Enlaces accesibilidad

La oposición denuncia fraude masivo en el referéndum convocado por la Junta Militar

  • La jornada de votación se ha desarrollado sin incidentes
  • El texto reserva a los militares un cuarto de los escaños del Parlamento

Por
Termina sin incidentes el referéndum en Birmania

El principal partido de la oposición democrática birmana, la Liga Nacional por la Democracia (LND), que dirige la premio Nobel de la Paz Aung San Suu Kyi, ha denunciado un fraude masivo en el referéndum celebrado en el país para aprobar el proyecto constitucional de la Junta Militar.

El portavoz de la LND, Nyan Win, ha indicado que agentes gubernamentales acudieron a las casas de los que no se personaron a votar y les obligaron a firmar un formulario como que depositaron el voto.

Nyan Win ha dicho que la mayoría de los centros de votación cerró a las 11.00, hora local (04.30 GMT), cuando el horario oficial de la jornada discurría de 06.00 a 16.00.

Aparte de estas denuncias, la jornada de votación en el referéndum convocado por la Junta Militar birmana ha transcurrido sin incidentes.

La consulta fue la primera llamada a las urnas para el pueblo birmano desde las legislativas de 1990 y sólo se ha celebrado en las zonas del país que quedaron a salvo de los efectos del ciclón Nargis.

La jornada electoral arrancó con la apertura de los colegios electorales a las 06.00 hora local (23.30 GMT del viernes) y ha terminado con el cierre de éstos a las 16.00 (09.30 GMT).

El régimen ha aplazado hasta el próximo 24 de mayo la celebración del plebiscito en Rangún, la antigua capital, y el delta del río Irrawaddy, las regiones más afectadas por el ciclón que hasta ahora ha causado más de 23.000 muertos, unos 37.000 desaparecidos y millón y medio de personas sin hogar, según los datos oficiales.

Una operación de maquillaje

A pesar de esta catástrofe,  los generales decidieron seguir adelante con la consulta popular y millones de birmanos obedecieron su orden de "cumplir con el deber de aprobar la Constitución del Estado".

Largas hileras de funcionarios y civiles luciendo la vestimenta nacional, requerida para la ocasión por las autoridades, guardaron cola a fin de participar en la votación en las regiones del centro, norte y del sureste de Birmania.

El referéndum es el primer paso de la llamada "hoja de ruta" hacia la democracia de la Junta Militar, que concluirá, según su plan, con elecciones libres en 2010. Sin embargo, la oposición afirma que no es más que una operación de maquillaje para perpetuarse en el poder, pues el texto reserva a los militares un cuarto de los escaños del Parlamento y la llave de los ministerios.

Birmania (Myanmar) está gobernada por los militares desde 1962 y no celebra elecciones democráticas desde 1990, cuando el partido oficial fue aplastado por la oposición encabezada por Suu Kyi, en unos comicios que nunca fueron reconocidos por los generales.

Noticias

anterior siguiente