Enlaces accesibilidad

CEOE, CC.OO. y UGT cierran un acuerdo sobre arbitraje, festivos, absentismo, formación y ERE

  • Patronal y sindicatos dejan pendientes otros aspectos clave de la reforma
  • Esta semana concluía el plazo dado por el Gobierno a los agentes sociales

Por
CEOE, CC.OO. y UGT cierran un acuerdo sobre jubilaciones, absentismo y formación

La patronal CEOE y los sindicatos CC.OO. y UGT han cerrado este martes una serie de acuerdos en el marco de la reforma laboral, sobre mantenimiento de las jubilaciones anticipadas, mediación en conflictos, control del absentismo, formación, traslado de festivos, así como la prórroga de una regulación de los ERE. Con todo, persiste el desencuentro en materias clave como la contratación, así como en la cuestión salarial.

Tampoco ha habido acuerdo sobre las altas y bajas de incapacidad temporal por parte de las Mutuas de Accidentes de Trabajo, ni sobre la creación de un fondo de capitalización de despido.

Dónde sí ha sido posible el pacto, tal como lo explican en el documento que han enviado al Ministerio de Empleo y Seguridad Social esta tarde, es en la mejora de la formación para el empleo (se prrorroga el acuerdo actual), del control del absentismo (se evaluará trimestralmente de forma global), en el fomento de la solución extrajudicial de conflictos (se amplían los casos en los que actuará un árbitro) y en el traslado de algunos festivos a los lunes para racionalizar los puentes.

Este acuerdo, que se daba por hecho desde hace días, por fin se ha concretado: en el futuro en pasar a los lunes las fiestas del 15 de agosto (Asunción de la Virgen), del 1 de noviembre (Todos los Santos) y del 6 de diciembre (Constitución), que finalmente se ha escogido en lugar de otra festividad religiosa (Inmaculada Concepción) que cae esa misma semana (el 8 de diciembre).

La crisis marca la reforma

Asimismo, patronal y sindicatos también han resaltado que han alcanzado el consenso en materia de jubilaciones anticipadas y prejubilaciones. La responsable de Empleo de CCOO, Paloma López, las ha defendido porque "mejoran la tasa de empleo entre los trabajadores de 50 años o más", y permiten la incorporación de los jóvenes al mercado de trabajo.

También ha aclarado que los agentes sociales solicitan renovar "mientras dure la crisis" el acuerdo firmado en 2009 por el que se bonificaba a las empresas que realizaran expedientes de suspensión o reducciones de las jornadas laborales en lugar de expedientes de extinción, y que mantenía el derecho a la reposición de las prestaciones por desempleo por un período determinado. Este acuerdo finalizó el 31 de diciembre de 2011.

Además, los agentes sociales han dejado pendiente el acuerdo sobre salarios para los próximos años y la renegociación del que está en vigor para este año (la patronal apuesta por la congelación mientras los sindicatos aceptan solo una "moderación") así como una nueva reforma de la estructura de la negociación colectiva. Según el mismo sindicato, esos temas son "competencia exclusiva" de los agentes sociales y no le corresponde al Gobierno legislar sobre ellos.

Malestar y nuevos plazos

Los sindicatos han dicho que quieren seguir negociando estos temas. Un poco antes de difundirse este acuerdo, fuentes sindicales habían filtrado que la intención de las partes era pedir más tiempo al Ejecutivo para llegar a un acuerdo global para la nueva reforma laboral a la que les urgió el presidente del Gobierno, Mariano Rajoy.

Ante el avance de las negociaciones del que habían dado cuenta las partes los últimos días (de hecho, se había anunciado el acuerdo en festivos y mediación), algunos sindicatos minoritarios y otros movimientos sociales han criticado este nuevo pacto que a su juicio supone un nuevo recorte de derechos. De hecho, en internet se había extendido una convocatoria para protestar contra CC.OO. y UGT este jueves, el día previo a que el Consejo de Ministros analice la reforma.

No obstante, fuentes del Ministerio de Empleo citadas por Servimedia han indicado que ese día no se espera que el Gobierno apruebe la reforma. De hecho, el portavoz del grupo parlamentario del PP en el Congreso, Alfonso Alonso, ha dicho esta misma tarde tras reunirse con Rajoy que la intención es presentar esta reforma en las Cortes durante el primer trimestre.

Noticias

anterior siguiente