Enlaces accesibilidad

Champions | Atlético-Liverpool

El Atlético logra una victoria imposible ante el Liverpool

Por
Saúl Ñíguez celebra su tanto (1-0) ante el Liverpool
Saúl Ñíguez celebra su tanto (1-0) ante el Liverpool REUTERS

Ficha técnica:

1 - Atlético de Madrid: Oblak; Vrsaljko, Savic, Felipe, Lodi; Koke, Thomas, Saúl, Lemar (Llorente, m. 46); Correa (Diego Costa, m. 76) y Morata (Vitolo, m. 70).

0 - Liverpool: Alisson; Alexander-Arnold, Van Dijk, Gomez, Robertson; Henderson (Milner, m. 80), Fabinho, Wijnaldum; Salah (Oxlade Chamberlain, m. 72), Firmino y Mané (Origi, m. 46).

Gol: 1-0, m. 4: Saúl.

Árbitro: Szymon Marciniak (Polonia). Amonestó al local Correa (m. 45) y a los visitantes Mane (m. 40) y Joe Gómez (m. 58).

Partido disputado en el estadio Wanda Metropolitano ante 68.000 espectadores.

--EFE--

"Si metes un gol en el minuto 20 y estás 70 minutos atrás... eso no puede ser", admitió la víspera del partido Saúl. Pues han sido más, han sido 90 minutos, y sí ha podido ser: el Atlético de Madrid ha ganado 1-0 al Liverpool en la ida de los octavos de final de la Champions tras aguantar la ventaja que tomaron casi al inicio con el gol del centrocampista rojiblanco.

[Narración y estadísticas del Atlético 1-0 Liverpool]

Una victoria lograda en cierto modo de una forma imposible --según esas palabras del propio Saúl en la entrevista en Radio Nacional-- más aún cuando el rival este miércoles era el intratable campeón de Europa, que solo había perdido dos encuentros esta temporada.

Bien es cierto que el Atlético no estuvo agazapado: cuando pudo, presionó por toda la cancha. 

Tras unos instantes iniciales, apenas un par de minutos, con poca tensión tratándose de una eliminatoria europea, Simeone aplaudió una falta de Morata en una falta del delantero tras una persecución del jugador un tanto alocada a la salida de los ingleses. Quizá fue casualidad, pero parece que los rojiblancos captaron el mensaje: necesitaban jugar con más intensidad, más juntos

En el siguiente ataque, los madrileños generaron la primera ocasión tras mover rápido el balón de banda a banda. Sacaron un córner y el balón suelto, mal despejado por Firmino, le cayó a Saúl solo delante del portero. El centrocampista no perdonó y adelantó a los suyos en el minuto 4.

Contando los tiempos de prolongación, quedarían más de 90 por disputar. Y el Liverpool tomó el mando pronto con la idea de remontar.

Ni obstante, en el resto de la primera parte quizá la mejor oportunidad de marcar la tuvo Morata, que tras un recorte excepcional falló en el chut.

En todo caso, las llegadas de los ingleses, en línea con su abrumador control de la posesión, eran cada vez más frecuentes.

Tras el descanso, el encuentro siguió por los mismos derroteros, con los reds (este martes por la noche de gris oscuro) buscando la portería y el Atlético cerrando casi todos los huecos.

Ningún remate entre los tres palos

Y cuando no pudieron hacerlo, los atacantes del Liverpool remataron mal. De hecho, en todo el partido Oblak no hizo ninguna parada... aunque el equipo pudo pagar caro el error que tuvo al sacar un balón.

Salah, que no tuvo su noche, no supo aprovechar el regalo. Y el dominio de los superlíderes de la Premier fue a menos.

En la recta final del encuentro, los colchoneros vieron como Morata se tuvo que retirar renqueando y Diego Costa jugó sus primeros minutos tras tres meses recuperándose de una lesión.

El hispanobrasileño contribuyó a mantener la intensidad frente a los de Klopp, que por momentos pareció desesperado. Enfrente, el estilo del Cholo, basado en la intensidad y la defensa ordenada, ha dado sus frutos en una mala campaña --su equipo solo había ganado uno de los últimos siete partidos--.

La eliminatoria se resolverá dentro de tres semanas, el 11 de marzo en Anfield.

Deportes

anterior siguiente