Enlaces accesibilidad

Nadal: "La estancia en la Villa Olímpica me ha dado una energía extra"

  • El tenista agradece el apoyo de los deportistas de la delegación española
  • El mallorquín ha contado la sensaciones "especiales" que ha experimentado en el podio
  • A su juicio, Federer sigue siendo el mejor, pese a relevarle como número uno del mundo
  • Su rival, Fernando González, asegura que se marcha "con la frente alta"

Por
Rafael Nadal ha comparecido ante la prensa tras su victoria en Pekín con la primera medalla de oro del tenis español colgada del cuello, con una permanente expresión de felicidad y emoción en su rostro y con el agradecimiento a todos los atletas españoles que han compartido las vivencias olímpicas en la Villa.

"El ambiente de la Villa me ha dado una energía extra. Con los compañeros siempre cerca y con otros atletas españoles animándote cada día. No ha sido como es habitual, en un hotel. Todos ellos me han servido de una gran ayuda aunque ellos no los sepan. Gracias a ellos tengo una medalla", ha destacado Nadal.

El próximo número uno del mundo, que ha dicho sentirse "más deportista que tenista" en los Juegos de Pekín, ha vivido unas sensaciones "especiales" en el podio, mientras sonaba el himno español.

"No me había imaginado estar en el podio. Pero es especial. He oído alguna vez el himno español. Como cuando gané Roland Garros y alguna otra vez. Pero nada como aquí. En los Juegos Olímpicos es especial", ha añadido Nadal.

"Supongo que colocaré la medalla en el mismo lugar que el resto de trofeos. Estoy feliz por ser campeón olímpico y haberlo logrado. Es un gran placer", ha señalado el tenista español.

Federer, el mejor a su juicio

Pese a estar a punto de ser número uno del mundo como campeón olímpico, el español sigue considerando al suizo Roger Federer como el mejor. "No hay duda de que tenística y técnicamente Federer es el mejor para mí. Sigue siendo el mejor. El mejor de la historia. Tiene un talento que le hace manejar una gran variedad de golpes y más recursos que nadie", ha apuntado el balear, que ya ha encontrado nuevos retos.

"¿Mi nuevo reto? Intentar jugar bien la semana que viene, en el Abierto de Estados Unidos. Pero tengo la suerte de que allí, a Nueva York, va también mi amigo Tomeu Salvá Vidal. Llega a la misma hora que yo y eso será estupendo", ha desvelado Rafael Nadal, que entre sus objetivos inmediatos sobresale "acabar el año número uno del mundo y estar en él el mayor tiempo posible".

Por último, Nadal ha agradecido las palabras del nadador estadounidense Michael Phelps, ganador de ocho medallas de oro en Pekín, que se refirió al tenista español. "Sería un placer volver a verle porque en la foto que me hice yo salí mal. Phelps representa los Juegos Olímpicos en sí y es un orgullo para el mundo que haya un deportista como él", ha concluido el mallorquín.

González, satisfecho

Su rival en la final olímpica, Fernando González, se va "con la frente alta" de los Juegos de Pekín y ha definido a Nadal como "el mayor competidor" del circuito.

"Estoy feliz. Durante la semana disfruté mucho y tuve grandes resultados. Tuve la mala suerte de topar con un Nadal que atraviesa un gran momento. Me voy con la frente alta por haber dejado todo dentro de la cancha y haber defendido bien el nombre de mi país", ha dicho.

González se deshizo en halagos hacia su rival, aunque ha rechazado que sea invencible. "Está ganando torneos muy cómodamente, lo hizo en Roland Garros y en Wimbledon dio la vuelta al favoritismo de Federer", ha comentado.

El tenista chileno, que hace cuatro años también ganó el oro en dobles con Nicolás Massu, reconoció que los Juegos le motivan de forma particular. "Soy muy nacionalista, siento mucho la camiseta cuando represento a mi país. La única vez que he llorado fue aquí, cuando logré lo que quería. Aunque siempre quieres más, me voy tranquilo y contento por la alegría que he sentido esta semana y toda la alegría que hay en Chile", ha subrayado.

Deportes

anterior siguiente
-->