Enlaces accesibilidad
Tenis | Conde de Godó

Nico Almagro se impone a Rafa Nadal en el duelo de titanes del Godó

  • El número 20 del mundo se impone al número uno por 2-6, 7-6 y 6-4
  • Almagro se las verá en semifinales con el colombiano Giraldo
  • El japonés Nishikori arrolla a Cilic y se medirá a Gulbis en semifinales
  • Siga en directo el Torneo Conde de Godó en Teledeporte y RTVE.es

Por
Almagro acaba con la racha de Nadal en el Godó

Nico Almagro ha roto los pronósticos y se ha impuesto al máximo favorito del Conde de GodóRafa Nadal, en un duelo de gran nivel por 2-6, 7-6 y 6-4, que ha durado dos horas y cuarenta y siete minutos de juego. Hacía ocho años que Nadal no caía derrotado en este torneo.

El número uno del mundo comenzó por delante pero el murciano fue capaz de sobreponerse y romper las estadísticas para clasificarse a las semifinales. Ahí se las verá el sábado con Santiago Giraldo.

El protagonista del primer set fue, para lo bueno y para lo malo, el murciano Nico Almagro. Desde el arranque fue capaz de lo mejor y de lo peor, como su primer juego. Prácticamente regaló el tanto concediendo errores no forzados y una doble falta con 15-40 cuando enfrente estaba el jugador menos indicado para hacer regalos (1-0).

A ese primer juego le siguió un segundo en el que el murciano mostró su mejor cara al conseguir devolver la rotura de servicio. Tan solo necesitó dos bolas de break Almagro para igualar el duelo (1-1) y cuatro primeros saques buenos para ponerse por delante (1-2).

Después de la exhibición de Almagro llegó de nuevo la de cal. Rafa Nadal supo contener con su saque el ímpetu de su rival (2-2) y asestar el mazazo al romper por segunda vez el servicio de Almagro (3-2).

A los dos juegos seguidos del mallorquín le siguieron otros cuatro ante los que no respondió un desaparecido Almagro. El primer set quedó cerrado en poco más de media hora con un rotundo 6-2 en el electrónico para Nadal.

El segundo set se decide en el tie break

El primer juego de la segunda manga era crucial y Almagro lo sabía. De ahí que sacara a relucir su casta y lograra mantener su servicio con un gran saque directo después de haber cometido cuatro errores no forzados en un juego que llegó a tener dos deuce (0-1).

El nivel tenístico de ambos contendientes creció y se igualó a partir de este momento. El tenis de cada uno con su servicio se mostraba seguro y el séptimo juego se convirtió en una gran batalla. Almagro necesitó de su mejor tenis y de su mejor saque para evitar la rotura ya que Nadal llegó a disponer de dos bolas de break (4-3).

La igualdad imperante hizo crecer también la tensión en la pista. El enfado de Almagro fue mayúsculo en el décimo juego y el juez de silla se vio obligado a bajar de su puesto en dos ocasiones. El juego cayó finalmente del lado de Nadal, que igualaba así la contienda (5-5).

La resolución de este segundo tuvo que esperar al tie break. Los precedentes entre ambos en muertes súbitas eran rotundos: cinco tie breaks han jugado entre ambos y los cinco habían caído a favor de Nadal. De hecho el murciano nunca había ganado a Nadal un segundo set.

Pero las estadísticas están para romperlas y la fe de Almagro movió montañas. El actual número 20 del mundo aumentó su agresividad y se llevó un desempate con un tenis de muchos quilates. Partido empatado.

Almagro se impone en un set loco

La tercera manga fue una continuación de ese tenis de gran nivel, tanto que a partir del cuarto juego, el saque no era una garantía para adjudicarse el juego. El primero en conseguir la rotura, y además con un juego en blanco al resto, fue Nadal para colocarse 3-1.

A esto respondió Almagro con otro break y confirmación de break que igualaba el partido (3-3). Por si fuera poco, el murciano logró romper de nuevo el servicio de Nadal (3-4) pero el número uno del mundo supo levantarse después de recibir el golpe y asestar una nueva rotura a su contrincante (4-4). Era un duelo de titanes sobre la arcilla de la Ciudad Condal.

En situaciones de este tipo se le ha visto en multitud de ocasiones a Rafa, y casi siempre saliendo victorioso. Almagro por su parte no es un jugador tan experimentado pero hoy era la jornada idónea para romper barreras. El murciano se colocó por delante gracias a un juego en blanco al resto que le puso 4-5 y con la posibilidad de cerrar el coque con su servicio.

Así fue, después de mucha emoción como no podía ser menos. Almagro levantó tres bolas de break de Nadal y al segundo match ball consiguió la victoria.

Giraldo, rival de Almagro

El colombiano Santiago Giraldo alcanzó su tercera semifinal de la temporada, al batir al alemán Philipp Kohlschreiber en los cuartos de final del Trofeo Conde de Godó. Giraldo se impuso en el primer set (6-4) y venía dominando el segundo por 4-3 cuando el germano, décimo cabeza de serie del torneo, tuvo que retirarse lesionado.

El de Pereira, de 26 años y 65 en el ránking mundial, ya alcanzó la penúltima ronda en los torneos de Houston (Estados Unidos) y Viña del Mar (Chile), ambos también de tierra, y mañana se medirá al español Nicolás Almagro (6), verdugo hoy del número uno mundial, su compatriota Rafa Nadal.

Tras el encuentro ante Kohlschreiber, Giraldo se mostró "contento" por el nivel que está teniendo nuevamente después de la lesión que padeció en 2012 en la rodilla derecha y que ha ido arrastrando durante el 2013.

"Siempre he confiado en mí y en parte esta victoria es gracias a la madurez de mi juego. Ahora empiezo a recoger los frutos después de largo tiempo de espera", apuntó.

Giraldo se verá las caras con el español Nicolas Almagro, "un rival muy fuerte", con el que siempre ha perdido hasta hoy -lleva cinco derrotas- si bien admitió que, tras la eliminación de Nadal, tendrá más posibilidades de lograr el pase a la final de Barcelona.

"Almagro es un gran jugador, pero por supuesto sin Nadal me da una oportunidad un poco más interesante. Pero creo que mañana será igualmente muy duro", concluyó.

Nishikori arrolla a Cilic y se medirá a Gulbis en semifinales

El japonés Kei Nishikori, cuarto cabeza de serie del Conde de Godó, doblegó al croata Marin Cilic (6-1 y 6-3) en una hora y once minutos de partido.

Nishikori, decimoséptimo jugador mundial, no tuvo piedad de Cilic, duodécimo favorito del Godó y que pareció acusar el partido de casi tres horas que jugó ayer contra el español Tommy Robredo. El tenista nipón jugó un partido sin apenas errores ante Cilic, a quien hoy no le funciono una de sus mejores armas, el servicio, que vio como perdía hasta en cinco ocasiones.

Kei Nishikori alcanza por primera vez las semifinales de Barcelona, donde se medirá a noveno cabeza de serie, el letón Ernests Gulbis, también primerizo en la penúltima ronda y que en el primer partido de la jornada se deshizo del ruso Teymuraz Gabashvili.

Deportes

anterior siguiente
-->