Enlaces accesibilidad

El Tesoro de EE.UU facilitó que se cobraran las primas de AIG

  • Geithner reconoce que abrieron la puerta para que se cobraran las primas
  • El Tesoro echó abajo una enmienda que lo hubiera impedido
  • Geithner niega que interviniera personalmente
  • En una entrevista con la CNN, Geithner pronostica la recuperación este año

Por
Timothy Geithner, secretario del Tesoro de EE.UU. REUTERS/Andrew Winning REUTERS/Andrew Winning
Hace seis semanas, en plena negociación del plan de estímulo de Obama, el senador demócrata Christopher Dodd trabajaba en una enmienda que hubiera impedido que las empresas rescatadas por el Gobierno pagaran primas a sus ejecutivos. Ese era el deseo explícito del Presidente.

Sin embargo, funcionarios del Tesoro expresaron reservas. Consideraban que si la enmienda prosperaba, los ejecutivos podrían demandar al Estado por vulnerar los contratos. La enmienda acabó aguada y permitió que se cobrasen todas las primas firmadas antes del 11 de febrero. Eso incluye las de AIG.

En una entrevista con la CNN, el secretario del Tesoro, Tim Geithner, ha asumido la responsabilidad. Reconoce que la intervención de su departamento propició el "agujero" legal que permitió que los ejecutivos de AIG cobraran sus sobresueldos. Sin embargo, insiste en que las modificaciones fueron correctas y pretendían evitar el pago de indemnizaciones. Geithner precisa que no habló personalmente con Dodd sobre esta cuestión, aunque sí sobre el proceso legislativo.

Arrecian las críticas contra Geithner

Los Republicanos han aprovechado a fondo el filón del escándalo de las primas. El senador Jon Kyl ha arremetido contra el partido Demócrata y la Casa Blanca después de que se aprobara el nuevo impuesto que grava el 90% de los sobresueldos: "a mí me parece que estos chicos están tratando de ocultar sus huellas".

No sólo se trata de la intervención del Tesoro en el proceso legislativo. También se cuestiona el papel de Tim Geithner en el rescate financiero de AIG. Geithner asegura que se enteró del cobro de las primas el martes de la semana pasada, sólo tres días antes de que se pagaran. Pero Geithner fue presidente de la Reserva Federal de Nueva York hasta que pasó a la administración Obama, y como tal, supervisó el rescate de AIG desde el primer momento.

La aseguradora ha recibido más de 170.000 millones de dólares de dinero público para evitar que su caída arrastre a todo el sistema financiero. AIG ha pagado 165 millones en concepto de prima a 418 ejecutivos y tiene pendientes otros 230 millones de dólares en sobresueldos.

La guinda la ha desvelado el diputado demócrata, John Lewis, que plantea más interrogantes sobre los rescates financieros. Según los informes fiscales, 13 compañías salvadas con dinero público deben más de 220 millones de dólares en impuestos.

Geithner se suma al optimismo de Bernanke

En otra clave, la macroeconómica, Geithner ha puesto fecha al proceso de recuperación que anunció el presidente de la Reserva Federal. El secretario del Tesoro cree que este mismo año se estabilizará el sistema financiero y la economía saldrá de la recesión, para empezar a recuperarse en 2010.




Noticias

anterior siguiente