Para el primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, la decisión de la CPI es "puro antisemitismo y el culmen de la hipocresía". Netanyahu ha acusado al tribunal de "hacer la vista gorda" frente a Siria, Irán y otros países que, según él, están cometiendo crímenes de guerra "reales".

"Sin ninguna jurisdicción, ha decidido que nuestros valientes soldados, que toman todas las precauciones para evitar bajas civiles, son criminales de guerra", ha señalado el mandatario israelí.

Previamente, el ministro de Exteriores había tachado la investigación de "acto de decadencia moral y legal". "La decisión de abrir una investigación contra Israel es una excepción en el mandato del tribunal y un gasto de los recursos de la comunidad internacional", ha valorado Gabi Ashkenazi  en un comunicado. El titular de exteriores ha calificado al tribunal de "una institución parcial que ha perdido toda legitimidad".

Tel Aviv no reconoce la jurisdicción del tribunal

"El tribunal demostró de nuevo que es un organismo político y no una institución judicial", valoró el mandatario en un comunicado. La CPI "ignora los crímenes de guerra reales y en su lugar persigue al Estado de Israel, un país con un régimen democrático estable que defiende el Estado de Derecho y no es miembro del tribunal", agregó.

"Con esta decisión, el tribunal violó el derecho de las democracias a defenderse del terrorismo, y le hizo el juego a elementos que socavan los esfuerzos para ampliar el círculo de la paz", ha añadido Netanyahu, que defiende que, ante "la persecución legal", Israel seguirá "protegiendo a sus ciudadanos y soldados de todas las maneras".

Palestina pasó a ser miembro de pleno derecho de la Corte Penal Internacional, en abril de 2015, poco después de entrar en vigor su adhesión al Estatuto de Roma. Mientras, Israel no es miembro de la corte y rechaza su jurisdicción.
 

Noticias

anterior siguiente