Enlaces accesibilidad
arriba Ir arriba

EEUU ha anunciado el envío de sistemas avanzados de cohetes de medio alcance a Ucrania, en un nuevo intento por contener la ofensiva rusa que avanza lentamente en el Donbás. Conocemos la reacción del Kremlin. Nos fijamos en un informe de Amnistía Internacional sobre los abusos cometidos por la junta militar de Birmania. En Shanghai se levantan gran parte de las restricciones por el brote de covid. Hablamos sobre terrorismo con Luis de la Corte Ibáñez y Óscar Jaime Jiménez, autores de " Terrorismo: causas, efectos y tendencias".

El presidente ruso, Vladimir Putin, ha reconocido la independencia de las repúblicas prorrusas de Donetsk y Luhansk, en el este de Ucrania. Su decisión ha provocado que Joe Biden haya mantenido una conversación telefónica de urgencia con sus homólogos de Francia y Alemania. y que tanto Washington como la Unión Europea anuncien sanciones inmediatas. Hablamos también de Nepal y de cómo EE.UU. y China pugnan por no perder influencia en este país, de gran importancia geográfica y estratégica. Sobre ello conversamos con Mario López Areu, profesor de Relaciones Internacionales de la Universidad Pontificia Comillas y autor de varios artículos sobre la historia y la politica de Nepal. Con María Gámez hablamos del "kafala", un sistema abusivo hacia las empleadas del hogar en el Líbano, y que podría tener sus días contados.
 

Un año después del golpe militar que acabó con la frágil democracia birmana, el Ejército ha confirmado que las próximas elecciones, anunciadas para agosto del año que viene, se realizarán bajo un sistema de representación proporcional, en lugar del escrutinio mayoritario uninominal. También se ha prorrogado otros seis meses el estado de emergencia y anunciado que no habrá amnistía para los líderes democráticos detenidos, mientras se reprime con dureza cualquier vestigio de oposición. Un año después, el país permanece sumido en una profunda crisis política, social y económica.

Analizamos la primera versión del informe de la alta funcionaria británica, Sue Gray, sobre las fiestas celebradas en Downing Street durante el confinamiento; y escucharemos las palabras del primer ministro del Reino Unido en la Cámara de los Comunes tras la publicación del documento. Viajamos a Italia para saber cómo queda el panorama político tras la reelección de Sergio Matarella como presidente y hablamos sobre las "primarias populares" de la izquierda en Francia. Charlamos con el profesor Daniel Gomá sobre el aniversario del golpe militar de Birmania. Analizamos con nuestro enviado especial a Portugal, Miguel Ángel Suárez, la victoria del socialista Antonio Costa en las elecciones del domingo.

Hoy recordamos al presidente del Parlamento Europeo, David Sassoli. Los líderes europeos han lamentado su muerte y destacan su compromiso con la Unión Europea y su firme defensa de los valores europeos. Cientos de trabajadores de la Eurocámara se han concentrado a sus puertas para guardar unos minutos de silencio en su memoria. En Kazajistán el presidente ha anunciado la próxima retirada de tropas extranjeras y la adopción de medidas dirigidas a acabar con el descontento social. Analizamos los veinte años de la prisión de Guantánamo, y también hablamos de covid-19 y del incendio en el campo de refugiados de Cox Bazar, en Bangladesh, donde viven miles de refugiados roghinyas. Nos detenemos en Haití, donde muchos ciudadanos han optado por marcharse del país ante el caos político y económico.

Expectativas ante la nueva conversación telefónica que mantendrán en las próximas horas Joe Biden y Vladimir Putin. Maxwell Ghislaine declarada culpable por tráfico sexual de menores. Despedida a Desmond Tutu en Sudáfrica. Conversaremos Anabel Montes, responsable de equipos de Salvamento de Médicos sin Fronteras en el Geo Barents, el barco de rescate de la ong en el Mediterráneo Central, y con Catalina Perazzo de la organización Save the Children, oenegé que sigue trabajando sobre el terreno en Myanmar y que la semana pasada perdió a dos de sus trabajadores en una masacre contra civiles perpetrada por el ejército en el estado de Kayah.

Save the Children ha confirmado la muerte de sus dos trabajadores desaparecidos en Birmania. Según la ONG, han identificado sus cuerpos entre decenas de asesinados por el Ejército, que ha admitido que mató a varias personas ese día, pero en enfrentamientos. El país vive una escalada de violencia desde el golpe militar de febrero.

Foto: AFP PHOTO / KARENNI NATIONALITIES DEFENSE FORCE (KNDF).

Dos trabajadores de Save The Children permanecen desaparecidos en un incidente vinculado con el asesinato de 38 civiles, incluidos mujeres y niños, a raíz de un ataque del Ejército de Birmania. "Tenemos la confirmación de que su vehículo privado fue atacado y quemado. Según los informes, los militares obligaron a las personas a salir de sus automóviles, arrestaron a algunas, mataron a otras y quemaron sus cuerpos", ha denunciado la oenegé en un comunicado, en el que ha dicho que sus trabajadores volvían a sus hogares por Navidad. El incidente tuvo lugar el viernes en una carretera cercana a la población de Moso, en el estado Kayah, en el este del país. Según la oenegé birmana Grupo para los Derechos Humanos Karenni, que denunció inicialmente la masacre, las víctimas son desplazados internos que murieron a manos de los militares.

