Enlaces accesibilidad

Maduro mantendrá el cambio del dólar y revisará a los distribuidores para "proteger a la sociedad"

  • El cambio oficial actual del dolar se sitúa en 6,3 bolívares
  • El país sufre una crisis de escasez y inflación, disparada, supera el 63%
  • El presidente venezolano ha pronunciado su discuso del Estado de la Nación

Por
El presidente de Vezuela, Nicolas Maduro, durante su discurso sobre el Estado de la Nación ante la Asamblea Nacional en Caracas.
El presidente de Vezuela, Nicolas Maduro, durante su discurso sobre el Estado de la Nación ante la Asamblea Nacional en Caracas. Reuters REUTERS/Jorge Silva

El presidente de VenezuelaNicolás Maduro, ha anunciado este miércoles  que mantendrá el cambio oficial del dólar a 6,3 bolívares "para proteger la economía y la sociedad" venezolana, al tiempo que conservará un sólo Sistema Complementario de Administración de Divisas (SICAD), en lugar de los dos actuales.

Maduro ha sostenido durante su discurso sobre el Estado de la Nación ante la Asamblea Nacional que ha decidido crear a nivel cambiario "un sistema de tres mercados".

En su mensaje, Maduro también ha comunicado que su Gobierno iniciará a partir de este jueves una jornada de revisión a los distribuidores de productos de consumo, como parte de una medida para frenar la crisis de escasez y desabastecimiento que atraviesa el país suramericano.

Inflación disparada y crisis de escasez

Venezuela atraviesa una difícil situación económica con una inflación por encima del 63%, un decrecimiento de más de dos puntos y que sumado al desplome de los precios del crudo, principal fuente de ingresos de Venezuela, ha ido estrechando la holgura económica del país con las mayores reservas de petróleo del mundo.

"A partir de mañana arranca la ofensiva de revisión de todas las distribuidoras y de todos los mayoristas de este país, vamos a apretar la mano, el que quiera trabajar, bienvenido, pero el que quiera sabotear vamos a apretar con la ley todo lo que podamos, pido el apoyo del pueblo", dijo el jefe de Estado.

Según Maduro, los ciclos de escasez de productos que viven los venezolano son producto de "una guerra dirigida a esconder los productos para irritar al pueblo", lo que ha denominado en reiteradas ocasiones como "una guerra económica".

Maduro ha defendido que su planteamiento responde a su deseo de "cambiar el modelo de distribución y comercialización de la economía venezolana porque ya en casi dos años como presidente la guerra económica que se ha hecho contra el pueblo para tratar de derrocarme la han hecho principalmente grupos mafiosos vinculados a la distribución de productos".

Otra medida anunciada por Madura es el incremento del salario mínimo del 15% que se hará efectivo el 1 de febrero próximo y también incidirá en las pensiones en lo que será "el primer aumento" del año.

Este aumento eleva el salario mínimo a 5.622,74 bolívares o 892,45 dólares al cambio oficial de 6,3 por dólar.

Protección a su "economía y sociedad"

"El sistema priorizado a 6,30 para proteger nuestra economía y nuestra sociedad, un sistema de subastas, tomando lo mejor de la experiencia del Sicad 1, y un sistema de bolsas donde puedan participar (...) sectores privados", ha asegurado.

El presidente no ha explicado, sin embargo, en qué se diferenciaría este sistema del actual, donde coexisten tres tipos de cambio oficiales, y ha indicado que su equipo económico "precisará en los próximos días el funcionamiento" del mismo.

Maduro ha destacado que en el mercado paralelo -donde el dólar se cotiza actualmente a más de 170 bolívares- se realizan solamente "un 4 ó 5% de los movimientos cambiarios del país" y ha recalcado que los dólares que el Estado obtiene por la venta del petróleo "debe invertirlos en proteger la economía".

"He decidido trabajar en un sistema que atienda a los tres mercados de manera más eficiente: hay un primer mercado de necesidades alimentarias, de salud, fundamentales del país, garantizarlo con un dólar a 6,30, mantenerlo de manera eficiente para invertirlo en la protección de nuestro pueblo" ha explicado.

En este sentido, ha asegurado que en una economía como la venezolana "sometida a mecanismos de especulación y guerra, cualquier cosa que se hiciera distinta a esto sería utilizada para incrementar los factores de perturbación y de guerra interna".

Sistema transitorio para las necesidades del país

Además, ha dicho que se mantendrá un solo Sicad, "que pueda atender los otros estamentos de las necesidades económicas del país" a través de un "sistema de subastas con mecanismos de mercado para su fijación y mecanismos de interés nacional".

Del mismo modo ha agregado que el actual Sicad 2 se convertirá "en un sistema que funcione a través de las bolsas públicas y privadas, donde concurra el sector privado y el sector público".

Un sistema, ha afirmado, que por "la vía de un equilibrio de participación legal, busque atender lo que se ha generado como un mercado absolutamente abrupto, fuera de cualquier regla económica y puedan hacerse transacciones allí, a ese nivel" con ofertas tanto del sector público como del privado o de "ciudadanos que vayan a buscar a ese mercado".

Maduro ha subrayado que este modelo cambiario es "un sistema transitorio para atender las necesidades del desarrollo económico del país, durante un período de inversión, de recuperación, que nos permita ir estabilizando los factores fundamentales de la economía y lograr la mayor eficiencia y optimización de la inversión de las divisas convertibles del país".

El presidente ha rechazado, por inviable y suicida para la economía venezolana el modelo de crear un sistema con un sólo tipo de cambio a 30 o 40 dólares, que proponían algunos economistas.

Noticias

anterior siguiente
-->