Enlaces accesibilidad
Mundial de Rusia | Brasil 2-0 Mexico

El enfrentamiento entre México y Neymar se prolonga a la sala de prensa

  • Osorio defiende el juego "intenso" frente a la estrella brasileña y critica sus "payasadas"
  • Ney responde: "Los mexicanos hablaron de más y se fueron para casa"
  • Crónica del Brasil 2-0 México, por M. Vallejo | Así lo hemos contado en vivo, por F. Fernández
     

Por
Osorio (i) y Tite sa saludan antes del partido. EFE EFE

El seleccionador mexicano, Juan Carlos Osorio, se ha mostrado contrariado tras la eliminación en octavos de final del Mundial ante Brasil y ha dicho que el fútbol "es un juego de hombres" en el que se juega con "intensidad" y no con "tanta payasada", refiriéndose a las "pérdidas de tiempo" producidas por el brasileño Neymar. El jugador ha respondido: "Los mexicanos hablaron de más y se fueron para casa".

"Es una vergüenza para el fútbol que se pierda tanto tiempo en un jugador, la pérdida de la vehemencia que tuvimos en el primer tiempo fue gracias al arbitraje. Eso no fue un gran ejemplo para este deporte. Esto es un juego de hombres que se disputa con intensidad y no con tanta payasada", aseguró el entrenador mexicano después del choque de este lunes en una rueda de prensa que recoge Europa Press.

El técnico colombiano, sin mencionarlo, hizo una clara alusión al tiempo que se perdió debido a la atención que recibió el brasileño Neymar cuando recibía faltas y a las jugadas en las que el delantero brasileño pudo exagerar. "En cada pequeño contacto, el árbitro detenía el juego", apuntó el técnico.

Su homólogo brasileño, Tite, trató de proteger al jugador: "Neymar no ha hecho nada, le han pisado a él. Él solo tiene que jugar el balón, los árbitros que piten y los entrenadores que hablen. Él que juegue", dijo.

Tite hacía alusión a un lance, fuera del terreno en juego, en el que Neymar recibió un pisotón en el tobillo por parte de Miguel Layún que no fue sancionado por el colegiado.

A esta acción se ha referido el propio Ney también en la sala de prensa: "Me pisó y creo que fue desleal, fuera de la jugada. Ellos no pueden hacer eso".

Además, el atacante del Paris Saint-Germain ha lanzado otro dardo a los mexicanos: "Ellos hablaron de más y se fueron para casa", ha dicho el delantero, que celebró el primer tanto llevándose el dedo a la boca, como el gesto de mandar callar.

La semana pasada, el internacional mexicano Andrés Guardado afirmó que al brasileño le gustaba "exagerar las faltas" y "tirarse muchísimo".

En este sentido, Neymar ha dicho que las críticas tratan de desestabilizarle. "Creo que es para intentar minarme más que para cualquier otra cosa. No hago mucho caso a las críticas, a veces tampoco a los elogios; eso puede distraer al futbolistas. Estos últimos dos partidos no hablé con la prensa porque no quería polémica, hay mucha gente hablando, algunos se alteran. Yo sólo tengo que jugar al fútbol, ayudar a mi equipo. Vine para ganar", insistió, citado por la misma agencia.

Deportes

anterior siguiente