Enlaces accesibilidad

'Brexit'

El Gobierno de May presenta su plan para un 'Brexit' suave y emplaza a Bruselas a responder con "pragmatismo"

  • El nuevo ministro del Brexit presenta la controvertida propuesta que ha provocado la dimisión de dos ministros
  • Dominic Raab asegura que es una iniciativa "práctica" al plantear una asociación económica "sin precedentes"

|

Por
El nuevo ministro británico para el 'Brexit', Dominic Raab, en la Cámara de los Comunes
El nuevo ministro británico para el 'Brexit', Dominic Raab, en la Cámara de los Comunes. noticias

El Gobierno de Reino Unido ha presentado este jueves el plan para un Brexit suave que ha vuelto a fracturar al gabinete que lidera Theresa May, al provocar la dimisión de dos ministros partidarios de una ruptura abrupta con el bloque comunitario, y ha emplazado a Bruselas a ofrecer una respuesta con "pragmatismo, compromiso y amistad" para avanzar en las negociaciones.

El encargado de presentar el denominado Libro Blanco sobre la futura relación con la Unión Europea ha sido el nuevo ministro del Brexit, Dominic Raab, que esta misma semana se hizo cargo de la negociación tras la renuncia de David Davis, partidario, al igual que el exministro de Exteriores, Boris Johnson, de cortar todos los lazos con Bruselas, aunque se perdiera el acceso al mercado común.

Ambos han abandonado el Ejecutivo tras imponer May su propuesta, que establece en esencia un área de comercio de bienes con la que Londres tendría que seguir cumpliendo buena parte de la normativa comunitaria. Ante el Parlamento británico, Raab ha defendido que se trata de una propuesta "práctica", que plantea una asociación económica "sin precedentes" entre Reino Unido y la Unión Europea.

Como respuesta al anuncio de Londres, el negociador jefe de la UE, Michel Barnier, ha dicho en Twitter que "analizará" ahora el documento de acuerdo con las directrices europeas y ha expresado sus ganas de empezar a negociar la semana próxima.

Celeridad en las conversaciones

"Ahora, es momento de que la Unión Europea responda, de forma que vayamos a la negociación con un espíritu de pragmatismo, compromiso y, por qué no, amistad, espero, y confío en que la Unión Europea vea nuestras propuestas con el mismo espíritu", ha asegurado Raab en su comparecencia en la Cámara de los Comunes.

El nuevo negociador británico también ha pedido celeridad: "Debería haber un compromiso firme en el acuerdo de salida para que el marco de la futura relación se traduzca en un texto legal lo antes posible". Londres y Bruselas deben pactar los términos de la salida antes del mes de octubre, para que sus respectivos parlamentos tengan tiempo de ratificar el acuerdo antes de que se consume el divorcio, en marzo de 2019.

May logra que sus ministros apoyen su plan de 'Brexit'

El Libro Blanco publicado este jueves detalla el Marco Futuro, que será complementario al Acuerdo de Retirada que también se negocia con Bruselas, e incluye propuestas para una asociación en todas las áreas que el Reino Unido considera relevantes.

Tal como se anunció la semana pasada, en el área económica, propone la creación de "un área de libre comercio para bienes", con equivalencia normativa y un "dispositivo facilitado de aduanas", que haría que este país y los Veintisiete funcionaran como "un territorio aduanero combinado".

Dentro y fuera, al mismo tiempo

Según Raab, su propuesta "sacará al Reino Unido del mercado único y la unión aduanera" y otorgará a Londres "la flexibilidad que necesita para firmar nuevos acuerdos comerciales en todo el mundo", como demandan los partidarios de un Brexit duro.

Esto, según señala Raab en el prólogo, permitirá la continuación de un "comercio sin fricciones" al tiempo que evitará la imposición de controles fronterizos, incluido en la frontera entre Irlanda del Norte e Irlanda, una exigencia central de los negociadores de la Comisión Europea.

En materia de seguridad, el Reino Unido subraya su "compromiso incondicional" con la seguridad del continente y propone una nueva asociación en la que se podrían compartir "efectivos" y se crearían mecanismos para la coordinación de políticas de exteriores y de defensa. El Gobierno quiere además mantener su participación en agencias "clave" como Europol y Eurojust, de cooperación policial y judicial, respectivamente, para lo que se compromete a asumir las normas y los costes que sean necesarios.

En cuanto a las áreas mixtas o que combinan varios elementos, este país propone llegar a acuerdos sobre protección de datos y de cooperación en ciencias e innovación, y disponer un mecanismo para negociar cada año las cuotas de pesca. Reino Unido propone también establecer un "marco de movilidad" para facilitar los viajes de negocios y de turismo así como las estancias de los estudiantes británicos y comunitarios.

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, junto a la primera ministra británica, Theresa May, y el presidente de EE.UU., Donald Trump, en la cumbre de la alianza en Bruselas, el 12 de julio de 2018. Cumbre de la OTAN en Bruselas

El secretario general de la OTAN, Jens Stoltenberg, junto a la primera ministra británica, Theresa May, y el presidente de EE.UU., Donald Trump, en la cumbre de la alianza en Bruselas, el 12 de julio de 2018./AFP PHOTO / BENOIT DOPPAGNE

May contradice a Trump sobre el Brexit

Mientras Raab presentaba el plan en Londres, Theresa May participaba en Bruselas en la cumbre de la OTAN, donde ha tenido que defender su propuesta frente las críticas de quien será su invitado en los próximos días, el presidente de Estados Unidos, Donald Trump.

"El pueblo votó romper", ha comentado Trump, quien este mismo jueves ha viajado a Londres para una visita oficial, en una rueda de prensa. "Imagino que eso es lo que quieren, pero quizás opten por otra vía. No sé si [los británicos] votaron eso", ha abundado, en alusión al Brexit suave que plantea May.

May, que esto días se ha esforzado por minimizar los roces con el líder de un país que será clave para la proyección exterior de Reino Unido cuando deje el bloque comunitario, se ha visto obligada a corregirle: "Lo que hacemos responde al voto del pueblo británico. Eso es lo que hacen nuestras propuestas", ha asegurado.

Unas horas después, Donald Trump y la primera dama, Melania Trump, han aterrizado en Londres para su primera "visita de trabajo" en el país, una visita que apoya solo la mitad de los británicos y en la que hay varias protestas ciudadanas programadas.

Noticias

anterior siguiente