FOTO:  KARENNI NATIONALITIES DEFENSE FORCE (KNDF) / AFP

La exlíder depuesta y nobel de la paz birmana, Aung San Suu Kyi, ha sido condenada este lunes a cuatro años de prisión, reducidos a dos, por incitación a los disturbios contra los militares y vulneración de las normas de la COVID-19 en la primera sentencia desde el golpe de Estado del pasado 1 de febrero y se enfrenta a una decena de casos, esta es la primera condena.

Suu Kyi, de 76 años, según han informado fuentes cercanas al caso a Efe y a Reuters, ha sido sentenciada por un tribunal en la capital durante una vista en la que ha impuesto la misma condena al presidente depuesto, Win Myint, y una pena de dos años de cárcel para el exgobernador de Naipyidó, Myo Aung.

Fuentes cercanas al juicio, que no pueden identificarse por miedo a represalias por parte de la junta militar, precisaron que la condena de Suu Kyi incluye dos años por incitación, según el artículo 505b del Código Penal, y otros dos años por vulnerar la leyes de emergencia por la pandemia.

La pena a Suu Kyi ha sido reducida a dos años por un perdón parcial del jefe de la Junta Militar, el general Min Aung Hlaing. Tanto ella como Win Myint cumplirán su pena en el lugar donde se encuentran, que no se ha hecho público, lo que puede implicar que no vayan a prisión.

Foto: Afp

El Alto Comisionado de las Naciones Unidas por los Derechos Humanos considera deplorable la sentencia de cuatro años de cárcel para Aung San Suu Kyi. La exlíder birmana, premio Nobel de la Paz, se encuentra bajo arresto domiciliario desde el mes de febrero, cuando la junta militar tomó el poder en Myanmar mediante un golpe de estado. A la condena actual, por incitar a los disturbios e incumplir las medidas contra el COVID, se suman otros once cargos, que van desde supuesta corrupción a violación de secretos de estado. Prácticamente toda la comunidad internacional ha condenado la sentencia, incluyendo a China, uno de los pocos aliados de Birmania. Informa Carmen Buergo

Este domingo se cumplen seis meses del golpe de Estado en Birmania que acabó con una década de frágil democracia. La junta militar que controla el país ha anunciado este domingo que habrá nuevas elecciones y su máximo líder, el general Min Aung Hlaing, se ha autoproclamado primer ministro del país.

FOTO: Imagen de archivo de las protestas contra el golpe de Estado en Birmania. Aung Kyaw Htet.

Un grupo de rohinyás birmanos refugiados en Bangladesh aprenden fotografía y vídeo en una escuela que les ayuda a documentar su vida en el campo de refugiados.

La escuela la fundaron en el campo de Cox's Bazar Mohammed Faruque, fotoperiodista profesional, y su hermano Omar, también periodista y trabajador de ONG, que murió en mayo de 2020. La escuela se llama Omar en su honor.

Los rohinyás son una minoría musulmana de Myanmar (la antigua Birmania). Considerados apátridas por las autoridades del país, de mayoría budista, muchos tuvieron que huir de los enfrentamientos y matanzas en el estado de Rakhine hace ya cuatro años. El de Cox's Bazar es el asentamiento de refugiados más grande del mundo.

Foto: TVE/Reuters

La Coalición Internacional para Cineastas en Riesgo ha lanzado un llamamiento para que el régimen golpista de Mynamar libere a la guionista y productora Ma Aeint, de forma inmediata y sin condiciones. Fue detenida el 5 de junio y se desconoce su paradero y los cargos contra ella. Los festivales de Berlín, Cannes o Venecia han firmado también la exigencia de liberación.

Informa Íñigo Picabea

La junta militar golpista busca dar la puntilla a la oposición política con la disolución de la Liga Nacional para la Democracia (LND), el exitoso partido de la depuesta líder Aung San Suu Kyi, mientras se intensifica el acoso judicial contra la premio Nobel de la Paz.

La Comisión Electoral, nombrada por la junta militar, ha anunciado que disolverá a la LND por haber cometido "fraude electoral" durante los comicios del pasado noviembre, la justificación original usada por el Ejército para dar el golpe de Estado del 1 de febrero que destituyó al Gobierno democrático, lo que ha provocado manifestaciones de protesta.

En Birmania, prosigue la campaña de represión tras el golpe de Estado del pasado mes de febrero. Al mismo tiempo, los militares se encuentran en una carrera por el reconocimiento internacional frente al llamado Gobierno de Unidad Nacional, integrado en su mayoría por diputados de la Liga Nacional para la Democracia en el exilio. En los últimos días, tanto la Junta Militar como el autodenominado gobierno legítimo, han entablado conversaciones con los partidos de las minorías étnicas, cuyas reivindicaciones pueden suponer un problema para ambas partes. Valle Alonso nos lo cuenta en el siguiente reportaje.